Sobre AM
VidaSalud

22 de febrero de 2020

Erika Zaba habla de las fuertes complicaciones de su parto: 'Fue una enfermedad grave'

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail
Cargando...

Publicidad

La famosa cantante mexicana, Erika Zaba Beltrán, confiesa que la maternidad no ha sido fácil para ella y explica que sufrió una grave enfermedad que la hizo adelantar el parto de su primogénito.

La artista Érika Zaba y su esposo Francisco Oliveros, llevan casados un año y ocho meses, y ya habían intentado convertirse en padres desde hace un tiempo. De hecho, incluso acudieron a tratamientos de fertilidad para lograrlo.

Cargando...
Cargando...

Publicidad

Luego de mucho intentar, Erika y Francisco consiguieron embarazarse, ella con 40 años y él con 44, luego de que su hermana le hiciera una donación de óvulos. La artista estaba sumamente feliz por haberlo conseguido, y cuando el pequeño Emiliano nació el pasado mes de noviembre, las cosas no fueron diferentes.

Sin embargo, la intención era que el bebé naciera a través de un parto natural, pero según la cantante contó a través de un video que compartió en su canal de YouTube, se enfrentó a una grave enfermedad justo unos días de dar a luz, lo que hizo que debiera someterse a una cesárea.

Cargando...

Publicidad

“Tuve que ir de emergencia al hospital y ya no nos dejaron salir. Emiliano estaba programado para nacer un jueves y tras un fuerte dolor de cabeza que tuve nació de emergencia el domingo por cesárea”, contó.

Según Erika, su situación de salud fue tan complicada, que no pudo amamantar a su bebé como le hubiese gustado.

Cargando...

Publicidad

“Lo sigo procesando, estuvo muy duro, estuvo feo y cuando esté preparada y lista para compartir la experiencia lo voy a hacer”, aseveró.

Ha sido tan duro todo para ella, que incluso confesó que había sufrido depresión posparto, razón por la que eligió mantenerse por un tiempo alejada de las redes sociales.

Cargando...

Publicidad

“Fue una semana muy difícil (…) me dio depresión, lloraba todo el día, no sabía qué me pasaba, no sabía por qué lloraba, me sentí mal físicamente, fue cesárea entonces me dolía mucho la herida (…) Emiliano lloraba muchísimo, el cambio hormonal es brutal, no dormimos nada Francisco y yo, así que me la pase llore y llore las primeras semanas”, confesó.

Ya han pasado tres meses desde que Emiliano llegó a la familia Oliveros Zaba, y probablemente, poco a poco conseguirá sentirse mejor.

Cargando...
Cargando...

Publicidad