logo
Facebook/Jen Mitchell Laubach
Fuente: Facebook/Jen Mitchell Laubach

Padres se recuperan de coronavirus y conocen a mellizos por primera vez a 20 días del parto

Diego Rivera Diaz
01 may 2020
16:40
Compartir
FacebookFacebookTwitterTwitterLinkedInLinkedInEmailEmail

Los Laubach esperaron tres semanas para conocer a sus hijos, quienes tampoco podían volver a casa porque nacieron prematuramente y necesitaban cuidados adicionales.

Publicidad

Jennifer Laubach de Michigan dio a luz a sus gemelos, Mitchell y Maksim Laubach, el pasado 3 de abril. La madre no pudo conocer a sus hijos sino hasta 20 días después de que los médicos la autorizaron a ella y a su esposo.

Tanto ella como su marido, Andre, se contagiaron de coronavirus. Finalmente el 23 de abril, ambos pudieron ingresar a la UCIN en el Hospital Beaumont en Troy, Michigan.

Ilustración del coronavirus COVID-19. | Foto: Shutterstock

Publicidad

MEDIDAS PREVENTIVAS

"Fue muy emotivo porque en ese momento habían pasado tres semanas desde su nacimiento. Se sintió como hubiese dado a luz y simplemente se hubiesen ido", contó la madre de 36 años a Good Morning America.

Laubach, quien trabaja como controladora para una compañía de seguros, entró en cuarentena y comenzó a trabajar desde casa a mediados de marzo.

Hermosos gemelos recién nacidos durmiendo con un pacificador. | Foto: Shutterstock

Publicidad

Jennifer incluso entró en cuarentena antes de que las órdenes de quedarse en casa entraran en vigencia, porque estaba embarazada de ocho meses.

A pesar de sus medidas preventivas, empezó a sentir síntomas de COVID-19. La enfermedad inició con una fuerte tos y falta de aliento, pero creyó que se trataba de su embarazo.

Publicidad

FALSO NEGATIVO

Su esposo Andre, un abogado de 36 años, empezó a mostrar los mismos síntomas poco después pero con mayor gravedad. Por tal motivo se sometieron a la prueba para detectar el coronavirus el 2 de abril. La prueba de Andre dio positivo, mientras que la de Jennifer dio un falso negativo.

La pareja recibió el diagnóstico poco después de que Laubach rompiera el agua con tan solo 32 semanas de embarazo. Fue entonces cuando la pareja se alistó para conducir hasta el hospital.

Publicidad

En el día del parto, Andre tenía asma y síntomas graves de coronavirus. Su dificultad para respirar y su intenso ataque de tos no le permitía hablar.

Debido a la gravedad de su esposo, Laubach estaba preparada para conducir ella misma. No obstante, recibió la llamada de su médico diciendo que Andre no podría ingresar al hospital debido a su resultado positivo.

Publicidad

SOSPECHAS DE COVID-19

Llamó a su hermano para que se quedara con Andre y condujo los 25 minutos hasta el hospital para dar a luz. "Cuando me iba, pensaba si alguna vez volvería a verlo", dijo Laubach sobre su esposo. "Estaba en muy mal estado".

Una vez en el hospital, fue puesta en una habitación aislada por sospechas de COVID-19. Su esposo fue tratado por paramédicos en su casa esa noche.

Publicidad

"Mi instinto maternal simplemente se activó y no quería causar un estrés excesivo en mí o en los bebés, así que intenté mantener la calma", expresó Laubach. "Sabía que mi hermano estaba allí revisándolo y sabía que lo cuidaban si algo sucedía".

Laubach se puso de parto aproximadamente a las 5:30 de la mañana siguiente y dio a luz a sus hijos gemelos, Mitchell y Maksim.

Aunque el parto se realizó sin complicaciones, los hermanos recién nacidos fueron trasladados inmediatamente a una unidad de NICU en cuarentena debido al riesgo de COVID-19.

Publicidad

MITCHELL Y MAKSIM

La madre, quien luego dio positivo por coronavirus, fue dada de alta del hospital dos días después de dar a luz, pero luego desarrolló preeclampsia posparto y tuvo que regresar al hospital por otros cuatro días.

"Estaba aislada nuevamente de mi familia y amigos y no podía ver a mis bebés y estaba pasando por una depresión posparto, estoy segura. Mi enfermera se quedó conmigo durante las primeras dos noches que estuve en el hospital", añadió.

Publicidad

Tras haber sido dada de alta, ella y Andre dieron negativo en las pruebas de coronavirus. Sin embargo, no pudieron conocer a sus hijos en persona, sino a través de videollamadas que a menudo eran borrosas e interrumpidas por una mala conexión.

Finalmente el 23 de abril, ambos fueron aprobados por los médicos para ingresar en la UCIN y conocer a sus mellizos, usando las respectivas mascarillas para protegerse.

Otra noticia que también se ha viralizado durante la cuarentena es la de una tierna pareja de ancianos, quienes celebraron sus “Bodas de Oro” en el hospital.

Carmen y Tomás contrajeron coronavirus y fueron hospitalizados, pero tener COVID-19 no fue impedimento al momento de celebrar sus 50 años de casados.

Publicidad
info

La información contenida en este artículo en AmoMama.es no se desea ni sugiere que sea un sustituto de consejos, diagnósticos o tratamientos médicos profesionales. Todo el contenido, incluyendo texto, e imágenes contenidas en, o disponibles a través de este AmoMama.es es para propósitos de información general exclusivamente. AmoMama.es no asume la responsabilidad de ninguna acción que sea tomada como resultado de leer este artículo. Antes de proceder con cualquier tipo de tratamiento, por favor consulte a su proveedor de salud.

info

En AmoMama.es hacemos todo lo posible para brindarte las noticias más actualizadas sobre la pandemia de COVID-19, pero la situación cambia constantemente. Alentamos a los lectores a consultar en línea las actualizaciones del CDС, WHO y los departamentos locales de salud para mantenerse actualizados.¡Cuídate!