Familia de Yéremi Vargas solicita reapertura de su caso: "Todo lo que estamos pidiendo son pruebas nuevas"

Guadalupe Campos
07 sept 2021
15:29
Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail

Esta es una semana muy intensa para la familia de Yéremi Vargas, el niño desaparecido en Las Palmas de Gran Canaria hace ya 14 años. Mientras el padre enfrenta denuncias de abuso, el abogado familiar pide que se reabra el caso de desaparición por nuevas pruebas.

Publicidad

En los últimos días, Juan Francisco Vargas recibió una denuncia de abuso de parte de su propia hija de 13 años. Días más tarde, la hija de una expareja, de la misma edad, le labró una denuncia por un hecho semejante ocurrido en el pasado.

Juan Francisco Vargas, padre de Yéremi, pidiendo justicia por su hijo. | Foto: YouTube/RTVE Noticias

Publicidad

Como consecuencia de ello, Juan Francisco no puede abandonar Gran Canaria, y tiene una orden de alejamiento de las denunciantes. Mientras se esclarecen los hechos, además, debe concurrir todos los lunes al juzgado a firmar para poder continuar esperando el proceso en libertad.

Mientras tanto, el abogado Marcos García Montes ha solicitado la reapertura del caso por la desaparición de Yéremi. Afirma que existieron irregularidades en la investigación que se realizó al principal sospechoso, Antonio Ojeda, conocido como "El Rubio", y que hay nuevos elementos para ello.

Publicidad

Recordemos que, según un testimonio, "El Rubio" habría dicho a otros presos, mientras cumplía una condena por un ataque a otro niño, que él había sido responsable de la desaparición. Ahora, el letrado suma un dato.

Afirmó que en el proceso no se incluyó la información de que el testigo contó que Ojeda le comentó un detalle revelador: Yéremi padecía una condición que le cambiaba el color de la piel. "Ese dato solo lo conocía la familia porque era una enfermedad que nunca habían comentado", remarca.

Antonio Ojeda, "El Rubio", en los juzgados. | Foto: YouTube/AGENCIA EFE

Publicidad

"Lo importante es que todo lo que estamos pidiendo son pruebas nuevas", asegura, "no somos tan torpes de hablar de diligencias practicadas. Creemos que son fundamentales".

También pide que se revise el testimonio de un vecino, que afirmó haber visto el coche de Ojeda en el lugar. El joven, que por entonces era un niño de 11 años, afirma que reparó en el coche y en una pegatina característica con palmeras que traía.

Además, el letrado planteó una recusación al magistrado Hermo Costoya, quien instruyó el caso en su momento. Quiere que el caso sea revisado por otro juez que revise el procedimiento.

Suscríbete a AmoMama para estar al corriente de toda la actualidad de España y del mundo en un solo lugar.

Publicidad