NoticiasNoticias mundiales

12 de julio de 2021

Mamá hace que su hija de seis años se cocine y lave porque ella es "vaga"

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail
Cargando...

Publicidad

Una madre de tres chiquillos se defiende de los críticos que la llaman "mala madre" y "vaga" por la relajada forma en la que cría a sus hijos.

En AmoMama, te hemos contado historias de padres que han causado indignación por ser demasiado estrictos con sus hijos. Hace poco te contamos de la niña que murió porque su mamá la obligó a estar de pie por tres días.

El día de hoy, te traemos una historia que viene del otro extremo. En los Estados Unidos, una madre es criticada por ser demasiado "vaga" cuando se trata de criar a sus pequeños.

Cargando...
Cargando...

Publicidad

Amanda Melrose tiene 41 años, y no deja que las críticas la afecten. Admite que es una mamá "vaga", y sin pena alguna. En su canal de YouTube, Melrose defiende su enfoque de crianza independiente.

Según Amanda, su hija Peyton, de 6 años, ya ayuda en la casa y hasta prepara sus propias comidas. Cuando hace un desastre, lo limpia. Pero todo sin órdenes ni ser obligada a hacer nada que no quiera.

Peyton también recoge sus propios juguetes y guarda su ropa sucia. Además, la madre espera que los niños la ayuden con tareas de la casa a medida que vayan creciendo.

Cargando...

Publicidad

En su hogar, no hay horario alguno. Los niños se levantan y acuestan cuando quieren, y comen cuando tienen hambre. Así, se ahorra la energía que otros padres gastan obligando a sus hijos a tomar siestas o comer.

Cargando...

Publicidad

La mujer no aplica ningún tipo de castigos ni recompensas. Les enseña a atar sus zapatos o usar el inodoro cuando muestran interés ellos mismos. Incluso la educación de los niños sigue un camino poco tradicional.

En vez de ir a la escuela, Amanda permite a su hija guiar su propio aprendizaje en casa. Ella decide qué temas estudiar cada día, y Amanda no tiene que obligar a Peyton a estudiar. La niña pasa el día entero leyendo por pasión propia.

Incluso cuando sus bebitos gemelos comienzan a pelear, la madre se niega a intervenir. Únicamente se involucra si hay riesgo de que alguien salga herido, pero fuera de eso, les da absoluta libertad.

Para evitar pataletas, nunca les dice que no. No importa si quieren saltarse los vegetales o comer otro bocadillo, la respuesta siempre es sí. Para Melrose, ser una "mamá vaga" es la mejor forma de evitar conflictos en el hogar.

Y tú, ¿qué opinas? ¿Estarías dispuesto a probar los métodos de crianza de Amanda Melrose? ¡Cuéntanos en los comentarios!

Cargando...
Cargando...

Publicidad