logo
twitter.com/daftjock
Fuente: twitter.com/daftjock

Desahucian a abuela de 78 años con demencia porque su hija la visitó a través de un vidrio

Fabricio Ojeda
19 nov 2020
21:00
Compartir
FacebookFacebookTwitterTwitterLinkedInLinkedInEmailEmail

La hija de la anciana dijo que la decisión del centro de echar a su madre se debe a una venganza después de que ella viera a su pariente a través de una ventana.

Publicidad

La familia de Elizabeth Bow está muy preocupada porque la abuela de 78 años está siendo desalojada de la casa de cuidados donde reside, solo porque una de sus hijas la visitó a través de una ventana.

Las autoridades de la institución Aspen Hill Village en Leeds, Inglaterra, explicaron en un comunicado que tomaron estas medidas debido a que los familiares habían violado 'repetidamente' su política de visitas.

Mujer de tercera edad sentada viendo por una ventana | Foto: Freepik

Publicidad

Por su parte, la hija de la anciana, Denise Hobbs, aseguró que las veces que se han presentado en el lugar a ver a su pariente, lo han hecho bajo la aprobación del personal. Ahora está aterrorizada al saber que debe buscarle otro hogar a su madre en medio de una pandemia.

Hobbs está convencida de que la decisión del centro de echar a su madre se debe a una venganza, luego de que ella viera a su madre a través de una ventana el pasado 4 de octubre. El centro negó cualquier acusación.

Adulta mayor cabizbaja en una habitación. | Foto: Pixabay

Publicidad

Hobbs publicó en Twitter que el pasado 29 de octubre su madre cumplió 78 años y que, después de haberla visto a través de una ventana, la institución decidió echar a la septuagenaria en un plazo de 19 días. “Mamá tiene demencia vascular. ¡Por favor detengan esto!”, rogó la hija en el tuit.

En abril, la señora Bow además se contagió de COVID-19 y estuvo cerca de fallecer. Su hija Denise contó que tuvo que ser internada en un hospital y recibir oxígeno. La familia estaba preparada para lo peor, pero afortunadamente la enfermera jubilada pudo salir del cuadro infeccioso.

Mujer mayor mira por una ventana. | Foto: Freepik

Publicidad

Las políticas de visita en las casas de cuidado de ancianos se han restringido significativamente los últimos meses, limitando muchísimo a los familiares poder estar con sus parientes hospedados en estos lugares.

En el caso de la señora Bow, ella no ha podido abrazar, tocar o acariciar a sus parientes desde hace 46 días aproximadamente, por lo que Denise Hobbs, de 53 años, siente que su madre ha quedado abandonada.

Publicidad

Esta situación ha llevado a los ministros de Inglaterra a prometer que permitirán visitas en persona antes de que llegue la Navidad, y que estas estarán respaldadas por un régimen de pruebas en contra del COVID-19 para cuidar la salud de los adultos mayores.

Mientras tanto, las autoridades del Aspen Hill Village comunicaron a la familia de Denise Hobbs que la residencia había accedido a darle más tiempo para encontrar un nuevo lugar donde su madre pueda vivir.

Publicidad

Los adultos mayores ubicados en centros de cuidado de Inglaterra están viviendo tiempos muy difíciles por la pandemia. Lo que resulta más lamentable es que muchos de ellos no han tenido contacto personal con sus familiares desde marzo.

Han dejado de pasar momentos muy especiales con sus seres amados, como los cumpleaños, aniversarios y bodas. Tal es el caso de los dos abuelitos de un novio, que a pesar de estar hospedados en un centro de cuidados del cual no pueden salir, vistieron sus mejores atuendos para acompañar a su nieto.

Publicidad