16 miembros de una familia mexicana mueren de COVID tras asistir a un funeral

Ernesto Ojeda
21 ene 2021
19:20
Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail

La pandemia del coronavirus sigue cobrando vidas y destrozando hogares en el mundo. Esta es la historia de una familia mexicana que ya ha perdido más de 15 miembros por el virus.

Publicidad

José Martín Chávez Enríquez es un joven de Cuautitlán, México, que ha conmovido las redes sociales tras compartir la difícil situación familiar que ha enfrentado en los últimos meses.

A él le ha tocado vivir la pérdida de 16 miembros de su familia por el COVID-19, una experiencia en la que ni siquiera él mismo sabe de dónde ha logrado sacar fortaleza. "No sé de dónde me salen fuerzas para seguir", dijo el devastado hombre.

Acto de inhumación en un cementerio. I Foto: Unplash

Publicidad

EN TODO EL MUNDO

La cifra de muertes por el COVID-19 no ha dejado de crecer. En algunos países ha disminuido la curva de contagios y muertes, pero la imprudencia también tiene sus consecuencias.

José Martín expresó a Milenio que hace varios meses su familia asistió al velorio de un tío lejano que falleció por la misma enfermedad. El funeral se realizó en la casa del difunto y la familia acudió a llorar al muerto, pese a las medidas de seguridad que aconsejan evitar a toda costa la exposición y el contacto.

Velas encendidas en funeral. | Foto: Pixabay

Publicidad

POSITIVOS PARA COVID-19

Como era previsible, las consecuencias no se hicieron esperar. La mayoría de sus parientes se contagiaron con el virus que se ha cobrado la vida de más de 2 millones de personas en el mundo.

Poco a poco fueron cayendo enfermos y muriendo. Su madre de 62 años también fue víctima del coronavirus. La mujer de edad avanzada se vio muy grave y aunque la llevaron al hospital no logró sobrevivir.

Tubo de ensayo para test de COVID-19. I Foto: Pixabay

Publicidad

LAMENTABLE

El hombre de 32 años confesó que no pudo darle el sepelio que se merece. Su mamá fue incinerada y aún tiene las cenizas en su casa. Aseguró que no ha tenido tiempo para ir al panteón o llorar la muerte de sus demás familiares.

Al igual que su madre, su abuelo, tres tíos directos y otros parientes también han fallecido. Entre él y otros miembros de la familia han costeado los gastos de insumos médicos para ganarle la batalla al COVID.

Hombres cargando un ataúd. I Foto: Pixabay.

Publicidad

REFLEXIÓN

Chávez confesó que él también acudió al velorio, pero no se contagió. Su padre aún sigue enfermo y su hermana ya logró recuperarse. Esta situación ha sido muy difícil para todos. Es una experiencia muy dura que le hizo mirar de frente las consecuencias de romper las medidas de seguridad.

“Accedí a la entrevista porque quiero que toda la gente se entere y vean lo importante es cuidarse y protegerse de esta enfermedad”, reflexionó el hombre.

Mientras tanto, el gobierno mexicano ordenó la compra de la vacuna para frenar el contagio y el aumento de las estadísticas de fallecimiento.

Publicidad

El mes pasado se hizo público que la Secretaría de Salud mexicana firmó un convenio para la compra de 34.4 millones de vacunas de Pfizer para el COVID-19.

La noticia se difundió a través de la cuenta de Twitter de la institución gubernamental. También se dio a conocer que las primeras dosis serían suministradas al personal de salud.

Publicidad

En AmoMama.es hacemos todo lo posible para brindarte las noticias más actualizadas sobre la pandemia de COVID-19, pero la situación cambia constantemente. Alentamos a los lectores a consultar en línea las actualizaciones del CDС, WHO y los departamentos locales de salud para mantenerse actualizados.¡Cuídate!