logo
Shutterstock
Fuente: Shutterstock

Pobre mamá sin comida para sus hijos llora en el tren hasta que amable señora se le acerca - Historia del día

Diego Rivera Diaz
12 dic 2021
13:15
Compartir
FacebookFacebookTwitterTwitterLinkedInLinkedInEmailEmail

Una madre soltera, con dos hijos, desempleada y sin un centavo logró renovar su fe luego de recibir una entrega realmente especial del Ángel de la Navidad.

Publicidad

Sara Fernández iba camino a casa en el tren. Se llevó las manos a la sien. Había sido otro largo e infructuoso buscando trabajo. Cualquier cosa para ganar algo de dinero y comprar comida.

Pero parecía que la mitad de la ciudad estaba en la misma situación. Sara fue rechazada una y otra vez. Era Nochebuena, e iba a casa con las manos vacías.

Mujer sentada en el metro. | Foto: Shutterstock

Mujer sentada en el metro. | Foto: Shutterstock

Publicidad

Sara hacía la limpieza en una gran empresa, pero la despidieron al principio de la pandemia. Como madre soltera y con dos hijos, siempre fue muy cuidadosa con el dinero, y pensó que sus ahorros serían suficientes para paliar la crisis.

Meses después, sus ahorros se habían esfumado, y aún no tenía trabajo. Si no conseguía empleo pronto, no podría pagar la renta. Ella y su familia terminarían en la calle.

Su ex la dejó cuando estaba embarazada de su segunda bebé, Olivia. No había sabido de él en más de cinco años. Su primogénito, Samuel, tenía siete años, y apenas recordaba a su padre.

Sara echó la cabeza hacia atrás y cerró los ojos. Samuel y Olivia la estaban esperando en la casa del vecino, esperando que mamá llegara a casa y les preparara la cena de Navidad, y ella no tenía nada para ellos, ni siquiera un regalo.

Publicidad

Lee más: Hombre oculta cámara en el dormitorio para ver si esposa le es fiel en su ausencia - Historia del día

Gruesas lágrimas corrían por sus mejillas. De repente, sintió una mano en su hombro. Una mujer alta y elegante de unos cuarenta y tantos años estaba parada frente a ella, sonriendo. Tenía dos bolsas de papel en las manos.

Se las dio a Sara con una gran sonrisa. "Creo que esto es para ti", dijo la desconocida. Sara la miró muy confundida. "¿Para mí? No entiendo. ¿Qué es?", preguntó.

La mujer se encogió de hombros. "Es una celebración de Navidad en una bolsa. Me dijeron que lo necesitas", explicó. "Pero... ¿quién te dijo eso? ¿Quién envió estas cosas?", increpó Sara.

Publicidad

La mujer volvió a sonreír misteriosamente. "Me pidieron que comprara estas cosas y las trajera al metro. Me dijeron que sabría a quién debía dárselas", dijo la desconocida.

Mujer sosteniendo bolsas de papel. | Foto: Shutterstock

Mujer sosteniendo bolsas de papel. | Foto: Shutterstock

Publicidad

"Pero... ¿quién te lo pidió?", insistió Sara. La mujer se inclinó y le susurró al oído: "¡El ángel de la Navidad!". Acto seguido, la mujer se dio la vuelta y se alejó rápidamente.

Sara arrastró las pesadas bolsas hasta su departamento, y luego fue a buscar a sus hijos en casa del vecino. Cuando comenzó a desempacar las bolsas, no podía creer su suerte.

Había un pequeño pavo rostizado, un jamón curado entero, un postre navideño, y muchos otros deliciosos alimentos. Hasta encontró dos obsequios cuidadosamente envueltos. Realmente era una Navidad entera.

Sara no pudo evitar llorar de la emoción al comenzar a preparar la comida que había enviado el Ángel de la Navidad. Acto seguido, puso ambos regalos bajo el árbol y llamó a sus hijos para la cena navideña.

Publicidad

La mujer encendió unas velas y, por primera vez en mucho tiempo, sintió que todo saldría bien. Ella y los niños prepararon leche y galletas para Santa, y Sara se fue a la cama en paz con el mundo.

A la mañana siguiente, los niños se levantaron temprano y los dos regalos que resultaron ser una muñeca y un libro para Olivia, y un libro y bloques de construcción para Samuel.

Niños felices con regalos de Navidad. | Foto: Shutterstock

Niños felices con regalos de Navidad. | Foto: Shutterstock

Publicidad

Después del desayuno, Sara vistió a los niños y, por primera vez en muchos años, decidió ir a la iglesia. Después de la misa, el sacerdote se acercó a ella.

Con una gran sonrisa en el rostro, le dijo: "¡Oh, Sara, qué bueno verte por aquí! Creo que no habías visitado desde que te casaste, si no me equivoco", dijo el sacerdote.

Sara sonrió. "Bueno padre, no se imagina lo que me trajo hasta aquí", dijo, y procedió a contarle toda la historia de la mujer del tren y el Ángel de Navidad.

Lee más: Madre le ruega a su esposo que pague rescate de su hijastro secuestrado y él se niega - Historia del día

Publicidad

El padre Harold se quedó mirando a Sara. "Sé que esto va a sonar increíble", dijo el religioso, "pero hace cinco minutos una de mis feligresas más adineradas me pidió que le recomendara a una ama de llaves".

Minutos después, Sara estaba hablando con la feligresa que necesitaba un ama de llaves, y ella la contrató en el acto. El salario era el doble de lo que ganaba antes, y empezaría justo después de Año Nuevo.

El Ángel de Navidad también le había enviado a Sara un regalo: una nueva vida para ella y sus hijos. Pero el mejor regalo de todos fue la renovación de su fe.

Mujer rezando. | Foto: Shutterstock

Mujer rezando. | Foto: Shutterstock

Publicidad

¿Qué podemos aprender de esta historia?

Es en nuestros momentos más oscuros cuando Dios envía un ángel para elevarnos. Sara se sorprendió cuando una mujer respondió a su oración tácita y le llevó la cena de Navidad.

Nunca dejes de creer en milagros. Justo cuando Sara pensó que no había esperanza recibió el milagro que necesitaba

Comparte esta historia con tus amigos. Podría alegrarles el día e inspirarlos.

Este relato está inspirado en la historia de un lector y ha sido escrito por un redactor profesional. Cualquier parecido con nombres o ubicaciones reales es pura coincidencia. Todas las imágenes mostradas son exclusivamente de carácter ilustrativo. Comparte tu historia con nosotros, podría cambiar la vida de alguien. Si deseas compartir tu historia, envíala a info@amomama.com.

Publicidad
info
¡Por favor, ingresa tu correo electrónico para que podamos compartir contigo nuestras mejores historias!
Al suscribirse, usted acepta nuestra Política de Privacidad
Publicaciones similares

Mujer se pierde de noche: se acerca a casa con la luz encendida y ve una foto suya allí - Historia del día

25 de febrero de 2022

En el funeral de un amigo, millonaria ve una tumba con la foto de una mujer idéntica a ella - Historia del día

25 de abril de 2022

Chofer de bus echa a niña que no puede pagar el boleto: la vuelve a ver cuando llega a casa - Historia del día

30 de marzo de 2022

Anciana celebra la Navidad sola porque sus hijos se enteraron de que trabaja limpiando - Historia del día

07 de mayo de 2022