logo
Pasajeros sentados en el interior de un avión | Foto: Shutterstock
Fuente: Pasajeros sentados en el interior de un avión | Foto: Shutterstock

Adolescente malcriado se burla de la azafata, sin saber que su padre rico lo ha estado observando - Historia del día

Georgimar Coronil
20 ene 2023
04:40

Andrew, de diecisiete años, está acostumbrado a conseguir lo que quiere y a tratar mal a la gente cuando no lo logra, pero su padre decide que es hora de que aprenda una lección sobre el respeto cuando trata mal a una azafata.

Publicidad

"¿Crees que se pondrá bien?".

Steven había estado observando a su hijo de diecisiete años caminar hacia la puerta de embarque del aeropuerto, pero ahora miró a su esposa.

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pexels

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pexels

Publicidad

"Por supuesto que Andrew se pondrá bien", respondió.

"Espero que este nuevo colegio le ayude a aprender algo de humildad".

"¿Pero y si le tratan mal en los dormitorios?", dijo la mujer y miró a Steven. "Nunca ha estado en un internado".

Lee también: "¡No tengo juguetes por tu culpa!", chico culpa a su madre soltera y años después le regala su auto como disculpa - Historia del día

"Esa es la cuestión". Steven apretó la mandíbula. "Andrew se ha echado a perder y necesita aprender algunas duras lecciones sobre la vida".

Publicidad

Meses más tarde, Andrew volaba a casa para las vacaciones después de su primer semestre de internado. Había odiado cada minuto de su estancia allí y estaba ansioso por volver a su ordenador de alta potencia y al coche de lujo que le habían regalado por su cumpleaños número 16.

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pexels

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pexels

Publicidad

"Hey, tú", Andrew saludó a la azafata, una mujer pelirroja con pecas.

"¿En qué puedo ayudarlo?", le sonrió la azafata.

"Puede traerme algo mejor para picar que estos cacahuetes", dijo Andrew y le arrojó la bolsa.

La sonrisa de la azafata se convirtió en ceño fruncido. "Señor, por favor no me arroje cosas".

"Haré lo que me plazca", respondió Andrew. "Estás aquí para servirme, así que deja de quejarte y haz tu trabajo".

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Unsplash

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Unsplash

Publicidad

"No le hables así", dijo un hombre mayor que estaba sentado junto al joven.

"Que su trabajo sea servirnos no significa que puedas faltarle al respeto", agregó.

Andrew ignoró las palabras del anciano y le chasqueó los dedos a la azafata. "Sigo esperando mi tentempié".

Lee también: Hombre se burla de azafata de 63 años, luego se entera de que ella salvó la vida de su madre hace 35 años - Historia del día

"Tus padres deben de estar muy decepcionados contigo", murmuró el anciano.

"Nadie te ha preguntado, viejo", respondió Andrew.

Publicidad
Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pexels

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pexels

Al cabo de unos minutos, la azafata regresó con un pretzel.

"Aquí tiene, señor", le dijo y le tendió el pretzel. "Si hay algo más…"

Publicidad

Andrew se burló y le quitó el pretzel con un manotazo. "¡No quiero un pretzel!".

La azafata retrocedió, con lágrimas en los ojos. "Los cacahuetes y los pretzels son los únicos tentempiés que servimos en este vuelo".

"Eso es patético, como tú". Andrew se inclinó hacia delante en su asiento. "¡Ve y tráeme un bocadillo apropiado, ahora!".

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Unsplash

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Unsplash

Publicidad

"¿Cómo te atreves a hablarle así?", dijo una mujer que se levantó de su asiento al otro lado del pasillo y puso una mano en el brazo de la azafata.

"Si ella hiciera su trabajo, yo no tendría que hacerlo", respondió Andrew.

"Es una sirvienta, y además mala".

Lee también: Hombre rico ve a su hijo malcriado de 32 años burlarse de una cajera de cafetería: luego el hijo se convierte en conserje allí - Historia del día

La azafata rompe a llorar. La pasajera intentó consolarla.

"Alguien debería darte una paliza, jovencito", dijo el anciano.

Publicidad
Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pixabay

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pixabay

"Estoy de acuerdo", dijo otra persona y le puso una mano en el hombro.

Andrew reconoció aquella voz. Se giró y miró sorprendido cuando vio a su padre detrás de él. Tenía la cara roja de ira.

Publicidad

"Papá, ¿qué haces aquí?", preguntó Andrew.

"Volando a casa de un viaje de negocios", respondió Steven. "Esperaba que nos encontráramos en el avión, pero nunca imaginé que sería así. Discúlpate inmediatamente con esta joven y con los demás pasajeros".

Andrew encorvó los hombros y murmuró una disculpa. No veía cuál era el problema, pero sabía que no debía desobedecer a su padre cuando estaba tan enfadado.

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pexels

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pexels

Publicidad

Cuando Andrew y su padre llegaron a casa, Steven lo condujo directamente a su despacho en la segunda planta de la lujosa casa.

"Esto se acaba ahora mismo".

Steven cerró la puerta y se volvió para señalar a Andrew. "Tu comportamiento es repugnante. Esperaba que aprendieras modales en el internado, pero parece que me equivoqué".

"¿Por qué le das tanta importancia a esto?", expresó Andrew. "Solo es una azafata. No es que sea importante".

"Y ese es tu problema, Andrew. Te crees mejor que los demás por haber nacido en una familia rica, y que por eso puedes tratar mal a los demás." Steven se cruzó de brazos. "Eso va a cambiar".

Publicidad
Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pexels

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pexels

"¿Qué significa eso?".

"No volverás a esa escuela. Terminarás tus estudios en un colegio público, y te vas a pasar las vacaciones trabajando."

Publicidad

"¿Trabajando?". Andrew se enderezó. "¿Me vas a dar trabajo en tu empresa?".

Steven sonrió. "Se podría decir que sí. Te voy a dar trabajo en mi empresa de limpieza, de conserje".

Andrew se horrorizó.

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Unsplash

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Unsplash

Publicidad

"¡No lo haré!".

"Lo harás porque también te voy a quitar todos tus privilegios. Te voy a quitar las tarjetas bancarias, el ordenador, el coche y el móvil. Incluso me llevo tu ropa de marca". Steven se quedó sin palabras. "Vas a descubrir lo que significa respetar a la gente".

El joven no tuvo elección. Su padre le quitó sus posesiones y al día siguiente empezó a trabajar de conserje en un aeropuerto.

Andrew no sabía nada de limpieza. La mujer mayor con la que le asignaron trabajar se reía de él por no saber barrer ni fregar. Le gritó por reírse de él y la amenazó con hacer que la despidieran.

Publicidad

"No, no lo harás", le contestó ella, sacudiéndole el dedo. "Tu padre me advirtió sobre ti, ahora ponte a trabajar. Estos suelos no se limpian solos".

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pexels

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pexels

Publicidad

Andrew suspiró y empezó a barrer. Era torpe, y su supervisora se burlaba de él por ello. Andrew se enfadó, pero no podía hacer nada al respecto.

Estaba limpiando los cubos de basura cuando algo le golpeó. Se volvió y vio que alguien le había tirado un cartón vacío de comida para llevar.

"¡Eh!, Andrew le gritó al hombre que había tirado el cartón. "¿Cómo te atreves a tirarme eso?".

El hombre ignoró a Andrew, así que corrió tras él y le agarró del brazo.

"Estoy hablando contigo", le dijo Andrew.

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Unsplash

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Unsplash

Publicidad

El hombre sacudió a Andrew con tanta fuerza que cayó al suelo. "Quítame tus asquerosas manos de encima, sucio conserje".

Andrew observó al hombre alejarse conmocionado. ¿Así es como te sientes cuando te tratan como si no importaras? A Andrew no le gustó.

En ese momento, Andrew comprendió lo que su padre había intentado enseñarle. Ahora sabía cuánto dolía ser maltratado por gente que se creía mejor que tú.

Una melena pelirroja llamó su atención y Andrew levantó la vista. Reconoció a la azafata con la que había sido grosero y corrió hacia ella.

"Lo siento mucho", le dijo. "Te he tratado muy mal".

Publicidad
Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pixabay

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Pixabay

La mujer se sorprendió al verle, pero sonrió cuando se disculpó. "Me alegro de que hayas aprendido a corregir tus errores", le dijo.

Publicidad

¿Qué podemos aprender de esta historia?

  • Todo el mundo merece respeto: No importa si alguien tiene un trabajo humilde, sigue siendo una persona y merece ser tratada con respeto.

  • A veces los chicos tienen que aprender la lección por las malas: Puede ser difícil para los jóvenes comprender la verdadera profundidad de las lecciones de la vida cuando nunca han experimentado esa situación.

Comparte esta historia con tus amigos. Puede que les alegre el día y les sirva de inspiración.

Este relato está inspirado en la vida cotidiana de nuestros lectores y ha sido escrito por un redactor profesional. Cualquier parecido con nombres o ubicaciones reales es pura coincidencia. Todas las imágenes mostradas son exclusivamente de carácter ilustrativo. Comparte tu historia con nosotros, podría cambiar la vida de alguien. Si deseas compartir tu historia, envíala a info@amomama.com.

Publicidad
info
¡Por favor, ingresa tu correo electrónico para que podamos compartir contigo nuestras mejores historias!
Al suscribirse, usted acepta nuestra Política de Privacidad
Publicidad
Publicaciones similares

Hombre rico ve a su hijo malcriado de 32 años burlarse de una cajera de cafetería: luego el hijo se convierte en conserje allí - Historia del día

16 de noviembre de 2022

Dueño del cine permite que entren indigentes para mantenerse calientes por la noche: ve allí al hijo que una vez lo dejó - Historia del día

10 de enero de 2023

"¡Tú, hediondo, aléjate de mí!", hombre rico se burla de veterano en un avión, sin saber que salvó a su hijo - Historia del día

25 de diciembre de 2022

Novio rico se burla de suegra pobre en su boda hasta que ella toma el micrófono y propone un brindis - Historia del día

02 de diciembre de 2022

"Estás despedido, viejo", le grita encargada al empleado de la limpieza, sin saber que él será su jefe al día siguiente - Historia del día

20 de octubre de 2022

Indigente repara el techo de una anciana abandonada por su hijo: ella le cumple el sueño de su infancia a cambio - Historia del día

04 de octubre de 2022

Hombre mayor se ve obligado a vivir en un auto: se encuentra con hijastro al que echó 15 años atrás - Historia del día

19 de enero de 2023

"¡Límpiame las botas!": el dueño de una tienda oye a su hijo burlarse de un niño cuya abuela es conserje - Historia del día

09 de noviembre de 2022

Padre pobre defiende a su hija del hijo malcriado de su jefe y consigue un ascenso - Historia del día

28 de diciembre de 2022

Maestros se acercan a felicitar al conserje de la escuela en su cumpleaños 75: "Ustedes son mi única familia", dice - Historia del día

13 de enero de 2023

El bully de la escuela es el único en apoyar a Roy tras perder a sus padres: recibe ovación de pie en el baile de graduación - Historia del día

12 de diciembre de 2022

Hijo echa a su madre a favor de su prometida: años después él va a su casa pobre y divorciado - Historia del día

25 de octubre de 2022

Feligreses ignoran a hombre sucio e inconsciente afuera de la iglesia hasta que aparece una niña a su lado - Historia del día

08 de octubre de 2022

Marido prepara la cena de su esposa tras turno de 14 horas como enfermera: el director del hospital lo visita al otro día - Historia del día

29 de noviembre de 2022

logo

AmoMama crea contenido interesante y útil para mujeres. En Amomama recogemos y contamos historias de gente de todo el mundo.

Creemos firmemente que la historia de cada ser humano es muy importante y ofrece a nuestra comunidad una oportunidad para que ninguna mujer se sienta sola en sus sueños, creencias y sentimientos. Nuestro contenido toca los corazones y no deja indiferente a nadie.

InstagramFacebookYoutube
© 2023 AmoMama Media Limited