Viral

18 de octubre de 2021

Mujer ve a su hija por primera vez desde que un diagnóstico errado la dejara ciega por 15 años

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail

Publicidad

Tras años de vivir con ceguera, una mujer recuperó la vista y quedó impresionada al no reconocer a su propia hija ni a otros parientes. Su reacción no tiene precio.

Hace más de 15 años, Connie Parke comenzó a notar anomalías en su vista. Preocupada, decidió ir al oftalmólogo, quien la sometió a una serie de pruebas.

El experto le dio su diagnóstico: retinas desprendidas, cataratas, y enfermedades de la retina. Por si fuera poco, sus problemas no podían ser corregidos quirúrgicamente. Solo le quedaba esperar a quedarse completamente ciega.

Mujer vendada. | Foto: Unsplash

Publicidad

Parke perdió 85% de su vista en cuestión de seis meses, y eventualmente quedó totalmente ciega. Vivir como una persona invidente fue extremadamente desafiante para ella.

"Cuando empecé a hacerme daño, no podía creerlo. Me estaba perdiendo, me caía bajando las escaleras, me caía subiendo las escaleras, me prendía a mí y a la casa en llamas...", contó Connie.

La mujer, residente de Colorado, EE. UU., tuvo que mudarse a Denver para asistir a una escuela para ciegos. Allí pudo aprender cómo vivir la vida como invidente.

Publicidad

Aprendió a leer, cocinar, caminar y limpiar la casa sin usar la vista. También aprendió a participar en algunas actividades recreativas siendo ciega, como la pesca, patinaje sobre hielo, navegar en kayak, y acampar.

Enfocarse en las cosas que aún podía hacer la ayudó a olvidarse de las cosas que ya no podía hacer. Así, la mujer de 59 años evitó caer en una depresión severa.

"Simplemente viví la vida tanto como pude, al igual que lo hacía antes de perder la vista", explicó Parke.

Connie Parke y su hija. | Foto: Twitter.com/NowThis

Publicidad

Armada del conocimiento necesario, la vida de Connie se hizo más tolerable. Pero todavía no podía ver el rostro de sus seres queridos, como su marido, su hija y sus muchos nietos. Solo podía "verlos con las manos".

Vivió su vida por 15 años, hasta que se topó con un milagro. En 2016, fue referida al Centro Médico Ocular Sue Anschutz-Rodgers, parte de UCHealth. Tras una serie de pruebas, el oftalmólogo le dijo que había sido mal diagnosticada.

El doctor pudo confirmar que no tenía las retinas desprendidas, ni señales de glaucoma. Le recomendé hacerse pruebas de cataratas, y le dijo que con una operación, era posible que recuperase la vista.

Publicidad

De repente, esos 15 años de discapacidad la golpearon como un torrente. Sintió resentimiento hacia los doctores que la diagnosticaron originalmente, hacía ya tantos años.

Pero cuando su primera operación restauró la vista de su ojo derecho, todo ese malestar se esfumó, y fue reemplazado por gratitud. Poco después operaron su ojo izquierdo. Ahora, Connie tiene una visión perfecta de 20/20.

Publicidad

Connie estaba muy emocionada ante la idea de recuperar la vista, especialmente porque vería a su hija por primera vez en 15 años. También podría ver a sus nueve nietos.

Cuando por fin recuperó la vista, ninguno de sus parientes tenía el aspecto que ella recordaba, excepto su esposo. Y lo que más sorprendió a la mujer fue su propio aspecto: no reconocía a la mujer que veía en el espejo.

Luego de que su vida regresara a la normalidad, Connie supo exactamente lo que quería hacer. Ahora dedica su tiempo a hacer todas las cosas que su ceguera le impidió.

Su primera prioridad es tomar unas vacaciones de aventura. Pero también quiere sentarse a ver el césped crecer, y trabajar a tiempo completo en el hospital local.

Publicidad

La información contenida en este artículo en AmoMama.es no se desea ni sugiere que sea un sustituto de consejos, diagnósticos o tratamientos médicos profesionales. Todo el contenido, incluyendo texto, e imágenes contenidas en, o disponibles a través de este AmoMama.es es para propósitos de información general exclusivamente. AmoMama.es no asume la responsabilidad de ninguna acción que sea tomada como resultado de leer este artículo. Antes de proceder con cualquier tipo de tratamiento, por favor consulte a su proveedor de salud.