logo
Fachada de una casa | Fuente: Shutterstock
Fachada de una casa | Fuente: Shutterstock

Un año después de la muerte de su hijo, una joven con un bebé aparece en la puerta de la desconsolada madre - Historia del día

Susana Nunez
07 jun 2024
01:15

Tras la muerte de su hijo, Marissa perdió la esperanza de volver a ser feliz hasta que Nicole llamó a su puerta. La joven llevaba un bebé en brazos y la sorprendió tras revelarle el motivo de su visita.

Publicidad

Marissa estaba en su cocina, mirando uno de sus muchos álbumes de fotos y pensando en la vida. Hojeó despacio cada página y suspiró profundamente, centrándose en cada fotografía de su hijo, Cody. Había pasado un año desde su muerte en un trágico accidente de coche. Pero aún no lo había superado. Ya no lloraba al ver esas fotos, pero el dolor era extremadamente duro.

"Creo que nunca me recuperaré de esto", susurró Marissa en voz alta, frotándose la barbilla con una mano y pasando la página del álbum con la otra.

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Getty Images

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Getty Images

De repente, llamaron a la puerta. No esperaba a nadie tan temprano. De todos modos, cerró el álbum, se levantó de la mesa de la cocina y se dirigió hacia la puerta. Probablemente era uno de sus vecinos que venía a pedirle algo prestado. Todo el mundo era amable en Tallahassee, Florida.

Publicidad

Pero cuando abrió la puerta, había una mujer joven fuera. Acunaba a un bebé en brazos y parecía impaciente. "Hola ¿En qué puedo ayudarle?", preguntó desconcertada la mujer mayor.

"¿Está aquí Cody Masterson? Le estoy buscando", respondió la joven. Marissa se estremeció al oír que otra persona pronunciaba el nombre de su hijo y se tomó un momento para serenarse antes de contestar.

"Lo siento. Ya no vive aquí", murmuró en voz baja, mirando a su visitante con expresión de dolor, aunque la joven no se dio cuenta.

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

"Por favor, te lo ruego. ¿Puedes decirme dónde vive? Necesito encontrarle. Es crucial", insistió mientras el bebé que tenía en brazos se agitaba. Intentó calmarlo, pero probablemente el niño tenía hambre.

Publicidad

"¿Por qué no entras un momento? Soy Marissa. Puedes alimentar a tu bebé cómodamente dentro y podemos hablar", dijo, y abrió más la puerta, invitando a la mujer a entrar.

"¿Estás segura? No quiero molestarte. Pero sí, Leo necesita comer. Gracias", aceptó y se dirigió al interior.

Marissa le dijo que se sentara en el sofá del salón y fue a buscar unos refrescos. Cuando volvió, la madre sostenía a Leo contra su pecho de la forma más cariñosa mientras lo amamantaba.

"Tenía hambre de verdad. Me recuerda a Cody a esa edad", comentó Marissa mientras sonreía. Pero se detuvo bruscamente, al darse cuenta de que era su primera sonrisa sincera desde el fallecimiento de su hijo. Se reanimó cuando la mujer habló.

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

Publicidad

"Ah, así que tú eres la madre de Cody. Soy Nicole. Siento no haberme presentado antes", se disculpó Nicole. "Por favor, señora. Tiene que decirme dónde está. Tiene que reunirse con su hijo. Me dejó plantada hace un año, cuando le envié una foto de mi prueba de embarazo. Tengo que encontrarle".

Los ojos de Marissa se encendieron y, de repente, le costó respirar. Se puso una mano en el pecho, intentando calmarse, pero a pesar de sus esfuerzos, seguía hiperventilando.

Nicole decía algo, pero Marissa no podía oírla bien. Un millón de pensamientos pasaban por su cabeza. Cody es padre. Tengo un nieto. ¿Es verdad? ¿Es un milagro? ¿De verdad mi hijo estuvo con Nicole? Le entró el pánico.

Por suerte, su respiración se calmó al cabo de unos minutos.

"¡Marissa! ¡Marissa! ¿Necesitas que llame a emergencias? ¿Qué puedo hacer por ti?". Por fin se oyó la voz de Nicole, pero Marissa negó con la cabeza ante la pregunta de la joven.

"No, ya estoy bien. Es sólo que... lo que has dicho me ha sorprendido demasiado. No me lo esperaba", empezó la mujer mayor. "Es como si hubiera estado ahogándome durante un año y, de repente, entrara todo el aire. No pude evitarlo".

Publicidad
Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Unsplash

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Unsplash

"No lo entiendo", dijo Nicole, sacudiendo la cabeza y mirando a Marissa con preocupación.

"Cody murió hace un año, Nicole. Lo atropelló un camión", reveló Marissa. Oyó que Nicole exclamaba sorprendida, pero siguió hablando. "Los médicos no pudieron hacer nada por él, y sus cosas también quedaron destrozadas. Creo que llevaba el móvil en el automóvil. Mi hijo... no habría abandonado sus responsabilidades. Tengo que creerlo".

"No puedo creer que se haya ido. Cody y yo salimos juntos en la Universidad de Nueva York. Hablamos del futuro, pero no nos comprometimos a nada antes de encontrar trabajo. Me dijo que le encantaba vivir aquí y que quería ver si encontraba alguna vacante en el Tallahassee Democrat. Es un periódico de aquí, ¿no?", preguntó Nicole.

Publicidad

"Así es. Me habló de buscar trabajo", confirmó Marissa con tristeza.

"Bueno, estaba aquí cuando me hice una prueba de embarazo en casa. Le envié la imagen porque estaba emocionada... asustada... de todo. Y bueno, pensé que debía saberlo antes de aceptar una oferta. Leyó el mensaje y vio la imagen, pero no contestó. Llamé y llamé esa noche. Luego todas las noches durante dos semanas. Pero nada. Pensé que había terminado conmigo", continuó Nicole.

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

"¿Por qué no seguiste intentándolo?".

"Mi embarazo se complicó. Me pusieron en reposo a los cinco meses y tuve que dejar de trabajar. Para entonces, estaba tan enfadada de que Cody no me contestara ni me llamaba. Estaba decidida a arreglármelas sola. Debería haberle buscado en Google. Debería haber insistido más. Después de que naciera Leo, recordé que me había hablado de su infancia en Wilson Green, y que tenía una vieja foto suya delante de esta casa. Conduje hasta encontrarla y aquí estamos", terminó.

Publicidad

Nicole abrazó al bebé Leo contra su pecho cuando terminó de comer mientras le corrían las lágrimas por la cara. Marissa también estaba a punto de llorar porque su hijo había perdido la oportunidad de ser padre.

"Querida, lo siento mucho. Si hubiera sabido de ti, no te habría dejado pasar por esto sola", aseguró Marissa, tomando unas servilletas y limpiándose las mejillas mojadas.

Las dos mujeres dejaron de llorar al cabo de unos minutos, y Marissa invitó a Nicole a quedarse unos días. Le enseñó los álbumes de fotos, y ambas se dieron cuenta de que Leo se parecía mucho a su padre. Era una felicidad agridulce. Al final, Nicole pidió visitar la tumba de Cody y presentar sus respetos, lo que a Marissa le pareció una idea encantadora.

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

Publicidad

Unos días después, Marissa le preguntó a Nicole si quería quedarse más tiempo. "Puedes quedarte aquí todo el tiempo que quieras. Puedo ayudarte a encontrar un trabajo y una casa, por supuesto, para que tengas tu intimidad. Es un distrito escolar estupendo...", empezó la mujer mayor, entusiasmada ante la perspectiva de estar cerca de su nieto.

"Marissa, no puedo quedarme aquí", interrumpió Nicole con suavidad. "He conseguido un trabajo en Nueva York. Toda mi familia está allí. Sólo vine aquí en busca de Cody. Pensé que necesitaba conocer a su hijo antes de que yo estuviera demasiado ocupada. Pero quiero que formes parte de su vida. ¿Qué tal si nos mantenemos en contacto y organizamos las visitas? Puedes viajar a Nueva York. Yo puedo visitarte en verano o en Navidad. Ya veremos cómo va".

Marissa sonrió y abrazó a la madre de su nieto. "Gracias, cariño. Eres increíble. Sí, vamos a ver qué pasa. Estoy segura de que a Leo le va a encantar venir aquí en verano, ¡y puedo llevarle a Disney World cuando sea mayor!".

A pesar de las terribles noticias que recibió, Nicole se alegró de haber venido. Su hijo tenía ahora una abuela que le quería. La distancia sería un reto, pero podrían solucionarlo por su hijo. También se alegró de saber que Cody nunca la había abandonado. Se había ido de este mundo, pero al menos quedaba un trozo de él.

Publicidad
Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

Imagen con fines ilustrativos. | Fuente: Pexels

Pasó el tiempo y Marissa viajaba a menudo a Nueva York para ver a Leo. Estuvo con Nicole y sus padres en el primer viaje de Leo a Magic Kingdom. La mujer mayor también llenó docenas de álbumes nuevos con fotos, y aunque la pérdida de su hijo seguía pesando en su mente, la sonrisa del pequeño Leo le quitaba parte de su dolor.

¿Qué podemos aprender de esta historia?

  • No asumas lo peor de las personas. Nicole debería haberse esforzado más por encontrar a Cody en lugar de pensar que la había dejado plantada.
  • El tiempo puede curar todas las heridas. Marissa nunca superará la pérdida de su hijo, pero la vida sigue de una forma u otra. Su nieto también fue un gran bálsamo para su alma.
Publicidad

Comparte esta historia con tus amigos. Podría alegrarles el día e inspirarlos.

Este relato está inspirado en la vida cotidiana de nuestros lectores y ha sido escrito por un redactor profesional. Cualquier parecido con nombres o ubicaciones reales es pura coincidencia. Todas las imágenes mostradas son exclusivamente de carácter ilustrativo. Comparte tu historia con nosotros, podría cambiar la vida de alguien. Si deseas compartir tu historia, envíala a info@amomama.com.

Publicidad
info
¡Por favor, ingresa tu correo electrónico para que podamos compartir contigo nuestras mejores historias!
Al suscribirse, usted acepta nuestra Política de Privacidad
Publicidad
Publicaciones similares

Mi suegra me regaló una báscula por mi cumpleaños - Pero mi marido no tardó en darle a probar su propia medicina.

06 de junio de 2024

Una nieta lee un viejo diario a su abuela con Alzheimer y descubre un secreto que nunca debió saber - Historia del día

29 de marzo de 2024

Oí a mi futura suegra decir cosas repugnantes sobre mí – Ella no sabía que se arrepentiría el día de nuestra boda

10 de mayo de 2024

Mujer deja a su recién nacido en el asiento de primera clase de un avión, decide buscarlo 13 años después - Historia del día

28 de mayo de 2024

Hijos se niegan a mantener a su anciano padre, se enteran de que murió intentando ganar al menos un centavo - Historia del día

20 de mayo de 2024

Infiel mete a hijastro en un lío y la esposa despechada le da la vuelta a la tortilla - Historia del día

13 de febrero de 2024

Pagamos la deuda de nuestra nuera como regalo, pero ella montó un escándalo al respecto - Luego recibió un buen llamado de atención

18 de abril de 2024

3 historias desgarradoras en las que padres solteros se enfrentaron a lo peor

09 de abril de 2024

3 conmovedoras historias de padres solteros que tuvieron que luchar por sus hijos

16 de abril de 2024

Rico heredero humilla a un mendigo a las puertas de un hotel de lujo y a la mañana siguiente ve vaciada su cuenta bancaria - Historia del Día

26 de marzo de 2024

Mi cuñada quería venir a mi boda en secreto con un vestido de encaje blanco, así que ideé un plan para superarla

29 de mayo de 2024

Una mujer abre la puerta y ve a una niña llorando que dice que su madre está en casa - Historia del día

22 de abril de 2024

Recién nacido llora todo el día sin importar lo que hagan sus padres hasta que revisan su cuna - Historia del día

24 de abril de 2024

¿Me equivoqué por contarle a mi nuera la verdad sobre mi hijo y arruinar su familia?

27 de marzo de 2024