logo
Mujer rebuscando en la basura | Foto: Shutterstock
Fuente: Mujer rebuscando en la basura | Foto: Shutterstock

Mujer queda atónita cuando su hijo adoptivo corre al basurero y abraza entre lágrimas a una mendiga sucia - Historia del día

Georgimar Coronil
07 nov 2022
11:00
Compartir
FacebookFacebookTwitterTwitterLinkedInLinkedInEmailEmail

Un chico corrió a abrazar a una mendiga y su madre adoptiva se quedó sin palabras al descubrir la identidad de la misteriosa mujer.

Publicidad

Eugenio estaba jugando con unos amigos en el parque de la urbanización, tres días antes de su sexto cumpleaños.

"¡Volvemos enseguida con tu regalo de cumpleaños anticipado, cariño!", dijo la madre de Eugenio justo antes de que ella y su padre se fueran a la tienda.

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Getty Images

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Getty Images

Publicidad

El cielo empezó a cambiar de color y los niños regresaron a casa uno a uno hasta que Eugenio fue el único que quedó vagando entre los arbustos.

Lo que el chico no sabía que era su regalo nunca llegaría. Y que sus padres habían muerto en un fatal accidente de coche.

Eugenio caminaba sin rumbo, fascinado por las formas de las diferentes hojas y flores. Caminaba y caminaba, perdido en los fantásticos pensamientos de su imaginativa mente, sin saber que nunca volvería a ver los dulces rostros de su mamá y su papá.

En algún momento del camino, Eugenio pisó mal y perdió el equilibrio. El niño había caído en el viejo lago que había detrás del parque, y sus padres ya no estaban allí para rescatarlo. No había nadie en los alrededores, salvo una mujer harapienta que pasaba por allí.

Publicidad

Lee también: Niño le regala su perrito a una anciana viuda para que no se sienta sola: años después ella aparece en su boda - Historia del día

Diana regresaba a la tienda de campaña donde dormía todas las noches. De repente, oyó un chapoteo y un grito y vio a un niño pequeño caer al lago. Corrió hacia el agua y forcejeó para sacar al chico.

Llevó al pequeño a su tienda, que estaba a pocos metros. Diana lo abrigó con sus desgastadas mantas, le dio de comer y se acostó a su lado, esperando a que se normalizara su temperatura y a que volviera a hablar.

Al día siguiente, se enteró de la muerte de los padres de Eugenio. "¿Cómo se lo voy a decir al niño?", se preguntó.

Publicidad

Durante los tres días siguientes, Diana sostuvo al niño en sus brazos mientras este lloraba impotente por la única familia que tenía.

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Getty Images

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Getty Images

Publicidad

La indigente hizo lo posible por llevarle comida y ropa de abrigo, y deseó poder ser su tutora para siempre. Era un niño cariñoso que le agradecía cada cosa y le hablaba como si fueran viejos amigos.

Por primera vez en mucho tiempo, Diana tenía a alguien que sentía como de la familia. Pero sabía que no podía mantenerlo en la vieja tienda de campaña para siempre. Así que, con el corazón encogido, Diana dejó a Eugenio en el refugio para niños huérfanos al día siguiente.

Eugenio nunca se había sentido tan solo. La vida con sus padres nunca fue tan cómoda. Sus padres apenas podían llegar a fin de mes. Pero la pequeña vivienda en la que vivían estaba llena de amor.

Publicidad

El niño lloraba cada noche en el refugio, y Diana también lloraba por él en su tienda.

"Dios, por favor, dale a ese hermoso niño otra familia amorosa…", rezó.

Las oraciones de Diana fueron atendidas. Una pareja cariñosa adoptó a Eugenio.

La nueva madre de Eugenio se llamaba Lisa, y era bondadosa y amable con el dolor del corazón del niño. Su marido, Fredy, también era increíblemente cariñoso. Para los nuevos padres, fue una bendición traer por fin un niño a casa después de años de intentarlo.

Pasaron dos años y Eugenio parecía asentado en su nueva vida. Gracias a la ternura del corazón de sus nuevos padres, el chico volvía a sentirse seguro y en casa.

Publicidad
Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Getty Images

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Getty Images

Pero aún faltaba algo… algo que no había contado a sus padres.

Un día, Lisa estaba observando a Eugenio saltar en el parque cuando algo inesperado la alarmó. De la nada, Eugenio le gritó a alguien en la distancia y empezó a correr hacia el fondo del parque.

Publicidad

Lisa se sorprendió al ver a su hijo saltando, tropezando y abriéndose paso entre los residuos de basura que había en el lugar.

"¡Eugenio, para! ¡Eugenio!", gritó Lisa y persiguió a su hijo hasta que vio hacia quién corría.

Lee también: Mamá de dos hijos que vive en auto viejo comparte la comida con vecina pobre: al otro día recibe casa nueva de $370.000 - Historia del día

"¡Eugenio! ¿Qué estás haciendo? ¡Aléjate de esa mujer!". Lisa trató de apartarlo de los brazos de la dama harapienta. Pero el hedor de sus ropas mojadas ya se había extendido sobre Eugenio, y sus manos mugrientas estaban despeinando el perfecto cabello del niño.

Publicidad

La indigente reía alegremente hasta que un terrible ataque de tos que la hizo agarrarse el pecho de dolor.

"Estoy bien, estoy bien", le aseguró a Eugenio y miró el rostro de Lisa.

"Cómo te atreves a tocar a mi hijo".

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Getty Images

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Getty Images

Publicidad

"¡Mamá!" Eugenio interrumpió el arrebato de Lisa. "¡Ella es mi ángel, Diana!".

Eugenio cogió la mano de Lisa y finalmente le contó la historia de cómo Diana lo había ayudado durante los días más difíciles de su vida.

"¡Lo siento mucho, Diana! No sabía…", dijo Lisa.

"¿Pero dónde está tu tienda?", preguntó Eugenio a Diana, mirando a su alrededor con los ojos muy abiertos.

"Ya no hay tienda, niño, duermo donde puedo. Las lluvias se llevaron mi tienda. Y ahora esta tos no para. Creo que se acerca mi hora…", dijo Diana, conteniendo las lágrimas.

Publicidad

"No, no lo es. Tú, el ángel de Eugenio, te vienes con nosotros". Lisa sonaba segura mientras ayudaba a la mujer mayor a caminar hacia el estacionamiento.

Eugenio bailaba de alegría, sabiendo que la única cosa que había estado deseando se había hecho finalmente realidad. Había vuelto a encontrar a su ángel.

Durante los meses siguientes, Lisa y Fredy ayudaron a cambiar la vida de Diana. Le encontraron una casita encantadora para vivir y le pagaron por adelantado los primeros seis meses de alquiler. La ayudaron a recibir el tratamiento adecuado para curar su tos. Y cuando volvió a sentirse como antes, la ayudaron a encontrar un trabajo a tiempo parcial.

Publicidad

La mujer volvió a tener una vida con propósito y adoraba pasar horas conversando con Eugenio.

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Getty Images

Imagen con fines ilustrativos. | Foto: Getty Images

¿Qué podemos aprender de esta historia?

Publicidad
  • Que nunca hay que olvidar a los ángeles: Para Eugenio, Diana no solo le salvó la vida, sino que lo llevó a un refugio y pudo encontrar una familia.
  • Si ves a alguien en una situación desesperada, no dudes en ayudar: Diana acudió inmediatamente al rescate del pequeño Eugenio cuando se cayó al lago, salvándole la vida.

Comparte esta historia con tus amigos. Puede que les alegre el día y les inspire.

Este relato está inspirado en la vida cotidiana de nuestros lectores y ha sido escrito por un redactor profesional. Cualquier parecido con nombres o ubicaciones reales es pura coincidencia. Todas las imágenes mostradas son exclusivamente de carácter ilustrativo. Comparte tu historia con nosotros, podría cambiar la vida de alguien. Si deseas compartir tu historia, envíala a info@amomama.com.

Publicidad
info
¡Por favor, ingresa tu correo electrónico para que podamos compartir contigo nuestras mejores historias!
Al suscribirse, usted acepta nuestra Política de Privacidad
Publicaciones similares

Pobre niño con una sola pierna cede el asiento a una anciana en el bus: pronto se convierte en miembro de su familia - Historia del día

27 de septiembre de 2022

Embarazada salva a pobre chico de matones: él le devuelve el favor tras verla en el hospital años después - Historia del día

16 de septiembre de 2022

Maestro refugia a chica que duerme en un banco: se entera de que su padre millonario fue su mejor estudiante - Historia del día

25 de septiembre de 2022

Peluquero se ofrece a cortar el cabello de hermosa mujer sin hogar: esto la ayuda a encontrar a su familia - Historia del día

20 de julio de 2022

Papá solitario echa a su hija embarazada: 38 años después, nieto lo visita en asilo de ancianos - Historia del día

21 de julio de 2022

Adolescente le presta su abrigo a una anciana friolenta: al otro día, la chica halla un anillo y una nota en el bolsillo - Historia del día

31 de agosto de 2022

Niño ve que anciana solitaria va al bosque todos los días: un día la oye gritar y corre hacia ella - Historia del día

18 de julio de 2022

Anciana viuda halla flores en la puerta de su casa una vez a la semana: atrapa a la niña desconocida que las deja allí - Historia del día

14 de septiembre de 2022

Mujer mayor descubre que se la consideró desaparecida por décadas: decide encontrar a su familia biológica - Historia del día

22 de septiembre de 2022

Niño sin hogar salva a un perro de un auto inundado: llora cuando le recompensan con una habitación propia 1 semana después - Historia del día

26 de octubre de 2022

Niña comparte pastel de cumpleaños con indigente y al día siguiente él regresa con tres compañeros para agradecerle - Historia del día

06 de septiembre de 2022

Militar le compra flores a un niño que suplica por ellas: luego encuentra el ramo en la tumba de la mujer que amaba - Historia del día

06 de octubre de 2022

Mamá solitaria envía a su hijo mal portado a la estación de policía: él regresa con una medalla - Historia del día

02 de agosto de 2022

Señor mayor llora al reconocer a la novia que perdió hace 50 años hurgando en un basurero - Historia del día

20 de octubre de 2022

logo

AmoMama crea contenido interesante y útil para mujeres. En Amomama recogemos y contamos historias de gente de todo el mundo.

Creemos firmemente que la historia de cada ser humano es muy importante y ofrece a nuestra comunidad una oportunidad para que ninguna mujer se sienta sola en sus sueños, creencias y sentimientos. Nuestro contenido toca los corazones y no deja indiferente a nadie.

InstagramFacebookYoutube
© 2022 AmoMama Media Limited