logo
Getty Images
Fuente: Getty Images

La hija de Barbara y George H.W. Bush murió a la edad de 3 años: así fue su corta y trágica vida

Mayra Pérez
06 oct 2021
13:10

La pérdida de un hijo es quizás la peor pesadilla de los padres, y para la ex primera familia de los Estados Unidos, el dolor de perder a su bebé de tres años persistió décadas después del incidente.

Publicidad

George Herbert Walker Bush nació en Milton, Massachusetts, en 1924. Tan pronto como cumplió 18 años, se enlistó en la marina y fue piloto en el Pacífico durante la Segunda Guerra Mundial. En 1945 se casó con la joven y bella Barbara Pierce.

Juntos tuvieron seis hijos, 17 nietos y ocho bisnietos. En 1988, Barbara se convirtió en la 41ª Primera Dama de los Estados Unidos cuando su esposo se convirtió en presidente de los Estados Unidos de América.

George y Barbara Bush con sus cuatro hijos. | Foto: Getty Images

George y Barbara Bush con sus cuatro hijos. | Foto: Getty Images

Publicidad

Su hijo George W Bush se convertiría en el 43º presidente de los Estados Unidos de América. La prominencia que la familia había ganado a lo largo de los años no pudo borrar el doloroso golpe de perder a un ser querido, la amada Robin.

LA EFÍMERA LUZ DEL HOGAR

A fines de la década de 1940, Bush y su esposa Barbara se sintieron abrumados por la necesidad de tener una hija para romper la monotonía en el hogar provocada por los cuatro varones que ya estaban criando.

En ese momento, George y Barbara ya eran padres de Neal, Marvin, Jeb y George. Hacia fines de 1949, sus oraciones fueron respondidas y dieron la bienvenida a una niña rubia a la que llamaron Pauline Robinson.

Publicidad

Los Bush y toda la familia estaban encantados. No podrían haber estado más agradecidos por la nueva incorporación. La pequeña Robin era la niña de los ojos de sus padres y, al igual que sus hermanos, era vital y expresiva.

Te puede interesar: Dos papás adoptaron a una nena con leucemia abandonada en un hospital, y ella se curó

Sin embargo, en 1953 la niña había comenzado a quejarse de cansancio. Barbara, alarmada, llevó a Robin a un pediatra. La devastadora noticia llegó unos días después: estaba gravemente enferma. Tenía leucemia, una condición de la que no habían oído hablar.

La peor parte fue que las posibilidades de que se recuperara eran escasas. Los médicos aconsejaron a los devastados padres que fueran discretos respecto a la enfermedad de su hija.

Publicidad

“Su consejo era no decírselo a nadie, irnos a casa, olvidar que Robin estaba enferma, hacerla sentir lo más cómoda posible, amarla y dejar que se fuera. Dijo que eso pasaría muy rápido", escribió Barbara en sus memorias de 1994, según recoge The Washington Post.

Publicidad

Los Bush no podían simplemente sentarse y ver a su pequeña desvanecerse ante sus ojos, por lo que lucharon por la vida de su hija. La llevaron a Nueva York, donde el tío de Bush era médico en un centro de cáncer.

Robin estuvo en el hospital durante siete meses, fue sometida a todas las pruebas que los médicos consideraron necesarias. Las transfusiones de sangre y las pruebas de médula ósea eran el día a día de esta niña de tres años.

Es difícil para cualquier padre ver a su bebé en tal condición y, a pesar de la regla de Bárbara de "no llorar en la habitación de Robin", su esposo no podía evitarlo. Cada vez que las lágrimas amenazaban con salir, corría al pasillo para calmarse.

Publicidad

En el verano, el cáncer pareció remitir y sus padres la llevaron en avión a la casa familiar en Maine para ver a sus hermanos. Esta sería la última vez que la pequeña viera a sus amigos y familiares.

DOLOROSA PARTIDA

Poco después, Robin contrajo neumonía y necesitó oxígeno constante. Su cuerpo estaba lleno de hematomas y su salud estaba decayendo rápidamente. Los padres sintieron que habían hecho lo suficiente por la niña y que era hora de dejarla ir.

Barbara peinó sus rizos rubios una última vez, y su amada niña finalmente murió en sus brazos. El dolor que sintió no era comparable con nada que hubiese sentido antes.

Publicidad

“Un minuto ella estaba allí, y al siguiente se había ido. Realmente sentí que su alma salía de ese hermoso cuerpecito", contó Barbara, según recoge The Atlantic.

George H. W. Bush, y su esposa, Barbara, viajan en la parte trasera de un carrito de golf con su perro Millie en su casa en Walker's Point el 25 de agosto de 2004 en Kennebunkport, Maine. | Foto: Getty Images

George H. W. Bush, y su esposa, Barbara, viajan en la parte trasera de un carrito de golf con su perro Millie en su casa en Walker's Point el 25 de agosto de 2004 en Kennebunkport, Maine. | Foto: Getty Images

Publicidad

Los Bush decidieron donar su cuerpo para la investigación de la leucemia; querían ayudar a los médicos a comprender mejor la enfermedad y así, ayudar a salvar otras vidas.

Lee también: Mamá descubre que su hijo de tres años tenía leucemia después de ver una erupción en su tobillo

La muerte de Robin traumatizó a la familia Bush durante mucho tiempo. El pequeño George a menudo se despertaba en medio de la noche aterrorizado por las pesadillas. Siendo el mayor, era el único de los niños que podía recordar vividamente a su hermana.

EMOTIVA CARTA

Después de la muerte de su "Ángel de Navidad", como los Bush solían llamar a Robin, George escribió una emotiva carta a su madre. Le describió el dolor que estaba sintiendo por la pérdida.

Publicidad

Le dijo que la pequeña había cambiado su vida en el poco tiempo que estuvo con ellos. Había jugado, reído, llorado y peleado como el resto de sus hijos, pero ella tenía una dulzura especial.

Barbara falleció en abril de 2018, y en noviembre del mismo año la acompañaría su esposo. Los dos descansan junto al lugar de Robin. Bush Jr. dijo que su padre finalmente podría abrazar a Robin y volver a tomar la mano de su esposa.

Publicidad
info
¡Por favor, ingresa tu correo electrónico para que podamos compartir contigo nuestras mejores historias!
Al suscribirse, usted acepta nuestra Política de Privacidad
Publicidad
Publicaciones similares

Robin Williams lloraba todas las noches y no compartía la cama con su esposa en sus últimos días: "Vivíamos una pesadilla"

18 de mayo de 2022

Barbara Eden "no sabía nada" como para reconocer los signos de adicción en su hijo adolescente Matthew

21 de mayo de 2022

Hombre besa a su esposa antes del parto, sin imaginar que pronto será padre soltero de cuatrillizos

28 de abril de 2022

Hijo humillado por su familia adoptiva encuentra cartas que le escondieron – Historia del día

29 de marzo de 2022

Anciano ve a mujer sin hogar y reconoce a enfermera que años atrás se quedó junto a él durante 27 meses - Historia del día

15 de marzo de 2022

Niño cuida a su abuela: tras su muerte, hereda retrato de Washington y halla una llave adentro - Historia del día

12 de mayo de 2022

Niña negra con padres blancos es separada de su familia: vuelve a abrazar a su madre 30 años después

19 de abril de 2022

Hermano de 5 años carga el ataúd de su hermanita para despedirse de ella para siempre

30 de abril de 2022

Viudo pobre que lucha por alimentar a sus trillizos adoptados recibe una carta de Santa - Historia del día

09 de mayo de 2022

"¡No puedo creer que realmente te encontré!": Madre biológica se reúne con hijo tras 33 años separados

19 de marzo de 2022

Padres se despiden de hija con un beso y apagan el soporte vital: oyen su voz 30 minutos después

26 de marzo de 2022

Enfermeros trasladan a papá para una radiografía y él ve a su hija esperándolo vestida de novia

28 de abril de 2022

Mamá se encuentra con su hijo en cementerio y le pregunta por qué está allí: "No sé quién eres", responde él - Historia del día

25 de febrero de 2022

Obispo lleva a su hija embarazada al hospital: no sabe que sus nietos pronto se quedarán sin mamá

18 de mayo de 2022

logo

AmoMama crea contenido interesante y útil para mujeres. En Amomama recogemos y contamos historias de gente de todo el mundo.

Creemos firmemente que la historia de cada ser humano es muy importante y ofrece a nuestra comunidad una oportunidad para que ninguna mujer se sienta sola en sus sueños, creencias y sentimientos. Nuestro contenido toca los corazones y no deja indiferente a nadie.

InstagramFacebookYoutube
© 2023 AmoMama Media Limited