logo
Getty Images
Fuente: Getty Images

Encierran a 15 personas en una cueva por 40 días y comparten los resultados del experimento

Mayra Pérez
27 abr 2021
17:40
Compartir
FacebookFacebookTwitterTwitterLinkedInLinkedInEmailEmail

Ha concluido con éxito el experimento ‘Deep Time’, donde un grupo mixto de adultos se encerró a voluntad en una cueva durante mes y medio.

Publicidad

En medio de aplausos, el grupo de 15 personas salió de la cueva donde permanecieron por 40 días con sus noches. Enfundados en gruesos abrigos y protegiendo sus ojos con gafas oscuras especiales, todos mostraron sus sonrisas felices en sus pálidos rostros.

“¡Y aquí estamos! Para nosotros fue una verdadera sorpresa. En nuestras cabezas, habíamos entrado en la cueva hace 30 días”, dijo Christian Clot, director del proyecto, según cita The Guardian.

Publicidad

EXPERIMENTO CURIOSO

El fundador del Human Adaptation Institute, Christian Clot, diseñó este curioso experimento para evaluar los efectos del aislamiento en los seres humanos. Lo nombró ‘Deep Time’ o ‘Tiempo Profundo’, en español.

Para ello seleccionó a 14 voluntarios saludables, siete hombres y siete mujeres cuyas edades están comprendidas entre los 27 y los 50 años.

Previo a su confinamiento, al grupo de participantes se les sometió a diversos exámenes, a fin de obtener datos sobre su cerebro y su capacidad cognitiva. La idea era tener una base de comparación a la salida, para descubrir los cambios ocurridos tras la experiencia.

Publicidad

Los voluntarios ingresaron en la cueva Lombrives, ubicada al suroccidente de Francia, donde la luz solar no se percibe de ninguna manera y la temperatura promedio es de 12 grados centígrados y la humedad de 95%.

No llevaron relojes, teléfonos celulares ni ningún dispositivo electrónico, por lo que el aislamiento del mundo exterior era absoluto, así como también la posibilidad de captar alguna señal del paso del tiempo.

El grupo organizó un campamento con carpas; tenían un dispositivo que les permitía generar algo de electricidad a través de pedales y podían obtener agua de un pozo con una profundidad de 45 metros.

Publicidad
Publicidad

DENTRO DE LA CUEVA

La experiencia dentro de la cueva no fue igual para todos los voluntarios. Sin embargo, en lo que todos coincidieron fue en sentir que habían estado encerrados mucho menos tiempo del real. Inclusive alguien expresó que creía que tan solo llevaba 25 días aislado.

La única referencia de tiempo que tuvieron fueron sus propios cuerpos y sus ciclos de sueño naturales. Algo interesante es que con el paso de los días, el grupo comenzó a sincronizarse.

Todos los habitantes de la cueva tenían tareas que realizar, organizadas con base a ese patrón de sueño. Para dos tercios del grupo, la experiencia fue tan agradable que hubieran deseado que se prolongara. Otra persona mencionó que tuvo intensos deseos de salir a la luz a lo largo del encierro.

“Fue como presionar un botón de pausa”, dijo Marina Lançon, una de las voluntarias, según recoge BBC.

Publicidad
info
¡Por favor, ingresa tu correo electrónico para que podamos compartir contigo nuestras mejores historias!
Al suscribirse, usted acepta nuestra Política de Privacidad
Publicaciones similares

Mujer se sienta cerca del lago donde hermano se ahogó hace 2 años y ve a su perro salir del bosque - Historia del día

20 de abril de 2022

Pobre señor que limpia aeropuertos ve un bolso roto en avión abandonado: halla dinero y una nota adentro - Historia del día

22 de abril de 2022

Mujer de 47 años sin hijos va al hospital con fuertes dolores: sostiene a un recién nacido en brazos 1 hora después

22 de mayo de 2022

Conserje camina 2,5 horas a diario para llegar al trabajo hasta que sus colegas se enteran - Historia del día

02 de mayo de 2022