NoticiasNoticias España

23 de abril de 2020

Dan de alta a Chloe, de 1 año: recibió un trasplante de corazón en plena pandemia de COVID-19

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail

Publicidad

La esperanza no deja de estar presente jamás, ni siquiera cuando el panorama luce sombrío ante la incertidumbre, miedo y dolor que ha sembrado el coronavirus en personas de todo el mundo. En medio de la crisis también suceden milagros.

La mirada de la pequeña Chloe refleja tanta ternura que es capaz de conmover a quienes la tienen cerca. Entre aplausos, emoción y alegría, la niña de un año fue dada de alta del Hospital Gregorio Marañón en Madrid.

La pequeña Chloe sostiene la mano de su madre. | Foto: YouTube/Europa Press

Publicidad

El motivo de tanta felicidad es que aún en medio de la pandemia del COVID-19, hay razones para celebrar, tal como muestra el vídeo publicado en el canal de YouTube del centro de salud ubicado en la capital española.

Protegidas con mascarillas y guantes, las enfermeras y médicos envían besos a Chloe, a la vez que le dicen adiós luego de que la niña recibiera un exitoso trasplante de corazón. Del hospital salió en brazos de su madre.

Chloe y su mamá momentos antes de salir del hospital. | Foto: YouTube/Europa Press

Publicidad

Ambas también usaban mascarillas para ir a casa a cumplir con un reposo que se da en medio de un confinamiento social decretado para poner alto a la curva de contagio de la virulenta enfermedad que se inició en China.

El procedimiento quirúrgico ha sido realizado el 21 de marzo, después de varios meses de distintas hospitalizaciones y tratamientos para la niña. Ha sido posible con el apoyo de la Organización Nacional de Trasplantes.

Enfermeras del Hospital Universitario Gregorio Marañon de el alta a Chloe entre aplausos en Madrid | Foto: YouTube/Europa Press

Publicidad

La operación fue realizada con un “dispositivo especial”, y cabe destacar que es la primera que se realiza en el área de cardiología del hospital universitario.

El dispositivo tenía la función de conectar con las comunidades autónomas, a fin de evitar que los sanitarios del centro receptor se movilizaran.

Publicidad

Chloe llegó al centro de salud con un diagnóstico de miocardiopatía dilatada, una condición que afecta el tamaño del corazón, así como su capacidad de contraerse.

Antes de ser dada de alta, la pequeña estuvo internada un mes en Unidad de Cuidados Intensivos y posteriormente estuvo en hospitalización unos días más.

Milagros se viven a diario, de eso no cabe duda. Uno de ellos fue también la conmovedora noticia de unos doctores que salvaron la vida de una bebé por medio de cesárea, a pesar de que la madre había muerto por coronavirus.

Publicidad

Mary Agyeiwaa Agyapong estaba embarazada cuando falleció en Luton, Inglaterra. La joven de 28 años contagiada con COVID-19 que se sometió a una cesárea para salvar la vida de su hija, murió el pasado domingo de Pascuas durante el proceso quirúrgico.

La condición de salud de Mary, quien era enfermera, se fue deteriorando velozmente después de contraer el virus. Para ella lo más importante era salvar a la bebé. Se encontraba en el octavo mes de gestación.

Publicidad