logo
Una mujer sentada en la mesa de un restaurante al aire libre | Fuente: Shutterstock
Una mujer sentada en la mesa de un restaurante al aire libre | Fuente: Shutterstock

Hijo retira invitación a boda a su madre por negarse a regalarle $8.300 - Historia del día

Rick es el único chico de una familia de seis chicas, y el último en casarse, así que espera que su madre le haga un gran regalo en metálico, pero se lleva una amarga decepción.

Publicidad

Rick Gordon se iba a casar y, salvo su prometida, era la única persona en el mundo que pensaba que estaba preparado para un compromiso tan serio. El problema era que Rick era irresponsable y malcriado, pero también encantador.

Era el séptimo hijo, el único varón después de que sus padres ya hubieran acogido a seis chicas, así que Rick se convirtió en la mascota de todos. Cuando su madre y su padre intentaban imponer disciplina, una de sus hermanas les daba la espalda y Rick se salía con la suya.

Su madre, que quería a su hijo pero no se hacía ilusiones sobre él, sabía que a menos que Rick madurara rápido se dirigía a una caída, y esta boda podría ser la piedra que le hiciera tropezar.

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

Publicidad

La prometida de Rick, Sandy, estaba planeando alegremente toda la boda con su madre, algo que la madre de Rick, Carmen, ya había hecho seis veces con sus propias hijas.

Rick empezó a pensar en las bodas de sus hermanas y decidió que iba a dar un golpe por la igualdad de género. "¿Mamá?", preguntó despreocupadamente, justo dos semanas antes de la boda, "¿Cuánto cuesta un vestido de novia hoy en día?".

"Dios mío", dijo Carmen. "¡El último fue para Rita y costó 8.300 dólares! Pero sé que pueden costar mucho más...".

"Pues bien", dijo Rick sonriendo. "¡Aceptaré un cheque de $8.300!".

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Unsplash

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Unsplash

Publicidad

"¿Qué?", exclamó Carmen. "¿Qué quieres decir?".

"Voy a casarme y quiero lo que les has dado a mis hermanas", dijo Rick. "¡Me vienen bien los $8.300, créeme!".

Una madre siempre perdonará a sus hijos hagan lo que hagan.

"¡Pero dijiste que ibas a alquilar tu esmoquin! ¡Incluso fuiste con papá a elegirlo!", dijo Carmen, asombrada.

"VOY a alquilar el esmoquin, pero creo que me debes ese dinero", dijo Rick con frialdad. "¡Yo también soy tu hijo! Tengo derechos".

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pixabay

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pixabay

"¿DERECHOS?", Carmen empezaba a enfadarse. "¿Quieres dinero porque es tu DERECHO?".

Publicidad

"¡SÍ!", gritó Rick, que empezaba a perder los nervios. "No te he visto discutir por el coste de SEIS banquetes de boda, así que ¿por qué ser tacaña por unos míseros 8.300 dólares que bien puedes permitirte?".

"Puede que me lo pueda permitir", gritó Carmen, "¡pero tú no te lo mereces!".

Rick se puso mortalmente pálido. "¡Lo sabía!", jadeó. "Nunca me quisiste como a mis hermanas, ¡y ahora por fin muestras tu verdadera cara!".

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Unsplash

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Unsplash

"Eso no es cierto, Rick, los quiero a todos por igual", dijo Carmen. "¡Pero la verdad es que te has aprovechado de todas las ventajas que te hemos dado! Te has jugado tu fondo para la universidad, has pedido prestado dinero a tus hermanas que NUNCA devolverás...".

Publicidad

"¿Así que no me darás el dinero?", preguntó Rick, enfurecido. "Los padres de Sandy nos van a dar un apartamento y 200.000 dólares como capital inicial. Lo único que quería de ti era un poco de dinero de bolsillo...".

"$8.300 no es dinero de bolsillo, Rick", dijo Carmen, horrorizada. "¡Y espero que no juegues con el dinero de Sandy o tu matrimonio no durará ni un año!".

"¡No desees mal a mi matrimonio!", aulló Rick. "¡Ni siquiera te quiero allí! ¡Será mejor que te mantengas alejada!".

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Unsplash

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Unsplash

"¡Rick!", exclamó Carmen. "¡No lo dices en serio!".

"¡Lo digo en serio, madre!", siseó Rick. "¡Papá es bienvenido, pero tú NO!".

Publicidad

Aquella noche Carmen le contó toda la historia a su marido Bill y acabó llorando en sus brazos. Bill dijo: "Quizá deberíamos darle el dinero. Sé que no ir a esta boda te está rompiendo el corazón".

"No, Bill", dijo Carmen con firmeza. "Cedimos ante Rick demasiadas veces cuando estaba creciendo. Ésta es nuestra última oportunidad de mantenernos firmes, de hacerle ver lo que está haciendo con su vida".

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Unsplash

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Unsplash

Así que la boda siguió adelante sin Carmen... pero Rick acabó sintiéndose muy solo porque su padre y sus seis hermanas se negaron a ir sin su madre. Hubo un momento en que Rick miró a su alrededor y no había ni uno solo de aquellos queridos rostros y se preguntó si había cometido un error.

Publicidad

Cuando regresó de su luna de miel en Tahití, Rick le confesó a su nueva esposa que echaba de menos a su familia. "Rick", dijo Sandy, "creo que tienes que ir allí y disculparte".

"¡Disculparme!", gritó Rick indignado. "¡Tenía razón! Me merecía ese dinero...".

"Vaya", murmuró Sandy, que estaba resultando ser mucho más sensata de lo que Rick había imaginado. "¡No estoy de acuerdo! Por lo que me has contado, tu madre y tu padre tuvieron que limpiarte muchos líos... líos caros".

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Unsplash

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Unsplash

"Sí", admitió Rick. "Pero...".

"Sé sincero contigo mismo, Rick", dijo Sandy, que cada vez sonaba más como Carmen. "Entonces coge ese teléfono y discúlpate con tu madre e invítala a cenar el sábado".

Publicidad

Rick refunfuñó y se enfurruñó, pero al final cogió el teléfono y llamó a su madre. "¿Mamá?", dijo cuando ella descolgó. "Soy Rick... escucha, creo que quizá... tienes razón... lo que quiero decir...".

"¿Intentas disculparte, Rick?", preguntó Carmen con dulzura. "Porque si es así tienes que esforzarte más...".

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

"Vale, mamá", dijo Rick humildemente. "Lo siento. Sé que papá y tú me han arreglado muchos desaguisados y que no he sido la persona más responsable del mundo, pero con la ayuda de Sandy quiero ser mejor persona".

"Oh, Rick", dijo Carmen, con lágrimas en los ojos. "¡Me alegro tanto! Te quiero, hijo mío, y por supuesto, te perdono. Las madres siempre lo hacen".

Publicidad

Una semana después, Carmen, Bill y las seis hermanas de Rick, sus maridos e hijos fueron a cenar a casa de Rick y Sandy, y acabó siendo la mejor celebración de boda de todas.

¿Qué podemos aprender de esta historia?

  • Los padres quieren a sus hijos por igual. Rick estaba seguro de que Carmen quería más a su hermana, pero se equivocaba, ella intentaba ayudarle a ser un hombre mejor.
  • Una madre siempre perdonará a sus hijos, hagan lo que hagan. A Carmen le dolió la actitud de Rick, pero le perdonó porque le quería incondicionalmente.

Comparte esta historia con tus amigos. Puede que les alegre el día y les inspire.

Si te ha gustado esta historia, quizá te guste ésta sobre un chico que decora la casa de su vecina solitaria para Navidad y luego se entera de que su abuela distanciada vive allí.

Este relato está inspirado en la vida cotidiana de nuestros lectores y ha sido escrito por un redactor profesional. Cualquier parecido con nombres o ubicaciones reales es pura coincidencia. Todas las imágenes mostradas son exclusivamente de carácter ilustrativo. Comparte tu historia con nosotros, podría cambiar la vida de alguien. Si deseas compartir tu historia, envíala a info@amomama.com.

Publicidad
info
¡Por favor, ingresa tu correo electrónico para que podamos compartir contigo nuestras mejores historias!
Al suscribirse, usted acepta nuestra Política de Privacidad
Publicidad
Publicaciones similares

Mujer cambia el pañal a su sobrino y nota una marca de nacimiento familiar en su muslo

16 de febrero de 2024

10+ Peores noviazillas de la historia

21 de mayo de 2024

Mujeres se sinceraron sobre sus bodas canceladas tras conocer la verdad sobre sus otras mitades

13 de marzo de 2024

Mujer llorando con ropa raída irrumpe en boda y se pone de parto justo a los pies del novio - Historia del día

22 de marzo de 2024

Días antes de la boda, la hija de un millonario se disfraza de indigente para poner a prueba a su adinerado prometido - Historia del día

19 de marzo de 2024

Mamá obligó a su hijo a vender el auto que heredó - Él lo vuelve a comprar y descubre el secreto oculto de su abuelo

25 de marzo de 2024

Mi suegro me regaló una almohada por mi aniversario – Quedé en shock cuando me enteré de sus verdaderas intenciones

30 de mayo de 2024

Mi marido me exigió que diera a luz solo a un varón, de lo contrario, él perdería todo su dinero - Historia del día

04 de junio de 2024

La suegra de la novia le exige que pague su peinado, maquillaje y vestido - La mamá de la novia la escucha y la confronta

04 de marzo de 2024

Hermano echa a su hermana menor tras la muerte de sus padres, el karma lo golpea duro - Historia del día

18 de abril de 2024

Suegra exige que la novia pague su peinado, maquillaje y vestido de boda - La mamá de la novia la escucha y la enfrenta

12 de febrero de 2024

"Su madre ya no está aquí", dicen a hijas que visitan a su mamá en ancianato por primera vez - Historia del día

14 de febrero de 2024

Mesera nota que la novia actúa raro en su propia boda, luego encuentra una nota en su bolsillo - Historia del día

12 de abril de 2024

Mi familia me obligó a darle mi boda totalmente planeada a mi hermana porque ella está embarazada

28 de febrero de 2024