logo
Una mujer con su bebé pide dinero | Foto: Shutterstock
Fuente: Una mujer con su bebé pide dinero | Foto: Shutterstock

Mujer obligada a mendigar para sobrevivir le suplica a la policía que no se lleve a su bebé - Historia del día

Mayra Pérez
04 ene 2023
08:55

Melanie pierde su trabajo y, cuando las cosas empeoran, también pierde la custodia de su bebé, Melissa. Convencida de que nunca volvería a ver a su hija, se sorprende cuando, años después, ella la busca cargada de sorpresas.

Publicidad

Melanie nunca había imaginado que su vida resultaría de esta manera, ni en un millón de años. Hacía solo unos meses, le estaba yendo muy bien. Tenía un excelente trabajo en el edificio más grande de la ciudad, conducía un buen coche y vivía en un barrio elegante.

Pero lo peor había sucedido. La empresa quebró y despidió a todo su personal. Melanie perdió su trabajo y su automóvil en pocos meses, y se sentía perdida.

Imagen con fines ilustrativos | Foto: Pexels

Imagen con fines ilustrativos | Foto: Pexels

Publicidad

No era del tipo de persona que solo se queja, así que rápidamente comenzó a buscar un trabajo cualquiera, que le permitiera mantenerse a flote con su hija. Tenía que pagar la hipoteca de la casa o de lo contrario se quedarían sin hogar.

Tenía mucho que perder y estaba dispuesta a hacer lo necesario, reflexionaba mientras bajaba del autobús esa mañana. Como si fuera una señal, miró hacia un lado y vio un cartel de “Se necesita ayudante” en la ventana del restaurante.

“Esto servirá mientras encuentro algo mejor”, se dijo, corriendo hacia el lugar. “¡Hoy podría ser mi día de suerte!”, murmuró.

Una vez que llegó al mostrador, pidió ver al gerente y, una hora después, la asignaron como lavaplatos en la bulliciosa área de lavado del concurrido establecimiento.

Publicidad

Melanie cumplía con su trabajo, pero su mente seguía vagando hacia el pasado, cuando tenía personal a su entera disposición. “¡Las cosas cambian tan rápido!”, pensó. Sin embargo, sabía que no debía vivir en el pasado.

Esa noche, cuando recibió su paga, se dio cuenta de lo poco que era. Apenas fue suficiente para cubrir la comida y la guardería de su pequeña; le sería imposible hacer los pagos de su hipoteca.

Tendría que hacer turnos adicionales en el restaurante. Su salario apenas podía satisfacer sus necesidades, y la mayoría de los días, debía llevar a su hija al trabajo, ya que no le alcanzaba para pagar la guardería ni una niñera.

Publicidad
Imagen con fines ilustrativos | Foto: Pexels

Imagen con fines ilustrativos | Foto: Pexels

Durante su tiempo libre, que no era mucho, se sentaba en la calle y pedía limosna. Era una vida muy diferente a la que estaba acostumbrada.

Publicidad

Y así transcurrían sus días. Llegaba a trabajar a las 7 de la mañana, trabajaba en doble turno y, al salir, se sentaba en la calle a pedir limosna. Cubría a su hija dormida con una manta y se iban a casa una vez que las calles quedaban desiertas.

Un día, mientras estaba sentada en la calle, notó que se acercaban dos policías. A pesar del miedo que se apoderó de ella, sabía que no podía correr, así que intentó mantener la calma.

“Señora, no debería estar en la calle a esta hora. ¿Qué está haciendo?”, preguntó uno de ellos.

“Yo… solo estoy pidiendo un poco de dinero. No pretendo hacer daño a nadie”. Las palabras salieron a trompicones de la boca de Melanie.

Publicidad

“Si no tienes hogar, con gusto la llevaremos a un refugio”, dijo el otro.

“Tengo mi casa, pero me acaban de despedir del trabajo y estoy tratando de llegar a fin de mes”, explicó.

Imagen con fines ilustrativos | Foto: Pexels

Imagen con fines ilustrativos | Foto: Pexels

Publicidad

El policía que estaba cerca de Melanie notó un movimiento detrás de ella. “¿Tienes un niño contigo?”.

“Es mi hija. De hecho, me estaba preparando para irme”.

Los policías no creyeron su historia, ni siquiera tras demostrar que tenía un hogar y que cuidaba mucho a su hija. Le pidieron que se presentara en la comisaría al día siguiente.

Cuando llegó, descubrió que había una denuncia contra ella, alegando que no estaba en condiciones de cuidar a su hija. La mujer luchó por su pequeña, pero al final, fue privada de sus derechos de madre y Melissa fue dada en adopción.

Publicidad

Melanie estaba perdida. Había perdido a la única persona que significaba todo para ella y no veía ninguna razón para seguir esforzándose por hacer los pagos de la hipoteca. Después de todo, su hija le había sido arrebatada y solo necesitaba el hogar para ella.

Se mudó a un refugio, y mantuvo su trabajo en el restaurante. Aunque los padres adoptivos de Melissa le permitieron ver a su hija al principio, muy pronto le prohibieron la entrada a su casa.

No había mucho que Melanie pudiera hacer. Se resignó al destino y lloró desconsolada durante mucho tiempo. Los meses se convirtieron en años. Se dice que el tiempo cura las heridas, pero su dolor solo se hizo más intenso.

Publicidad
Imagen con fines ilustrativos | Foto: Pexels

Imagen con fines ilustrativos | Foto: Pexels

Todo lo que Melanie podía hacer era esperar que su hija tuviera una buena vida. Llegó a aceptar el hecho de que probablemente nunca la volvería a ver. Pero estaba equivocada.

Publicidad

Un día, mientras pasaba el tiempo en el refugio, se dio cuenta de que una joven, de unos 23 años, hablaba con el personal. Sostenía una foto y pasaba de una persona a otra; parecía estar preguntando sobre algo.

Se acercó a la joven e intentó escuchar lo que decía. Su rostro le resultaba familiar, pero no quería tener esperanzas. Cuando miró la foto en sus manos, rápidamente reconoció una versión más joven de sí misma.

“¡Melissa! ¡Oh, mi Melissa! ¿Eres realmente tú?”, gritó, mientras las lágrimas llenaban sus ojos.

“¿Mamá? ¡Sabía que te encontraría!”.

Se fundieron en un amoroso abrazo y se mantuvieron así por unos minutos, como si temieran que alguien las separara de nuevo.

Publicidad

Lee también: Repartidor de pizza arriesga su trabajo para salvar a una anciana atrapada en incendio: al otro día el jefe llega a su casa - Historia del día

Melissa le contó a su madre que padres adoptivos le habían dado una buena educación. Pudo ingresar a la escuela de derecho, y había conseguido un excelente trabajo en un prestigioso bufete de abogados de la ciudad.

Imagen con fines ilustrativos | Foto: Pexels

Imagen con fines ilustrativos | Foto: Pexels

Publicidad

Una vez que estuvo bien establecida, comenzó a buscar a su madre. Entre las cosas que sus padres habían guardado, estaba una antigua foto de Melanie y la había mostrado en varios otros refugios.

“¡Busqué por todos lados, mamá, por todos lados!”.

“¡Y me encontraste después de tantos años!”. Las lágrimas brotaron de los ojos de Melanie al recordar cuánto había luchado por su bebé.

Fue un reencuentro hermoso y Melanie estaba a punto de recibir otra sorpresa que le cambiaría la vida. “Quiero que vengas a vivir conmigo, mamá. ¡Mereces una vida mejor!”.

Melanie trató de resistirse, no quería convertirse en una carga para su hija. Pero Melissa no estaba dispuesta a aceptar un no por respuesta.

Publicidad

“Me diste la vida, mamá, y sé cuánto te esforzaste por no perderme. Y ahora yo puedo ayudarte y quiero hacerlo”, insistió con fervor la joven.

Melanie se rindió finalmente, y muy pronto se mudó con su hija; las dos se volvieron inseparables. Más adelante, Melissa abrió un pequeño restaurante para su madre.

Madre e hija se asociaron para ayudar a otras mujeres a salir de situaciones difíciles como la que le había tocado vivir a Melanie en el pasado. Querían evitar que otra familia viviera la misma pesadilla que tuvieron que afrontar ellas.

Imagen con fines ilustrativos | Foto: Pexels

Imagen con fines ilustrativos | Foto: Pexels

Publicidad

¿Qué podemos aprender de esta historia?

  • Honra a tus padres: Melissa sabía lo que su madre había luchado por ella, y a pesar de haberse criado con unos padres adoptivos, la buscó cuando tuvo los medios para hacerlo y le ofreció una vida distinta.

  • Aprovecha cada oportunidad que te dé la vida: Melissa tuvo una infancia difícil, pero tras ser adoptada por personas con una buena situación económica aprovechó para estudiar y obtener un título. Eso le permitió sacar a su madre de las calles.

Comparte esta historia con tus amigos. Podría alegrarles el día e inspirarlos.

Te puede interesar: Chico rompe con su novia por $25.000: años después se entera de que tienen un hijo - Historia del día

Este relato está inspirado en la vida cotidiana de nuestros lectores y ha sido escrito por un redactor profesional. Cualquier parecido con nombres o ubicaciones reales es pura coincidencia. Todas las imágenes mostradas son exclusivamente de carácter ilustrativo. Comparte tu historia con nosotros, podría cambiar la vida de alguien. Si deseas compartir tu historia, envíala a info@amomama.com.

Publicidad
info
¡Por favor, ingresa tu correo electrónico para que podamos compartir contigo nuestras mejores historias!
Al suscribirse, usted acepta nuestra
Publicaciones similares

Mujer lleva a casa a su muy esperado bebé: su madre con ceguera afirma que no es su nieto - Historia del día

29 de agosto de 2022

Mi esposo me dejó por mi hermana y meses después ella vino a mí llorando: "Él es un monstruo", dijo - Historia del día

01 de agosto de 2022

Hombre llora al enterarse de que su bebé falleció en el alumbramiento: años más tarde se entera de que le mintieron - Historia del día

19 de octubre de 2022

Padre envía semanalmente una carta a su hijo durante años sin respuesta: de repente recibe una foto de él - Historia del día

09 de agosto de 2022

Chico abandonado se para de su silla de ruedas por primera vez para bailar con una enfermera y su madre biológica aparece - Historia del día

30 de octubre de 2022

Mujer mayor descubre que se la consideró desaparecida por décadas: decide encontrar a su familia biológica - Historia del día

22 de septiembre de 2022

Abuelo refugia a perro callejero que calma a su nieto enfermo: nota un papel enrollado de su collar - Historia del día

06 de octubre de 2022

Madre soltera se desmaya tras semanas trabajando en exceso por el gerente: ella se convierte en su jefa al día siguiente - Historia del día

03 de noviembre de 2022

Jefe furioso con madre soltera que llevó a su hijo al trabajo hasta que el niño los ayuda a cerrar trato de $1 millón - Historia del día

13 de agosto de 2022

Conserje del parque ayuda a niña a llegar a casa tras caerse de la bici: ve una foto de su difunta exesposa allí - Historia del día

23 de noviembre de 2022

Niño cumple con la lista de tareas de su madre mientras ella trabaja: al otro día ella lo lleva a vivir con la abuela - Historia del día

03 de septiembre de 2022

Mamá llora por no poder pagar los útiles escolares de sus hijos hasta que la policía aparece en su puerta con cajas - Historia del día

15 de octubre de 2022

Pobre adolescente le hace RCP a un indigente: una limusina los lleva al aeropuerto días después - Historia del día

09 de octubre de 2022

Hijo adolescente le lleva un regalo a su madre viuda cada vez que la ve llorar: el último fue una nueva casa - Historia del día

07 de septiembre de 2022

logo

AmoMama crea contenido interesante y útil para mujeres. En Amomama recogemos y contamos historias de gente de todo el mundo.

Creemos firmemente que la historia de cada ser humano es muy importante y ofrece a nuestra comunidad una oportunidad para que ninguna mujer se sienta sola en sus sueños, creencias y sentimientos. Nuestro contenido toca los corazones y no deja indiferente a nadie.

InstagramFacebookYoutube
© 2023 AmoMama Media Limited