Niño negro de 9 años quedó traumatizado luego que una mujer blanca lo acusó con la policía

Una mujer de Brooklyn está en el ojo del huracán después de llamar al 911 por un niño pequeño, alegando que este la había tocado a tientas en una tienda de delicatesen.

El incidente ha provocado un revuelo en las redes sociales porque la mujer es blanca y el niño pequeño es negro.

Todo sucedió el miércoles en el Sahara Deli Market en Albemarle Road en Flatbush, cuando la mujer identificada como Teresa Klein se encontraba en el mostrador cuando el niño pasó junto a ella.Según Klein, el niño "le agarró el trasero", y decidió llamar a la línea de emergencia ante el abuso.

De acuerdo a lo publicado por Pix 11, un testigo registró en video el momento cuando Klein se enfrentaba al niño y su madre fuera del establecimiento.

En él se puede observar cómo a medida que la mujer le gritaba a la familia, los niños lloraban y  atraían a una multitud de espectadores sorprendidos.

Jason LittleJohn tomó el video y lo publicó en línea. 

¿Cómo podría ser asaltada sexualmente por un niño de nueve años que está caminando?, dijo Jason LittleJohn, quien filmó el video y lo publicó en línea.

"Estaba tan traumatizado por la situación que comenzó a llorar, su hermana comenzó a llorar", continuó.

LA PRUEBA

El video de vigilancia del interior de Sahara Deli parece reivindicar al joven, mostrando claramente como camina con su madre y sale de la tienda junto a su familia, pero a pesar de ello, Klein se apega a su historia.

"Estaba parada en el mostrador, y fui atacada sexualmente", afirmó.

LA REALIDAD

A pesar de que Klein insiste en que presentó un informe policial el día de los hechos, los funcionarios de la policía de Nueva York confirmaron a PIX11 que no existe ningún informe relacionado con el incidente.

El presidente del condado de Brooklyn, Eric Adams, está pidiendo a la policía de Nueva York que investigue a Klein y determine si ella violó la ley o no.

UNA MUJER BLANCA LLAMÓ A LA POLICÍA PORQUE UNOS NEGROS HACÍAN BARBACOAS. ASÍ RESPONDIÓ LA COMUNIDAD

Cientos de personas bailaron al ritmo del hip-hop y el soul de los 80 y escucharon a los candidatos afroamericanos locales que hacían sus lanzamientos. Pero esta comida al aire libre en Oakland, California, no fue un festival de primavera.

El evento, denominado "BBQing While Black", fue la poderosa respuesta de una comunidad a lo que muchos percibieron como otro ejemplo más del racismo cotidiano.

Todo comenzó el 29 de abril, cuando de acuerdo a informes una mujer blanca llamó a la policía porque unas personas negras, según ella, estaban usando una parrilla de carbón en un área donde estaba prohibido, reportó CNN.

A pesar de que la policía de Oakland llegó al lugar, nadie fue arrestado, pero el episodio de 25 minutos que fue capturado en un video, luego fue publicado en YouTube.

A medida que se extendió la noticia de la escaramuza, se le fue agregando combustible a la disputa nacional sobre personas blancas que llamaban a la policía para denunciar a gente negra por razones aparentemente triviales.

NIÑO DE 9 AÑOS FUE INMOVILIZADO POR LA POLICÍA

Pero este no es el único caso de un niño que debe enfrentar a las autoridades. Luego de que salió a flote un video de dos oficiales reteniendo un chico de Atlanta en el suelo, la policía explicó las circunstancias del incidente y publicó evidencia de lo que ‘realmente’ pasó.

El hecho ocurrió cuando agentes respondieron a una llamada de violencia doméstica en la cuadra 300 de Sartain Drive, Athens.

Si deseas conocer más sobre esta historia haz click aquí.