logo
Getty Images
Fuente: Getty Images

Por qué colapsó la línea 12 del metro de CDMX: arquitecto explica su hipótesis

Diego Rivera Diaz
05 may 2021
16:47
Compartir
FacebookFacebookTwitterTwitterLinkedInLinkedInEmailEmail

Tras el colapso de una porción de la Línea 12 del metro de Ciudad de México, el arquitecto Axel Belfort aportó una hipótesis técnica que podría explicar la tragedia.

Publicidad

El desplome de una sección de la Línea 12 del metro de la Ciudad de México el pasado 3 de mayo de 2021 resultó en docenas de muertos y heridos. El personal sigue despejando escombros de la caída de dos vagones.

Ahora, a través de las redes sociales, el arquitecto Axel Belfort ha planteado una hipótesis técnica que explica el trágico colapso. Sin embargo, destacó que es necesario esperar a que se pronuncien las autoridades.

Línea 12 del Metro de CDMX tras el colapso del 4 de mayo de 2021. | Foto: Getty Images

Publicidad

DOS FALLAS

Según explicó el arquitecto, el colapso pudo involucrar dos tipos de fallas ocurriendo al mismo tiempo, o una después de la otra: falla por fatiga, y falla por torsión. Ambas serían el resultado de fallas de mantenimiento a través de años.

Belfort apoyó su explicación con gran cantidad de imágenes de la estructura del metro, tanto antes como después del colapso. La falla fatal se habría originado en la mitad del claro, el punto más alejado de ambas columnas en un tramo.

El profesional mostró cómo el puente era soportado por dos vigas de acero, elementos sometidos a constante torsión. Para manejar estas cargas, las vigas cuentan con dos elementos estructurales: "atiesadores" y tensores.

Publicidad

La viga, el acero, el grosor y el material pueden estar calculados a la perfección, pero si fallan los "atiesadores", la viga sufre torsión. Esa torsión somete el acero a esfuerzos que van desgastando el material, hasta que colapsa por fatiga.

Publicidad

TORSIÓN INTERNA

El diseño del metro habría usado "atiesadores" en la cara interna de las vigas de acero, mas no en la externa. Como consecuencia, ofrecían resistencia a la torsión en un solo sentido. Si la viga se torcía hacia el interior, no podían hacer nada.

Los tensores, también ubicados en la cara interna entre ambas vigas, no ofrecían ninguna resistencia a esa torsión interna. El resultado habría sido la lenta y progresiva degradación de la calidad estructural del material.

En Twitter, el arquitecto compartió imágenes que evidencian el pobre estado del tramo colapsado. Ya en octubre del año pasado, usuarios de las redes denunciaban que el tramo estaba curvado de forma preocupante.

Publicidad

Belfort dijo que este tipo de señales son la forma en la cual la estructura "avisa" a las autoridades de la falla de los "atiesadores" en cumplir su función. La torsión estaba ya deformando la viga poco a poco.

Personal remueve escombros de vagones caídos en el colapso de la Línea 12 del Metro de CDMX. | Foto: Getty Images

Publicidad

"DESCOMUNAL NEGLIGENCIA"

Todo esto implica que el colapso "no fue mala suerte, no fue un ataque deliberado a las vías ya en función, no es un asunto político... Es un crimen sistemático por negligencia y corrupción", según acotó Belfort.

A pesar de acusar a los ingenieros, constructores, personal de supervisión y mantenimiento del metro de CDMX de una descomunal negligencia, Belfort llamó a la calma. "Esperemos entonces la versión oficial", concluyó.

Por su parte, la empresa TÜV Rheinland negó haber provisto certificación alguna para las obras de la Línea 12. La empresa supervisó varios trabajos en la vía a partir de 2014.

En un comunicado, la compañía resaltó que su papel en la obra fue exclusivamente centrado en los elementos electromecánicos y la seguridad vial. Negaron haber sido parte del diseño de la infraestructura o la construcción de la obra civil.

Publicidad