NoticiasNoticias mundiales

16 de noviembre de 2020

La dura batalla de la princesa Diana contra la bulimia

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail

Publicidad

El chef personal de la Princesa aseguró que fue testigo de como ella vivió años lidiando con el desorden alimenticio.

El impacto que Diana Spencer causó en la sociedad la mantiene en los titulares de la prensa rosa, aun cuando ya han pasado 23 años de su trágica muerte.

En pleno 2020, su estado de salud ha vuelto a ser un tema de interés público desde que 'The Crown' dramatizó como la querida Reina de corazones vivió la bulimia.

Publicidad

LA INCÓMODA VERDAD

Si bien muchos se están enterando por la serie de Netflix que Lady Di tuvo un desorden alimenticio, la historia ya había salido a la luz años atrás en el libro 'Diana: Her True Story', escrito por Andrew Morton, a quien la Princesa le confesó como comenzó la enfermedad.

Según el biógrafo, a los 19 años de edad, la madre de William y Harry tuvo sus primeros encuentros con la bulimia luego de que su entonces prometido le hiciera un desafortunado comentario.

La princesa Diana y el príncipe Charles el 29 de julio de 1981. | Foto: Getty Images

Publicidad

UNA FRASE LO CAMBIÓ TODO

“Estás un poco gordita aquí, ¿no?”, le dijo Charles a Diana en febrero de 1981, según rescató Vanity Fair del libro de Morton. La frase fue lapidaria para la joven que poco después se enteró de que el heredero tenía una aventura con Camilla Parker Bowles.

De acuerdo a las declaraciones grabadas de la Princesa, aquellas circunstancias fueron demasiado para ella, por lo cual prefirió aliviar la tensión induciéndose el vómito. En cuestión de cinco meses pasó de tener 73 centímetros de cintura a 23.

Princesa Diana en Brasil, abril de 1991. | Foto: Getty Images

Publicidad

UN SECRETO A VOCES

Con las presiones en aumento y el ojo crítico de los medios sobre ella las 24 horas del día, Diana vivió años lidiando con el desorden alimenticio que la llevó a reducir tallas de manera dramática. 

Pero aunque el público desconocía su condición, algunos de sus empleados sospechaban sobre lo que estaba enfrentando. Uno de ellos fue Darren McGrady, el chef que le preparó sus alimentos durante su estadía, tanto en Buckingham, como en Kensington.

Publicidad

SABÍA QUE ALGO ANDABA MAL

"No era un psicólogo o un médico que podía decir 'no deberías comer todo esto'. Sabía que algo no estaba bien, pero no sabía ni entendía qué era la bulimia", dijo McGrady a ¡Hola! en una reveladora entrevista.

El cocinero que estuvo al servicio de la Princesa durante 15 años, explicó a la revista que cuando se mudaron al palacio de Kensington, ella ya estaba encargándose de su bienestar y hablando sobre su desorden alimenticio para generar conciencia sobre el tema.

Publicidad

LOGRÓ VENCER LA BULIMIA

El chef personal de la Princesa compartió que poco a poco ella le dio un vuelco a su vida y comenzó a disfrutar de una dieta sana y baja en grasas que complementaba con rutinas de ejercicio matutino.

"Cuando cociné para ella tuve que cambiar mi estilo de cocina", comentó el Darren y agregó que "Ella decía: 'Ocúpate de todas las grasas y me ocuparé de todos los carbohidratos en el gimnasio'".

El cocinero además compartió que Lady Di no era amante de la carne roja, ni del puerco, que prefería el pollo o los platos vegetarianos, y que su actitud calmada y rozagante eran tan real como la huella imborrable que dejó en este mundo.

Publicidad

La información contenida en este artículo en AmoMama.es no se desea ni sugiere que sea un sustituto de consejos, diagnósticos o tratamientos médicos profesionales. Todo el contenido, incluyendo texto, e imágenes contenidas en, o disponibles a través de este AmoMama.es es para propósitos de información general exclusivamente. AmoMama.es no asume la responsabilidad de ninguna acción que sea tomada como resultado de leer este artículo. Antes de proceder con cualquier tipo de tratamiento, por favor consulte a su proveedor de salud.