Perros no pueden dejar de llorar tras darse cuenta de que han sido abandonados en el refugio

Para nadie es un secreto que los animales son seres con sentimientos que pueden llegar a ser más puros que los de cualquier persona. Pueden alegrarse, molestarse, estar triste y felices. Con su inocencia, pueden derretir hasta el corazón más duro, y es porque que estamos seguros de que eso es lo que hará la historia a continuación. Te traemos todos los detalles de la noticia de Reshareworthy. ¡Ten a la mano un pañuelo porque lo necesitarás!

Créditos de imagen: Freepik

Créditos de imagen: Freepik

La razón.

Mantener a una mascota es algo que necesita tiempo, esfuerzo, y dinero, solo para mencionar algunas cosas. Los perros, en especial son seres que necesitan salir a caminar, ir al baño, sin dejar de mencionar que necesitan agua y comida constantemente.

Así que la inversión se duplica cuando tienes dos animales. Por eso, una familia decidió tomar una de las decisiones más difíciles de dejar a sus dos perros en un albergue porque era imposible para ellos seguir cuidándolos, y debían tomar acciones con prontitud.

Créditos de imagen: Pexels

Créditos de imagen: Pexels

Las pobres víctimas.

Se trata de dos perritos llamados AJ, de seis años, y su hermano Toby, de aproximadamente la misma edad. Ambos son machos y son una mezcla de Pit Bull con Labrador. El primero de los canes fue descrito como una belleza 100% pura, dulce y amorosa. Le encanta interactuar con otros de su especie y es muy cercano a su hermano perruno.

Créditos de imagen: Facebook/ Saving Carson Shelter Dogs

Créditos de imagen: Facebook/ Saving Carson Shelter Dogs

El lugar seleccionado.

La familia decidió llevar a sus mascotas al Albergue Carson, ubicado en Gardena, California y fundado en julio del 2013. El refugio para perros abandonados por sus familias o conseguidos en la calle promueve activamente la adopción o rescate de los animales a través de sus cuentas en Instagram, Facebook y Twitter.

Créditos de imagen: Facebook/ Saving Carson Shelter Dogs

Créditos de imagen: Facebook/ Saving Carson Shelter Dogs

El camino al abandono.

En su camino al “nuevo hogar”, se puede ver que los pequeños peludos estaban felices y sonrientes, pero no tenían ni idea de que sus vidas sufrirían un vuelco total muy pronto, y todo lo que conocían quedaría atrás. El hogar de estos hermanos sería transformado en una jaula fría sin sus seres queridos y sin estar juntos.

Al respecto, el mismo albergue indicó que “los dos perros se divertían mucho caminando con una correa al lado del otro cuando llegaron, pero ahora están confundidos, solos y se extrañan el uno al otro y también a su casa”. Sin embargo, esto no es lo más triste de la historia.

Créditos de imagen: Facebook/ Saving Carson Shelter Dogs

Créditos de imagen: Facebook/ Saving Carson Shelter Dogs

La ayuda.

Al ver la tristeza de estos animales, el Albergue Carson comenzó una campaña a través de todas sus redes sociales para dar a conocer la historia de AJ y Toby y tratar de salvarlos del calvario en el que ahora se encontraban. De hecho, indicaron que AJ tenía un resfriado y necesitaba la ayuda de alguien.

Créditos de imagen: Facebook/ Saving Carson Shelter Dogs

Créditos de imagen: Facebook/ Saving Carson Shelter Dogs

La tristeza más grande.

El peludo de seis años quedó muy golpeado emocionalmente cuando fue separado de su hermano, y su temor era tan grande por estar solo y en un lugar tan desconocido que comenzó a sollozar en su perrera. La tierna y descorazonadora reacción fue grabada en video por los encargados del refugio.

En el video claramente se puede ver a AJ llorando en su perrera, demostrando así que tenía un dolor muy grande por la situación en la que se encontraba. La grabación fue subida a las redes sociales, y rápidamente captó la atención de las masas.

La reacción en Internet.

En un abrir y cerrar de ojos, el video se hizo viral, haciendo que diversas comunidades de rescate y el público en general se pusiera manos a la obra para salvar a AJ y a Toby del destino que les deparaba. Si no eran adoptados pronto, tendrían que sufrir la eutanasia.

Muchas personas también estuvieron dispuestas a donar dinero para que el proceso de adaptación se pudiera realizar. Al parecer, ambos necesitaban estar completamente sanos para realizarse una evaluación de temperamento, la cual identifica si el comportamiento de un animal es adecuado para ser dado en adopción.

Créditos de imagen: Facebook/ Saving Carson Shelter Dogs

Créditos de imagen: Facebook/ Saving Carson Shelter Dogs

La alegría más grande.

AJ pronto vio la luz en medio de la tormenta y su tristeza fue reemplazada por gozo cuando fue sacado del albergue. Para mostrar su felicidad, se le puede ver meneando su cola en el video que grabaron los rescatistas en el momento en el que recibió su libertad.

Acerca de su rescate, el albergue escribió que “esta belleza tocó los corazones de mucha gente y fue suficientemente afortunado para tener su libertad y salir del refugio, a pesar de que se encuentra luchando contra un resfriado.” AJ fue rescatado y esperaban que al día siguiente su hermano también.

El grupo de rescate estaba trabajando en conjunto con otro que también estaría salvando al querido hermano de AJ, Toby, con el fin de que fueran reunidos. Ambos estaban seriamente deprimidos desde que fueron separados. La publicación terminó con un “que tengas una feliz vida, dulce AJ”.

El final feliz.

Afortunadamente, lo que todos anhelaban fue exactamente lo que sucedió. AJ fue adoptado por una nueva y amorosa familia al poco tiempo, la cual estuvo dispuesta a darle todo el amor que merecía. Pero, ¿qué fue lo mejor de todo? Poco después la familia también decidió adoptar a Toby. ¡Los hermanos finalmente estarían juntos de nuevo!

Créditos de imagen: Freepik

Créditos de imagen: Freepik

Este final feliz fue gracias a personas con un gran corazón que pusieron su granito de arena para que los dos hermanos no tuvieran un final fatal y pudieran ser reunidos para continuar felices sus vidas. Que la historia de AJ y Toby sea un recordatorio de que los animales merecen amor y cuidado como cualquier ser vivo.