MediosMúsica

29 de julio de 2020

Manny Manuel, el cantante puertorriqueño, fue hospitalizado tras sufrir recaída en su alcoholismo

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail

Publicidad

El cantante puertorriqueño recayó en su adicción al alcohol y fue hospitalizado de emergencia en una clínica de la isla.

Manny Manuel, cantante boricua de merengue, se encuentra en tratamiento en un hospital de su natal Puerto Rico tras una recaída en su problema con el alcoholismo.

Su representante, Luisín Martí, emitió un comunicado oficial donde entregó algunos detalles de la difícil situación que atraviesa el artista.

Publicidad

Al parecer, Manny se encontraba de viaje en el país para resolver algunos asuntos personales, sin embargo, durante su estadía sufrió una recaída.

“Ahora mismo está siendo cuidado por un panel de expertos en medicina, quienes tienen nuestra plena confianza", dijo el mánager.

Publicidad

El representante no sólo agradeció a los fanáticos por las continuas muestras de apoyo y las oraciones sino que aclaró que el artista está en las mejores manos y se espera que pronto esté de vuelta en los escenarios.

Asimismo, se abstuvo de compartir más detalles sobre su estado de salud para proteger los derechos de él como paciente, consignados en la Ley HIPAA.

Publicidad

En 2019, una presentación del cantante de merengue en gran canaria fue suspendida por Inmaculada Medina, concejala de Fiestas, quien subió al escenario y canceló el evento, no sin antes pedir disculpas a los asistentes por el estado de ebriedad del cantante.

La funcionaria del Ayuntamiento declaró que el cantante tiene una enfermedad y debe ser tratado como tal. Tras el incidente, el artista afirmó que su estado se debía a una carga de ansiolíticos que tomó antes de presentar su espectáculo.

Publicidad

El cantante admitió hace una año su problema con el alcohol en una entrevista exclusiva con Tony Dandrades, quien reconoció que no solo el evento en España sino otros incidentes que ha sufrido en los últimos años tienen como común denominador el consumo de alcohol.

En esa oportunidad, Manny aprovechó para aclarar que su asistente, Carmen Llanette Ortíz, no era la responsable de su condición, pese a que algunos medios de comunicación en la isla la culparon por sus desaciertos.

Finalmente, el puertorriqueño, en medio de lágrimas, admitió que su llanto era de agradecimiento por aún estar vivo, pues mientras continúe con vida hay oportunidad de luchar.

Ahora, sus fanáticos, amigos y familiares continúan a la espera de noticias sobre su tratamiento y recuperación tras su reciente recaída.

Publicidad