NoticiasNoticias Latinoamérica

04 de diciembre de 2020

Niño con autismo cuenta cómo su perro mejora su vida: "Me ayuda cuando estoy nervioso”

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail

Publicidad

Aunque no hubo corazones flechados cuando se conocieron, con los días el canino de asistencia supo ganarse un espacio en la vida del pequeño, quien recordó no haber visto nunca a un perro tan grande.

El Trastorno del Espectro Autista (TEA) es una condición que dificulta la comunicación en las personas que lo padecen, y a algunos padres les resulta muy complicado manejar las situaciones que genera.

Muchos son los métodos que se emplean para tratar el TEA. Según reseña Telecinco, las terapias con perros han producido resultados muy positivos en el desarrollo a la sociabilidad del paciente.

Perro mira fijamente a la cámara. | Foto: Pixabay

Publicidad

En Barcelona, un pequeño con autismo llamado Héctor contó con orgullo el apoyo que ha sentido por parte de su perro Kiko desde que llegó a su vida hace cuatro años.

Cuando se conocieron no fue fácil, pero el perro de asistencia pudo crear paulatinamente un vínculo con el pequeño, que se impresionó porque nunca había visto a "un perro tan grande".

Publicidad

“Kiko me ayuda cuando estoy nervioso, agobiado… Él viene, lo acaricio y se me pasan los nervios y me quedo tranquilo”, explicó el niño que tiene problemas para socializar debido a su condición.

Por su parte, Manuela, la madre de Héctor, confesó que si no estuviera el perro cerca del niño para tranquilizarlo, muchas serían las cosas que se saldrían de control y costaría resolver.

Joven acostado con un perro. | Foto: Pixabay

Publicidad

REUNIDOS DESPUÉS DE MUCHOS MESES

La protagonista de esta otra historia es Ainda, otra perra labradora que asiste a un niño con TEA en Argentina. Sin embargo, ella ha estado lejos de su dueño, Ale, a causa de la pandemia del coronavirus que ha azotado al mundo.

Pero gracias a una cadena solidaria entre Buenos Aires y el Aeropuerto Francisco Gabrielli de Mendoza, en agosto pasado, la canina y el pequeño pudieron reencontrarse con mucha ilusión.

Publicidad

El padre de Alejandro  muy satisfecho con el desarrollo de la reunión, que se dio en medio de un aeropuerto desolado por el mismo autoaislamiento.

La madre del pequeño, Natalia, señaló que dar a conocer esta noticia le da una visibilidad importante al autismo, ya que muchas veces se hace difícil hablar del tema y por esta razón los padres llegan a sentirse muy solos.

Otro perrito que ha ayudado a muchos y se ha convertido en todo un personaje en México es “Harley, el tuerto”, que le tendió una pata al personal de un centro hospitalario en mayo pasado.

Con un traje especial para evitar el contagio, el pug brindó una sensación de tranquilidad a los galenos en los momentos más difíciles. Los médicos, con su presencia, drenaron el estrés.

Publicidad

La información contenida en este artículo en AmoMama.es no se desea ni sugiere que sea un sustituto de consejos, diagnósticos o tratamientos médicos profesionales. Todo el contenido, incluyendo texto, e imágenes contenidas en, o disponibles a través de este AmoMama.es es para propósitos de información general exclusivamente. AmoMama.es no asume la responsabilidad de ninguna acción que sea tomada como resultado de leer este artículo. Antes de proceder con cualquier tipo de tratamiento, por favor consulte a su proveedor de salud.