Sobre AM
NoticiasPersonas

23 de julio de 2021

Mesera rompe en llanto por la nota de agradecimiento de una clienta que perdió a su esposo

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail
Cargando...

Publicidad

Una mesera se llevó una gran sorpresa cuando fue a recoger la propina que le dejó una clienta y halló una conmovedora nota de agradecimiento.

Megan King es una chica norteamericana que trabaja en un restaurante. Diariamente atiende a decenas de personas. Pero recientemente una de ellas la dejó al borde de las lágrimas.

La joven contó a Newsweek que se encontraba en medio de un agotador día de trabajo, cuando la clienta entró al local.

Cargando...
Cargando...

Publicidad

“Llegó más o menos a la mitad de mi turno de 17 horas, y como era domingo el lugar estaba colmado como siempre. A la mitad de su comida, empezó a bajar la intensidad de trabajo, así que charlamos unos minutos. Una pequeña charla trivial, nada demasiado profundo”, dijo.

Megan relató que la mujer le dijo que tenía casi 70 años y que quería pasar un rato en su restaurante preferido.

La mesera aseguró que la clienta lucía un poco triste. En varias oportunidades King notó que la estaba viendo: “No dejaba de mirarme, así que pensé que algo no iba bien con su comida o que necesitaba ayuda”.

Cargando...

Publicidad

Sin embargo, luego de terminar su plato e irse, Megan se llevó una gran sorpresa cuando fue a recoger la cuenta. A través de su cuenta de Twitter @alienpopstarr, la mesera compartió dos fotos y narró lo que sucedió.

Cargando...

Publicidad

“Sufro”, escribió al principio de la publicación. “Esta es mi verdadera sonrisa porque estoy muy feliz y esa nota no me rompió el corazón para nada”, continuó.

La chica tomó una fotografía de la nota, que estaba junto a un billete de un dólar y decía: “Muchas gracias por tu amable servicio. Esta fue la primera vez que salí a comer sola desde que mi esposo falleció".

En la otra imagen se puede ver a Meghan con una gran sonrisa y una lágrima que baja por su mejilla. La mesera contó que tras leer el escrito quedó muy sorprendida: “En cuanto leí que había perdido a su marido me quedé perpleja. Tuve que ir al baño para recomponerme”.

Cargando...

Publicidad

Finalmente, la chica manifestó que en retrospectiva, le hubiese gustado haber tomado las miradas que le dio la mujer como una invitación. Tal vez hubiese podido sentarse un par de minutos con ella y hacerle compañía.

Sin embargo, parece que la clienta tuvo una grata experiencia en su primera salida a comer tras la muerte de su esposo. Y sin duda la amable atención de esta mesera tuvo mucho que ver.

¿Qué piensas de esta historia? ¿Has vivido una situación similar? Déjanos tu opinión en la sección de comentarios.

Cargando...
Cargando...

Publicidad