Hombre alimentó mapaches hambrientos. Luego abrió la puerta y entendió su terrible error

Para los amantes de animales, ver a uno de cualquier especie pasando hambre es suficiente para conmoverlos. Pero no siempre es una buena idea.

Un video publicado en Facebook por Unilad Magazine muestra lo que le pasó a este buen samaritano a quien se le ocurrió alimentar a un mapache hambriento que llegó a su puerta.

Al principio, reseñó Liftable, el silvestre peludo siguió volviendo agradecido -y cada vez más goloso- a buscar su ración cotidiana. Sin embargo, una noche el benefactor de los mapaches se llevó una gran sorpresa.

Como era más fácil que cazar y menos apestoso que hurgar en los basureros, el omnívoro nocturno se volvió cada día más dependiente de la comida que le proporcionó el amable vecino un par de veces.

Pero luego, el señor Mapache se fue a casa y comenzó a correr la voz. Les dijo a todos sus amigos que un tipo increíble le estaba dando comida y que lo mejor era que no se requería trabajar.

Entonces, una buena noche todos decidieron salir de juerga, y la fiesta sería en casa del amigable hombre de la en la ciudad.

Fue así como al menos 30 animales salvajes y con mucha hambre se aparecieron en una tumultuosa visita.

En el video que mostramos enseguida, el forzado “anfitrión”, explica que al principio fue uno; luego, tal vez dos o tres. Pero una noche sintió ruidos y al abrir la puerta trasera para recibir a su pequeño amigo, sucedió lo impensable.

"Salí a alimentar a mis mapaches, pero no se puede creer cuántos están allí esta noche", dijo. "Las palabras están de más. Solo debes ver esto".

Sobre su porche trasero había un ejército entero de mapaches que esperaba impacientemente que también compartiera su comida con ellos.

El hombre arrojó algo de alimento para mascotas entre la multitud, pero para esa cantidad de mapaches claramente no era suficiente.

Este video, aunque increíble, es también un recordatorio de los peligros de alimentar animales salvajes. Si la idea de cientos de mapaches acudiendo en masa a tu casa todas las noches no te asusta, asegúrate de darles la comida adecuada para su dieta y no cualquier cosas que tengas en la despensa.

También es importante recordar el impacto que alimentar a la vida silvestre puede tener en sus vecinos y el área circundante.

Asegúrese de nunca alimentar animales salvajes desde su automóvil o cerca de las carreteras. Hacerlo podría enseñarles a asociar las fuentes de alimentos con los automóviles y las carreteras, y las criaturas desprevenidas podrían sufrir algún percance fatal.

Según la organización ambientalista PAWS, si usted está buscando una forma más segura y positiva de acercarse a los animales salvajes, debe seguir este consejo:

“Considere ofrecerse como voluntario en un centro de rehabilitación de vida silvestre, como PAWS, donde cientos de animales huérfanos y heridos necesitan un poco de ayuda humana".