Niña de 4 años de Nuevo México queda paralizada como secuela del COVID-19

Ernesto Ojeda
02 feb 2021
21:20
Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail

La pequeña recibió el alta el pasado lunes 28 de enero, después de ocho meses de hospitalización, de los cuales los primeros cinco fueron en la Unidad de Cuidados Intensivos.

Publicidad

Stella Martin, de 4 años, se ha llevado la peor parte del COVID-19. Y es que a tan corta edad, es posible que nunca se recupere de la parálisis producida por el agresivo virus.

Su madre, Cassandra Yazzie, contó a la prensa que hace ocho meses la pequeña estaba jugando en la cama cuando le expresó que tenía dolor de espalda. Desde ese momento, la niña “se quedó flácida” entre sus brazos.

Publicidad

Cuando fue trasladada al Centro Médico Regional de San Juan, y posteriormente al Hospital de la Universidad de Nuevo México (UNM Hospital), los médicos le diagnosticaron COVID-19.

Asimismo, le explicaron a su mamá que la pequeña padece mielitis transversa aguda, como resultado del coronavirus. Esta enfermedad se genera tras una inflamación aguda de materia gris y blanca en uno o más segmentos unidos a la médula espinal.

Publicidad

Según los galenos que atendieron a Stella, este es el primer caso de mielitis trasversa aguda relacionado con el COVID-19 que se diagnostica en un niño en ese hospital. Y aunque muchos logran recuperarse por completo, están casi seguros de que no será el caso de la pequeña paciente.

El doctor Barry Ramo explicó que el coronavirus causa una respuesta hiperinmune en los niños, y que esto pudo haber generado la inflamación espinal en la espalda de Stella.

Publicidad

YA RECIBIÓ EL ALTA

El portal web de ABC7NY publicó que la menor y su madre finalmente abandonaron el hospital este lunes, tras ocho meses de hospitalización.

Stella había pasado cinco meses en la Unidad de Cuidados Intensivos pediátrica de la UNM y los otros tres meses en el Hospital Carrie Tingley, donde se hizo amiga de todo el personal de salud.

Publicidad

Afortunadamente la niña tuvo la fuerza de resistir su diagnóstico y vencer el coronavirus, a diferencia de su padre, quien perdió la vida por la enfermedad. Stella manifiesta que lo extraña mucho.

El personal de la UNMH, que se encariñó mucho con la pequeña, le aplaudió al salir del hospital. Por su parte, la madre dijo estar muy agradecida con todos los trabajadores de la salud que estuvieron al cuidado de su hija.

Niña acostada en su cama de hospital. | Foto: Shutterstock

Otra niña con COVID-19 que está luchando por su vida es una bebé mexicana que permanece internada en el Hospital Pediátrico de la Villa, en Ciudad de México.

Su padre también libra la batalla contra el coronavirus, mientras que la madre, embarazada de seis meses, atraviesa muchas limitaciones para visitarlos a ambos.

Publicidad

En AmoMama.es hacemos todo lo posible para brindarte las noticias más actualizadas sobre la pandemia de COVID-19, pero la situación cambia constantemente. Alentamos a los lectores a consultar en línea las actualizaciones del CDС, WHO y los departamentos locales de salud para mantenerse actualizados.¡Cuídate!