NoticiasNoticias mundiales

05 de mayo de 2021

Padre de 3 hijos felizmente casado lleva faldas y tacones al trabajo para demostrar que la ropa no tiene género

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail

Publicidad

El ingeniero estadounidense, especializado en robótica, lleva años desafiando los estereotipos con sus atrevidas elecciones de ropa. Nunca se ha dejado apabullar por el qué dirán.

Muchas personas viven la vida asumiendo que las cosas están divididas por género. La sociedad tiende a asignarle un género a todo, desde profesiones hasta pasatiempos, e incluso a la ropa.

Sin embargo, no todo el mundo decide seguir estos estándares. Algunos, como Mark Bryan, un padre de tres hijos de 61 años, optan por vivir y vestir según su propio criterio.

Publicidad

LOOK PODEROSO

En entrevista con Bored Panda, Mark explicó que se viste con faldas, vestidos y tacones desde hace años, para ser diferente al montón. Aclaró que no es algo sexual, sino que admira el poder de la mujer profesional.

Mark prefiere las faldas a los vestidos, pues los vestidos no le permiten combinar estereotipos al desafiarlos. "Prefiero un look masculino sobre la cintura y un look sin género bajo la cintura", dijo Bryan.

También agregó que la ropa "para hombres" tiene pocos tonos de color. Los pantalones son siempre negros, cafés, grises o azules, y sin patrones. En cambio, las faldas le ofrecen todo tipo de colores y estilos.

Publicidad

Según Mark, usar ropa que desafía los estereotipos le inspira la confianza que necesita para hacer su trabajo mejor. Además, cuenta con el apoyo de su esposa, que lo ayuda a escoger zapatos y sandalias.

Publicidad

VIDA COTIDIANA

Para Mark, no es demasiado difícil conseguir ropa femenina de su talla. Mide 1,83 metros, y pesa 75 kilos, pero tiene una esbelta cintura talla 29. Además, calza 8 1/2 en talla americana, y 41 en europea, por lo que el calzado también abunda.

Bryan compra sus tacones en línea y los prueba en su propio hogar, pues le gusta caminar en ellos y usarlos en diferentes posiciones. No usa zapatos que le causen dolor, pues valora tanto la comodidad como el estilo.

Su calzado favorito son tacones tipo stiletto de 12 centímetros. Pero reserva esos tacones para ocasiones especiales, y en su día a día, opta por tacones más casuales de unos 10 centímetros.

Publicidad

Le encanta combinar los tacones stiletto con faldas tipo lápiz. Sin embargo, le frustra mucho caminar en superficies desiguales, suelos empedrados o veredas con grietas capaces de tragarse el tacón.

Publicidad

REACCIONES

Mark también discutió las reacciones que recibe por su inusual estilo. La mayoría de las mujeres entre 30 y 40 años le dan cumplidos, mientras que los hombres hacen preguntas o comentarios, aunque no dan cumplidos.

También ofreció consejos para otros hombres que quieran usar faldas y tacones, pero sienten miedo del qué dirán. Recomienda comenzar con tacones bajos e ir subiendo a medida que desarrollan confianza.

"No puedes tener miedo. Hay gente que son como animales, atacan a los débiles. Muestra confianza y demuéstrale al mundo que no tienes miedo y nadie te molestará", dijo Mark.

Publicidad

Para Mark, todo comenzó de joven, cuando su novia en la universidad le pidió que bailaran usando tacones los dos. Le agarró el gusto, y con los años, comenzó a usar tacones a menudo. Agregó las faldas en los últimos años.

Publicidad