Sobre AM
NoticiasPersonas

04 de junio de 2021

Niño de 7 años de Florida nadó una hora sin salvavidas para salvar a su papá y su hermana

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail
Cargando...

Publicidad

El heroísmo no tiene edad, como lo demostró este pequeño de siete años. No lo pensó ni un momento antes de hacer su mayor esfuerzo por salvar la vida a su familia.  

Steven Poust planeó un fin de semana muy especial con sus dos hijos por el Día de los Caídos. A bordo de una lancha, recorrieron el río St Johns, en Jacksonville, Florida, para disfrutar un día de pesca.

Una vez en el lugar ideal para atrapar peces, Chase y Abigail, de 7 y 4 años respectivamente, se lanzaron al agua. Para todos el momento era perfecto, hasta que las cosas se salieron de control.

Cargando...
Cargando...

Publicidad

ATRAPADOS

De un momento para otro, una fuerte corriente los tomó por sorpresa. La pequeña Abigail, a quien por lo general le gusta jugar en la parte de atrás de la embarcación, no pudo aferrarse a ella. 

Cuando Chase vio que la corriente la arrastraba lejos de la lancha, decidió soltarse e ir tras su hermana. Sin embargo, tan pronto la agarró, quedó atrapado en la misma corriente. Su hermana tenía un chaleco salvavidas.

Sin poder controlar el bote, Steven se lanzó al agua para intentar salvarlos. Pero la situación los superaba a los tres, por lo que le pidió a su hijo que intentara llegar a la orilla y pidiera ayuda. 

Cargando...

Publicidad

“Les dije a los dos que los amaba porque no estaba seguro de lo que iba a pasar. Traté de estar con ella todo el tiempo que pude. Me cansé y ella se alejó de mí”, contó Steve, según recoge Click Orlando.

VERDADERO HÉROE

El pequeño niño no tenía chaleco salvavidas, pero le sobraba el valor para emprender su tarea. La corriente lo alejaba de la orilla, así que supo que debía hacerlo con calma.

Por ratos nadaba estilo perrito, y cuando se cansaba flotaba unos minutos sobre su espalda. Con este sistema, el niño logró recorrer poco más de kilómetro y medio que lo separaba de la orilla, en una hora.

Cargando...

Publicidad

Apenas sus pies lograron tocar la arena, Chase corrió hasta las viviendas más cercanas, y según sus palabras "grité pidiendo ayuda a todo pulmón y agité los brazos y, efectivamente, alguien escuchó”.

Cargando...

Publicidad

Un buen vecino llamó al servicio de emergencia. Muy pronto, el Departamento de Bomberos y Rescate y la Oficina del Sheriff de Jacksonville pudieron localizar a padre e hija y ponerlos a salvo.

“Por la gracia de Dios, estamos aquí. El Hombrecito llegó a la orilla y recibió ayuda, y eso es lo que nos salvó la vida”, dijo Steven, lleno de orgullo. Tiene a un verdadero héroe en su familia.

Cargando...
Cargando...

Publicidad