logo
Shutterstock
Fuente: Shutterstock

Marido se burla de viejo sofá que esposa compró en mercado de pulgas: nota una cremallera minutos después - Historia del día

Vanessa Guzmán
14 abr 2022
23:00
Compartir
FacebookFacebookTwitterTwitterLinkedInLinkedInEmailEmail

Un esposo se burla de su esposa por comprar un viejo sofá por $100 en un mercado de pulgas. Pero minutos después de moverlo dentro de la casa, encuentra una pequeña cremallera y descubre algo impactante en su interior.

Publicidad

Lorena García era la típica madre de 30 años que encontraba pequeños placeres en comprar cosas usadas a precios asequibles. Así ahorraba algo de dinero del presupuesto mensual.

Algunas de ellas definitivamente no eran muy agradables a la vista. Eso provocaba a menudo que su esposo, Henry, se burlara de ella y llamara a sus compras de segunda mano una obsesión "loca".

Pero a Lorena no le importaba lo que dijera Henry. Después de ocuparse de toda la casa y de sus seis hijos, las compras de segunda mano eran lo único que le ofrecía algo de relajación y un poco de placer.

Entonces, cuando un día vio un sofá por $100 en un mercado de pulgas, supo que debía tenerlo. Sus cojines estaban deteriorados y había algunas manchas en el respaldo. Pero Lorena pensó que sería un gran reemplazo para su viejo sofá, que tenía resortes que sobresalían de la tela.

Publicidad

Así que se acercó al viejo que lo vendía y se lo compró antes que otro lo quiera también. "Su elección es excelente, señora. Tiene buen ojo para estas cosas", le dijo el vendedor, mientras ella le entregaba un billete de $100.

Las mejillas de Lorena se sonrojaron. "Oh, bueno, estoy muy interesada en este tipo de cosas. Puedo detectar rápidamente una buena oportunidad", dijo con alegría por haber hecho un trato excelente.

Sin embargo, cuando le pidió a Henry que la ayudara a llevarlo a casa, él comenzó a criticarla. "¿OTRA VEZ? ¿Fuiste a tus estúpidas compras otra vez?".

"¡Oh, Henry! No vas a creer lo que encontré en el mercado de pulgas. ¡Es un sofá! ¡Y solo por $100! ¡Y no parece tan viejo!".

Publicidad

"¡$100! ¿Has perdido la cabeza, Lorena? ¡Dios mío!".

Lee también: Mujer pobre cuida a su abuela enferma: hereda su viejo sofá tras su muerte - Historia del día

"Oh, vamos, Henry. ¡No es tan malo como crees! Ni siquiera lo has visto. Ahora, por favor, ven rápido. No puedo llevarlo por mi cuenta".

Mercadillo de mercancía de segunda mano. | Foto: Unsplash

Mercadillo de mercancía de segunda mano. | Foto: Unsplash

Publicidad

"¡Sé que esa cosa será como las otras tonterías que compras! ¡No puedo creer que tenga que dejar el trabajo por eso! ¡Te juro que esta es la última vez que me rindo ante alguna de tus horribles compras!", la regañó y colgó.

Lorena estaba feliz. Miró con orgullo el sofá, pensando que había hecho un trato increíble. Pero cuando Henry lo vio, perdió la calma. Él se burló de ella durante su viaje a casa, diciéndole que había derrochado todo su dinero, llamando al sofá un "pedazo de basura".

Mientras pasaba al lado del mueble, lo empujó hacia una esquina, todavía enojado por la pérdida de dinero. Pero luego su mirada fue atraída por una pequeña cremallera escondida debajo. La abrió por curiosidad para ver lo que había dentro y descubrió un par de aretes, una pieza de diamantes y perlas de aspecto brillante.

Publicidad

"¡Lorena!", gritó Henry. "¡Ven aquí!".

"¿Qué pasó?", preguntó ella, apresurándose desde la cocina.

Henry se rio. "¡Tu estúpida obsesión en realidad nos hizo ricos! Mira esto, ¡lucen como diamantes! Podemos venderlos y comprar un auto nuevo".

Lorena le lanzó una mirada de desaprobación. "Bueno, Henry. Estoy seguro de que son copias bastante buenas. Soy una experta en compras de segunda mano y he encontrado varias piezas que se ven exactamente como las originales".

"Pero, ¿y si no lo son? ¡Tenemos que llevarlos a un joyero para que los revisen!".

Publicidad

"¡Nos acusarían, Henry!".

Aretes lujosos. | Foto: Pexels

Aretes lujosos. | Foto: Pexels

"¿A quién le importa? ¡Piensa en el dinero si es real!". Henry no quería escuchar a su esposa. Obligó a Lorena a acompañarla a la joyería y resultó que estaba equivocada.

Publicidad

"Bueno, son diamantes de verdad", declaró la joyera mientras los examinaba.

"¿Qué pasa con el precio?", preguntó Henry, emocionado.

"Bueno, estamos viendo algo que vale miles de dólares".

Los ojos de Harry se iluminaron. "¡¿MILES DE DÓLARES?!".

“$30 mil, señor”, dijo el joyero sonriendo, “y eso es un mínimo. Tiene un diseño único, con cortes intrincados y no nos olvidemos de las perlas naturales que lleva”.

¡Lorena y Henry no podían creer lo que estaban escuchando! Mientras salían de la tienda, Henry recomendó que los vendieran y compraran un auto nuevo. Pero Lorena tenía algo más en mente.

Publicidad

"Voy a devolvérselo al tipo que me vendió el sofá, Henry".

"¿Qué? ¿Estás loca? ¡Piensa en el futuro más brillante que nos espera! ¡No puedes ser tan tonta!".

"Bueno", ella lo miró mientras le arrebataba los aretes de las manos. "No quiero vivir una vida mejor a expensas de los demás. ¡Así que los devuelvo!".

Anciano solitario. | Foto: Pexels

Anciano solitario. | Foto: Pexels

Publicidad

Henry no estaba complacido con la decisión de Lorena, pero a ella no le importaba. Regresó al mercadillo para buscar al anciano, pero no lo veía por ninguna parte. Les preguntó a algunos otros vendedores si sabían quién era él, pero nadie lo conocía.

Lorena estaba decepcionada, pensando que no volvería a ver al hombre. Pero cuando se acercó al final de la calle, lo vio entrar en una casa antigua.

"¡Disculpe, señor!", gritó Lorena.

El anciano se dio la vuelta y la reconoció de inmediato. "¡Oh, tú! ¿No fuiste tú quien me compró el sofá?".

Ella sonrió. "Sí. Lo estaba arreglando y encontré esto en un compartimento detrás de él", dijo, mostrándole los aretes de diamantes.

Publicidad

El anciano sonrió y sus ojos se llenaron de lágrimas. "¡Oh, caramba! ¡Ahí están! Son los aretes de mi difunta esposa. Los busqué por todas partes. Se los había escondido a mis hijos codiciosos, quienes vendieron casi todas sus joyas por dinero”

“Gracias por traerlos de vuelta, pero ¿sabes qué? Ahora son tuyos. ¡Guárdalos! Creo que finalmente han encontrado un nuevo dueño".

Lee también: Anciano deja todas sus propiedades a joven esposa: nieta solo hereda un viejo granero - Historia del día

"No, señor. No puedo quedármelos. Son realmente valiosos, y son de su esposa".

Publicidad

"Por favor, insisto".

Abuelo compartiendo con su nieto. | Foto: Pexels

Abuelo compartiendo con su nieto. | Foto: Pexels

Lorena no quería aceptar los aretes, pero el hombre siguió insistiendo, por lo que cedió. Esa noche en casa, le contó a Henry al respecto y agregó que el vendedor vivía solo en una casa antigua. No tenía a nadie que cuidara de él.

Publicidad

Henry se sintió horrible por su comportamiento egoísta y se disculpó con su esposa. Al día siguiente, visitaron al hombre mayor para agradecerle y hacerle una oferta.

"En realidad, señor", dijo. "Nos preguntamos si le gustaría mudarse con nosotros. Tenemos seis hijos, pero debido a que Lorena y yo somos huérfanos, ninguno de ellos ha tenido un abuelo. Nos encantaría darle la bienvenida a nuestra familia".

El anciano no podía dejar de llorar cuando Henry dijo eso. "No sé qué decir. Mis hijos me abandonaron hace mucho tiempo, y ahora ustedes me dan la bienvenida a su familia. ¡Dios los bendiga a ambos!". Él estaba encantado de convertirse en abuelo de 6 niños adorables y vivir en un hogar amoroso.

Publicidad

¿Qué podemos aprender de esta historia?

Una familia se forma con amor y cuidado: Los hijos de Pedro lo habían abandonado, pero Lorena y Henry lo trataban como si fuera un miembro de su propia familia.

El amor es contagioso: Pedro no pudo negarse a la invitación de Henry y Lorena de vivir con ellos. Estaba impresionado por el amor y el cuidado que le brindaron.

Este relato está inspirado en la historia de un lector y ha sido escrito por un redactor profesional. Cualquier parecido con nombres o ubicaciones reales es pura coincidencia. Todas las imágenes mostradas son exclusivamente de carácter ilustrativo. Comparte tu historia con nosotros, podría cambiar la vida de alguien. Si deseas compartir tu historia, envíala a info@amomama.com.

Publicidad
info
¡Por favor, ingresa tu correo electrónico para que podamos compartir contigo nuestras mejores historias!
Al suscribirse, usted acepta nuestra Política de Privacidad
Publicaciones similares

Cada día, anciana mira foto de marido fallecido: 7 años después ve mensaje con su letra en el reverso - Historia del día

19 de marzo de 2022

Mujer pobre compra mueble roto en el mercado y encuentra un sobre viejo con una foto adentro - Historia del día

20 de abril de 2022

Indigente halla el diario personal de una chica en el basurero y corre a ayudarla - Historia del día

08 de marzo de 2022

Mujer pobre paga los víveres de padre de dos hijos y recibe mansión de $2,1 millones a cambio días después - Historia del día

16 de marzo de 2022