logo
Getty Images
Fuente: Getty Images

Anthony Hopkins abandonó a su única hija cuando ella era niña: se reencontraron, pero no duró mucho

Compartir
FacebookFacebookTwitterTwitterLinkedInLinkedInEmailEmail

El popular actor galés abandonó a su hija de 14 meses cuando se divorció de su primera esposa. Padre e hija se reencontraron años después, pero el dolor que causó su ausencia perduró y pronto dejaron de hablarse.

Publicidad

Anthony Hopkins nació en Port Talbot, Gales, en 1937. Era hijo único. No le fue bien en la escuela y, a la edad de diecisiete años, la abandonó.

El joven se inspiró en el actor local, Richard Burton. Él obtuvo su autógrafo a la edad de quince años. Entonces decidió convertirse en actor y puso su mirada en el escenario. Más detalles abajo.

Anthony Hopkins, y su hija, Abigail Hopkins [izquierda]; Un retrato del legendario actor, Anthony Hopkins [derecha]. | Foto: Getty Images

Publicidad

INICIOS EN SU CARRERA

El histrión ingresó al Teatro Nacional en 1960, pero le daban papeles sin líneas en obras de teatro. Hopkins estaba muy descontento. Entonces, con ese deseo feroz de ser una estrella, se enfrentó al director de casting y le preguntó qué tenía que hacer para obtener los papeles principales.

A principios de los 70, Hopkins se convirtió en una estrella del escenario londinense. En 1974, el galés se mudó a Estados Unidos con la intención de convertirse en una estrella de Hollywood. Poco después, obtuvo papeles en películas como “A Bridge Too Far” y “Elephant Man”.

Lee más: Arnold Schwarzenegger y Maria Shriver comparten 4 hijos: la razón del divorcio y los remordimientos del actor

Publicidad

También apareció en miniseries de televisión como “Hollywood Wives” y “Great Expectations”. En 1991, Hopkins saltó a la fama cuando consiguió el papel del Dr. Hannibal “The Cannibal” Lecter en “Silence of the Lambs”. El actor ganó un Óscar por su actuación en la película.

Anthony Hopkins y su hija, Abigail Hopkins, alrededor de 1991. | Foto: Getty Images

Publicidad

Desde entonces, el famoso histrión ha disfrutado de un éxito estelar en Hollywood, apareciendo en múltiples películas de gran éxito a lo largo de los años.

Recientemente también obtuvo elogios de la crítica por su actuación como un anciano londinense luchador que sucumbe a la demencia en “The Father”.

SU VIDA PERSONAL

El actor estaba luchando contra el alcoholismo cuando se casó con la actriz Petronella Barker en 1966. Se conocieron mientras el galés filmaba una obra de teatro.

Supuestamente, su matrimonio no fue feliz al principio, pero le dieron la bienvenida a su hija Abigail dos años después, en 1968.

Publicidad

Después del nacimiento de su hija, Hopkins comenzó a salir más y sus hábitos de bebida aumentaron. A veces, el galés se bebía una botella de tequila en un día.

Publicidad

Según reportes, en una ocasión en 1970, Hopkins supuestamente estaba tan borracho que perdió un vuelo de regreso a Londres. Debido a esto, los estudios Pinewood presuntamente tuvieron que enviar a una de sus secretarias, Jenni Lynton, a buscarlo.

El actor inició una relación con Lynton, y dos años después, en 1972, se divorció de su esposa y la dejó sola al cuidado de su única hija.

Se casó con Lynton un año después, antes de mudarse a Estados Unidos con ella en su búsqueda de una carrera en Hollywood. Al igual que su primer matrimonio, el actor se divorció de su segunda esposa en 2002.

Hopkins se casó con su tercera esposa, Stella Arroyave, en 2003, quien, según explicó el actor, lo hizo feliz después de años de malas relaciones.

Publicidad
Publicidad

ABANDONÓ A SU HIJA

Abigail tenía 14 meses cuando su padre, Hopkins, la abandonó a ella y a su madre. En una entrevista, la joven reveló que solo veía a su padre una vez al año durante su infancia.

Cuando ella tenía 16 años, se apartaron por completo cuando ocurrió una pelea con Hopkins por el trato a su madre. Abigail abandonó la universidad cuando tenía 18 años y poco después sufrió una crisis nerviosa.

Lee también: Tom Hanks tiene un hijo mayor idéntico a él que recuerda al actor tratando de "llegar a fin de mes"

“Reprimí tanta emoción en mi infancia que hizo que mi mente se eclipsara. Estuve muy cerca de suicidarme. Fue el peor momento que puedo recordar. Abusé totalmente de mi mente y mi cuerpo”, contó la joven en una ocasión.

Publicidad

Después de este episodio, se formó como actriz en el Instituto Lee Strasberg de Nueva York. En 1990, Hopkins y Abigail tuvieron un breve reencuentro, lo que le permitió a ella tener cameos en dos de sus películas, “Shadowlands” y “The Remains of the Day”.

Publicidad

CONTINÚAN DISTANCIADOS

Hablando sobre la experiencia de filmación con su padre, Abigail reveló que, incluso en el set, ella y su padre se mantenían apartados y rara vez hablaban. Desde entonces, apenas se han hablado durante dos décadas y siguen amargamente distanciados.

Abigail, una cantautora residenciada en Londres, reveló que su padre nunca ha estado en ninguno de sus conciertos, a pesar de que varios de sus viajes a la capital inglesa coincidieron con sus actuaciones.

La cantante reveló que ella y Hopkins comparten algunos rasgos debido a sus genes. Estos incluyen su amor por la actuación, algunos de sus rasgos depresivos y, sobre todo, tocar la guitarra, una afición que heredó de su padre.

Publicidad

A pesar de sus años de relación separada, Abigail se ha mostrado reacia a criticar a su progenitor, y en su lugar, ha aceptado la independencia que le brinda su música y se ha dado tiempo para alejarse de su sombra.

Publicidad

REFLEXIONES DE HOPKINS

The Radio Times le preguntó al ganador del Óscar si era abuelo o no. El actor respondió con frialdad que no sabía ni le importaba si Abigail tenía hijos.

“No tengo idea. La gente se separa. Las familias se separan y, ya sabes: ‘Sigues con tu vida’. La gente toma decisiones. No me importa de una forma u otra”, dijo.

El actor también reveló que no sabía dónde vivía Abigail y que la gente podía hacer lo que quisiera. Los niños no tienen que querer a sus padres, y tampoco es obligatorio que alguien ame a su familia.

A Hopkins le dijeron que su respuesta sonaba fría, y el legendario actor respondió que era fría porque la vida es fría.

Publicidad

Sus comentarios sobre Abigail presuntamente se derivan de su larga y tortuosa relación. Además, el actor a veces se sentía rechazado por su hija, de igual forma en que él la había rechazado cuando era niña.

Publicidad

El ganador del Óscar también atribuyó sus relaciones difíciles pasadas a su hábito de beber, que casi dañó su salud. También culpó a su difícil crianza debido a que sus padres lo enviaron a un internado que odiaba.

Lee más: Dina, esposa de Clint Eastwood por 18 años, se casó con amigo cuya exesposa tuvo romance con el actor

A Hopkins también le diagnosticaron recientemente el síndrome de Asperger, una condición neurológica que afecta la interacción social.

Aunque ha tratado de representarse a sí mismo con calidez y amabilidad, siempre se ha sentido vacío por dentro durante toda su vida.

En México, el Sistema Nacional de Apoyo, Consejo Psicológico e Intervención en Crisis por teléfono ofrece atención a través del 0155 5259-8121. En Estados Unidos, puede llamar a la Red Nacional de Prevención del Suicidio al 1-888-628-9454. En España, llame al Teléfono contra el Suicidio a través del 911 385 385. Otras líneas internacionales de ayuda al suicidio pueden encontrarse en befrienders.org.

Publicidad
info

AmoMama.es no promueve ni apoya violencia, autolesiones o conducta abusiva de ningún tipo. Creamos consciencia sobre estos problemas para ayudar a víctimas potenciales a buscar consejo profesional y prevenir que alguien más salga herido. AmoMama.es habla en contra de lo anteriormente mencionado y AmoMama.es promueve una sana discusión de las instancias de violencia, abuso, explotación sexual y crueldad animal que beneficie a las víctimas. También alentamos a todos a reportar cualquier incidente criminal del que sean testigos en la brevedad de lo posible.