Mujer que estuvo secuestrada por 38 años mostró su increíble antes y después tras ser liberada

Guadalupe Campos
17 mar 2021
19:20
Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail

Le prometieron una familia, pero le dieron, en cambio, 38 años de esclavitud: la historia de Madalena Gordiano sacudió recientemente a Brasil. Ahora sueña con un futuro mejor, y quiere escribir un libro con su historia.

Publicidad

Treinta y ocho años atrás, Madalena llegó a la puerta de los Rigueira mendigando comida. La familia ofreció tomarla bajo su cargo, y prometió a sus padres que la adoptarían. Ella, por entonces, tenía apenas ocho años.

Madalena Gordiano cuenta su historia. | Foto: YouTube/UOL

Publicidad

Las promesas de los Rigueira se deshicieron tan rápido como el hielo al sol. No solo la niña nunca fue adoptada, sino que la hicieron dejar la escuela y la sometieron a hacer las labores domésticas, en condiciones de esclavitud.

A principios de los 2000, el profesor universitario Dalton Rigueira, uno de los hijos de la familia, se la llevó a su casa para que trabajara para él. La mantenía en una habitación de pequeñas dimensiones, trabajando de sol a sol sin un salario, y restringía su trato con sus nuevos vecinos.

Sin embargo, estos pronto notaron que algo no andaba bien en la casa del académico. Notaban el miedo de Madalena, y sospechaban que algo raro pasaba. Ella empezó a compartir notitas a escondidas a los vecinos, pidiendo cosas tan básicas como jabón para bañarse.

Publicidad

Allí, los vecinos radicaron la denuncia. A fin de noviembre del año pasado, una inspección en la casa de Dalton Rigueira reveló las condiciones en que esta mujer era mantenida, y la investigación pudo reconstruir su historia.

Publicidad

Descubrieron también que los Rigueira incluso la habían hecho casarse con un anciano pariente cercano a la muerte, para que cobrara la pensión. Dinero del que ellos se beneficiaban, y del que ella no veía ni un céntimo.

Ella, tras recuperar su libertad, pudo empezar a reflexionar sobre la experiencia. La libertad recién conseguida le ha sentado muy bien, y está llena de esperanzas y proyectos.

"Trabajé de más, ¿saben? Y no le dieron valor. Así que paré. No quiero hacerlo más. Ahora voy a tener mi casa, y cuidar de mi casa", decidió.

En una reciente entrevista para Patos Notícias, mostró orgullosa su nuevo look: maquillaje, una peluca, y las manos, por primera vez cuidadas y con anillos. Y, sobre todo, su enorme sonrisa.

Publicidad

Madalena Gordiano, en febrero de 2021. | Foto: YouTube/Patos Notícias

"Tengo el pelo cortito pero me lo voy a dejar crecer", contó.

Reveló que la peluca que usa ahora fue un regalo: “alguien me dio el pelo”. Tras conocerse su historia, son muchas las personas que se han acercado a prestarle su apoyo.

Publicidad

Ahora quiere retomar sus estudios, y cayó en la cuenta de que su historia merece ser contada. "Voy a escribir un libro", contó. Y reconoce: "voy a demorar un poco".

En cuanto a Dalton Rigueira, ha sido apartado de su cargo universitario. Los representantes de la familia ahora buscan llegar a un acuerdo de reparación con Madalena.

El caso de Madalena es una muestra del serio problema de racismo que, en pleno siglo XXI, sigue afectando las vidas de millones de personas. Al parecer, ni siquiera ser la mujer de un príncipe puede escudar del racismo a una afrodescendiente, como lo reveló la entrevista explosiva que el príncipe Harry y su esposa, Meghan Markle, dieron a Oprah Winfrey.

Publicidad