logo
Getty Images
Fuente: Getty Images

Lady Di: la historia detrás de los zapatos que usó en su boda

Georgimar Coronil
13 nov 2020
20:42
Compartir
FacebookFacebookTwitterTwitterLinkedInLinkedInEmailEmail

Han pasado 39 años desde que Diana y Charles tuvieron su boda de ensueño, no obstante, los detalles de ese inolvidable día siguen despertando el interés de millones de personas en el mundo.

Publicidad

El enlace entre el heredero al trono de la corona británica y la que se convertiría en la princesa del pueblo fue visto por 750 millones de personas en todo el mundo.

La princesa Diana y el príncipe Charles en el día de su boda. | Foto: Getty Images

Publicidad

Uno de los detalles más recordados de este evento fue el espectacular vestido de novia que utilizó Diana pero pocos conocen la historia detrás de los zapatos que llevaba bajo el hermoso traje.

Los zapatos del día de la boda de Lady Di. Foto: Getty Images

Publicidad

La razón por la que la princesa escogió este particular calzado fue muy simple. Una de sus mayores preocupaciones sobre el día de su boda era la de no verse más alta que Charles, ya que ambos tenían la misma estatura.

La princesa Diana llegando a la catedral de San Pablo. Foto: Getty Images

Publicidad

Debido a esto, optó por un calzado de tacón bajo que fue decorado con más de 500 lentejuelas, 100 perlas, satín y encaje. Adicionalmente, en los arcos de los zapatos se inscribieron las iniciales de Diana y Charles que iban unidas por un corazón.

Lady Di entrando a la catedral de San Pablo. Foto: Getty Images

Publicidad

La boda de Diana y Charles se convirtió en uno de los eventos televisados más visto de la historia. La ceremonia de cuento de hadas comenzó cuando la princesa arribó a la catedral de San Pablo en una carroza de Cristal en un vestido tan voluminoso que le dificultó bajar del vehículo.

Pese a tener tan solo 20 años Lady Di estaba muy clara en el tipo de traje que pensaba utilizar el día de su boda. La princesa quería mangas con mucho volumen, sedas que flotaran en el aire, encaje bordado con perlas y lentejuelas, y lo más importante, una cola de tafetán de casi 8 metros de longitud.

Diana y Charles el día de su boda. Foto: Getty Images

Con la misma, la princesa buscaba romper el récord de la cola más larga en una boda real, la suya sería metro y medio más larga que la de su predecesora.

Inclusive, los diseñadores se vieron en la necesidad de moverla a un ala abandonada del Palacio de Buckingham para poder terminarla debido a su extensión. ¿Sabías esto?

Publicidad