Sobre AM
Entretenimiento

19 de agosto de 2021

En el funeral de mi esposo conocí a una mujer con su bebé en brazos - Historia del día

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail
Cargando...

Publicidad

Cuando su esposo falleció inesperadamente, la viuda quedó sorprendida al conocer a una mujer en su funeral que estaba embarazada de su bebé.

Durante 12 años creyó que estaba felizmente casada con el hombre más maravilloso del mundo, pero solo supo quién era realmente después de su muerte. Él perdió la vida en un accidente automovilístico a la edad de 36 años.

Mientras esperaba que su marido regresara a casa para cenar, sonó el teléfono. La secretaria de Gregorio estaba llorando. Llamó para comunicarle a la esposa de su jefe que él había partido. Un coche lo arrolló.

Cargando...
Cargando...

Publicidad

Estaba muy afectada. No podía creer que su esposo hubiera muerto. Se repetía una y otra vez “Gregorio se ha ido, estoy sola”. Eran una pareja joven y feliz. La viuda deseaba que todo fuera un mal sueño y que, al despertar, su amado estuviera a su lado.

“Estuve aturdida durante los siguientes días, y mis amigos me brindaron su apoyo. Me ayudaron a lidiar con la organización del funeral. Todas esas diligencias que parecen ser esenciales para que los vivos puedan seguir adelante”.

Sin embargo, en su interior ella no quería avanzar. Nunca volvería amar y solo quería llorar a Gregorio por el resto de su vida.

El día del funeral se quedó junto a la tumba mucho después de que todos los demás se habían ido. No soportaba dejarlo. No quería que fuera real.

Cargando...

Publicidad

“Estaba llorando silenciosamente cuando escuché otra voz sollozando silenciosamente detrás de mí. Había una mujer joven parada allí con un bebé en brazos, llorando”.

Le pregunté: "¿Eres amiga de Gregorio?". "Sí", susurró. "Lo soy. Solo quería decirte cuánto lo siento... no sabía nada de ti".

"¿Sobre la muerte de Greg, quieres decir?", preguntó la viuda. Pero la otra mujer contestó: "No sabía que estaba casado. Nunca me lo dijo. Me enteré ayer cuando llamé a la oficina".

La esposa continuó el interrogatorio y le consultó a la mujer con el bebé por qué tendría que haberle hablado de su vida privada. También preguntó si había trabajado con él.

Cargando...

Publicidad

Ella solo negó con la cabeza la interrogante y luego confesó que había sido pasante en su bufete de abogados cuando tuvieron un romance. Destacó que no sabía que tenía esposa cuando quedó embarazada de Gregorio.

"¡Para!", gritó la viuda. "¡Este es el funeral de mi esposo! ¡Detén tus mentiras!".

"Por favor", dijo la joven, "no quise molestarte. Gregorio me prometió que se casaría conmigo, que cuidaría de mí y al bebé. Estoy en problemas, no tengo nada".

La sorprendida esposa le pidió a la extraña que se alejara. Que dejara de decir mentiras. Le dio la espalda y le gritó que se fuera.

Cargando...

Publicidad

“Me alejé de la urna, de su rostro pálido y sobre todo, del recuerdo de él trabajando tantas noches y todas sus excusas”, manifestó.

Cargando...

Publicidad

A veces, la persona que crees conocer tiene un lado oculto. En su corazón, la viuda sabía que la chica le estaba diciendo la verdad.

“Mi amado Gregorio había sido infiel y probablemente me había estado engañando durante años con muchas mujeres. Me senté en mi auto y dejé que mis lágrimas fluyeran”.

Pasó mucho tiempo antes de que se sintiera lo suficientemente tranquila como para conducir, y mientras estaba sentada allí, vio a la chica con el bebé cruzar la calle hacia una farmacia. Siguiendo un impulso, salió de su coche y la siguió.

Ella estaba en el mostrador con una lata de fórmula, contando unas monedas. Le temblaban las manos. Volvió a contar el dinero. "Lo siento", le dijo al cajero, "me faltan dos dólares. ¿Tiene leche más barata?", preguntó.

Cargando...

Publicidad

“Di un paso adelante, coloqué mi tarjeta de crédito en el mostrador y le dije al cajero: "Por favor, consíganos su mejor fórmula".

La chica sollozó y le dijo a la esposa de su amante que no podía permitir eso. Ella solo le comunicó que sí podía. Exhortó al encargado de la farmacia que trajera la leche y le manifestó a la joven que tenían que hablar.

“Me llevó al apartamento en el que vivía con el bebé, un espantoso sexto piso sin ascensor con las paredes desconchadas y el techo húmedo. ‘¿Cómo puedes vivir aquí con un bebé?’”, se preguntó.

La madre simplemente agregó que ese lugar era el único que podía pagar. La viuda estaba extrañada de que Gregorio no la estuviese ayudando.

Cargando...

Publicidad

La amante le dijo que mientras era delgada y sexy le dio todo. Pero que cuando su embarazo avanzó, su amado desapareció y con él su oferta de matrimonio. “No me veía ni aceptaba mis llamadas".

La imagen de Gregorio se desmoronó en la mente de la viuda. Pensó en todo lo que adoró a ese hombre que la había estado engañando.

Le preguntó el nombre a la joven y ella le dijo que se llamaba Mandy y que su hijo era David.

Mandy no lo podía creer. La esposa de su amante precisó que ese bebe era de Gregorio y que por ende también en parte era de ella.

"Tengo una responsabilidad con ustedes dos. Hay un pago del seguro que compartiré con ustedes, y estoy bien, así que el dinero no es un problema".

Cargando...

Publicidad

La chica se puso a llorar y le repitió a la viuda que no era necesario que hiciera eso por ella. Pero la mujer de Gregorio insistió. "Nunca he podido tener un bebé, pero si me dejas, te ayudaré a criar a David. Puede que no tenga un padre, pero si tú lo permites, podría tener dos madres".

La respuesta de Mandy fue un abrazo. Ella y David se mudaron a la casa de la viuda y poco a poco se fueron acostumbrando a su nueva vida. Sobre todo, a los eventos extraños que las llevaron a formar una familia.

Cargando...

Publicidad

¿Qué podemos aprender de esta historia?

1. A veces, la persona que crees conocer tiene un lado oculto.

2. El amor y el cariño son los que forman una familia.

Comparte esta historia con tus amigos. Podría inspirar a las personas a compartir sus propias historias o ayudar a otra persona. Las experiencias de otros pueden ser ejemplo para muchos mejorar sus vidas o tomar decisiones acertadas.

Esta es una obra de ficción. Nombres, personajes, negocios, eventos e incidentes son productos de la imaginación del autor. Cualquier parecido con personas reales, vivas o fallecidas, o hechos reales es pura coincidencia.

Cargando...
Cargando...

Publicidad