Sobre AM
Medios

03 de abril de 2021

Pareja que planeaba jubilarse adoptó a 7 niños que quedaron huérfanos por un accidente de auto

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail
Cargando...

Publicidad

Algunos encuentros simplemente le cambian la vida a sus protagonistas. A esta pareja de californianos la vida les ha regalado una nueva oportunidad de ser los mejores padres.

El hogar de seis habitaciones de Pam y Garry Willis estaba a punto de quedar vacío. El menor de sus seis hijos biológicos se iría muy pronto y la pareja estaba planeando jubilarse en breve.

Sin embargo, en una increíble casualidad, en 2019 Pam se enteró a través de las redes sociales de la historia de siete hermanos que se habían quedado huérfanos un año atrás.

Cargando...
Cargando...

Publicidad

Los hermanos, cuyas edades oscilaban entre los 4 y los 15 años, habían perdido a sus padres luego de un fatal accidente de tránsito. Desde entonces, los chicos habían estado saltando entre diversos hogares de acogida y les urgía un hogar permanente.

Apenas vio los dulces rostros de los siete niños, el corazón de Pam se estremeció. “No lo puedo explicar. Simplemente supe que debía ser su mamá", explicó, según recoge Today.

Aunque a lo largo de los años habían acogido a varios niños, mientras sus propios hijos crecían, nunca había considerado la posibilidad de adoptar. Y ahora sentía la necesidad de adoptar a siete.

Cargando...

Publicidad

Dudando de su propia cordura, etiquetó a su esposo Gary en la publicación y para su sorpresa, él se conectó con la historia de los niños de inmediato y la apoyó en su idea. 

Cargando...

Publicidad

UNA SEGUNDA OPORTUNIDAD

Cuándo se comunicaron al número de la publicación, supieron que había cientos de solicitudes, pero la suerte estaba de su lado. En unas ocho semanas su solicitud fue aceptada.

Adelino, Ruby, Aleecia, Anthony, Aubriella, Leo y Xander de 15,13, 9, 8, 7, 5 y 4 años respectivamente, entraron a su nuevo hogar. Los mayores con algo de desconfianza, los menores llenos de necesidad de afecto y estabilidad.

Y es que la historia de los chicos no había sido fácil. Sus padres habían sufrido por años de adicciones y como familia nunca tuvieron estabilidad. Vivían en campamentos y no siempre tenían comida.

Cargando...

Publicidad

Las pesadillas de los niños eran recurrentes tras los primeros seis meses de haber sido adoptados. Ellos tenían miedo de volver a quedarse solos. 

En agosto de 2020, finalmente la adopción fue legal y lo celebraron en forma virtual con sus cinco hijos biológicos, Matthew de 32, Andrew de 30, Alexa de 27, Sophia de 23 y Sam de 20 años.

“Nos han dado una segunda oportunidad de ser padres, les hemos dado una segunda mamá y un papá. Son nuestra segunda oportunidad”, expresó Pam muy feliz.

Cargando...
Cargando...

Publicidad