Papá joven muere tras explotar el dispositivo que revelaría el género de su bebé en una fiesta

Valeria Garvett
24 feb 2021
07:20
Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail

Una familia de Catskills, Nueva York, ha quedado devastada por la muerte de Christopher Pekny, de 28 años, quien sufrió un accidente mientras configuraba un dispositivo que revelaría el género de su bebé por nacer.

Publicidad

El domingo 21 de febrero, una explosión en un garaje le arrebató la vida a Christopher Pekny, un joven emocionado por formar una familia con su pareja, e hirió a su hermano Michael que terminó en el hospital.

Dos géneros. | Foto: Pexels

Publicidad

Ambos se encontraban configurando un aparato que más tarde ayudaría a develar el sexo de su hijo por nacer, en una fiesta de revelación de género. El accidente ocurrió a eso de las 11:55 am y está siendo investigado por la Policía estatal.

Según reportó The New York Times, aún se desconoce la naturaleza del material explosivo que le arrebató la vida a Christopher Pekny.

El restaurante The Robin Hood, en Livingston Manor, que pertenece a la familia Pekny desde la década de los 80, lamentó la pérdida de Christopher en un comunicado publicado a través de Facebook.

Publicidad

“Estamos profundamente tristes, y debemos informarles de la pérdida de nuestro querido Christopher. Apreciamos el abrumador amor y apoyo que todos ustedes nos han demostrado”, se lee en la publicación que también informó que el restaurante permanecería cerrado hasta nuevo aviso.

El hermano mayor de las víctimas, Peter Pekny Jr., de 34 años, no entiende cómo ocurrió esta mortal explosión, ya que sus dos hermanos sabían mucho de mecánica y "podían arreglar y hacer cualquier cosa", dijo, según reseñó The New York Times.

De hecho, Pekny describió al fallecido como un mecánico talentoso al que le gustaba reconstruir motores, y desarmar y armar automóviles. Incluso recibió el apodo de ‘Frankenstein’.

Publicidad
Publicidad

"Este fue el más extraño entre los accidentes raros que podamos imaginar", dijo Peter a al mencionado periódico.

Por otro lado, dijo que su hermano menor, Michael, se encontraba estable en el hospital, y que los médicos afortunadamente pudieron reconstruir una de sus rodillas que quedó muy afectada a raíz del accidente.

Esta no es la primera vez que algo así ocurre. En septiembre pasado, una pareja de California activó una bomba de humo de colores en el aire que resultó en un incendio masivo y la evacuación de miles de residentes en la zona.

Publicidad