Mamá oye extraño sonido en el monitor del bebé. Corre inmediatamente hacia él y ve que no está solo

Roy y Bernita Rogers siempre quisieron ser padres. Después de casarse, empezaron los intentos para tener un bebé. Tristemente, no lo lograban.

En tres ocasiones quedó embarazada, pero Bernita dio a luz prematuramente todas las veces. Ninguno de los bebés sobrevivió. Roy y Bernita estaban desconsolados y con un vacío enorme, aseguró el portal Goodfullness.

"Ese deseo que tienes por un hijo que puedes nutrir y mantener. Llegas a un punto en el que sabes que va a ser un agujero en tu corazón, que nada se llena por completo", dijo Bernita.

Un día, un adorable gatico callejero llamado “Medianoche” entró en sus vidas. Su presencia no solo los ayudó a sanar el dolor de sus pérdidas, sino que pareció actuar como un amuleto de la suerte.

Un año después, la pareja estaba nuevamente esperando un bebé. Afortunadamente, esta vez Bernita dio a luz a una niña sana llamada Stacey.

Este nacimiento lo tildaron como un milagro. "No tengo palabras, cuánto tiempo esperamos por esto y qué especial ha sido", expresó.

Medianoche se convirtió en el guardaespaldas personal de Stacey. Incluso, le salvó la vida.

Cuando Stacey tenía seis semanas, se enfermó. El pediatra les dijo que no era más que un resfriado, así que llevó a su bebé a casa y la acostó en su cuna. Luego se reunió con sus padres, quienes estaban de visita ese día, en la planta baja de la casa.

Mientras estaban hablando en el recibidor, escuchó gritos y gemidos aterrorizantes procedentes del monitor del bebé y supo que algo andaba mal. Subió rápidamente por las escaleras y encontró a Medianoche aullando en el monitor.

Stacey tenía el rostro azulado y tenía dificultad para respirar. "En ese momento, pensé que iba a perderla", dijo Bernita.

La llevaron de emergencia al hospital, había sufrido una falla respiratoria. Afortunadamente, la llevaron justo a tiempo para ser salvada.

"El gato realmente salvó la vida de este bebé, no hay forma de que podamos pagarle", dijo Bernita.