logo
Shutterstock
Fuente: Shutterstock

Esposa ve a su marido entrar al motel con una mujer y salir 1 hora después fatigado - Historia del día

Compartir
FacebookFacebookTwitterTwitterLinkedInLinkedInEmailEmail

Una mujer tenía el presentimiento de que su esposo la estaba engañando, por lo que decidió seguirlo un día después de que él salió de su trabajo.

Publicidad

Amanda era una ama de casa de cuarenta y dos años que estaba casada con un médico y tenía dos hijos maravillosos.

Como ella y su esposo eran considerados parte de las familias de “élite” en su vecindario, prestaba mucha atención a su reputación y a cómo los demás percibían a su familia.

Una mujer pensativa con los ojos cerrados rodeada de arbustos. | Foto: Pexels

Una mujer pensativa con los ojos cerrados rodeada de arbustos. | Foto: Pexels

Publicidad

Desde que era una niña, siempre había soñado con ser ama de casa. Se imaginaba con quién se casaría y cómo serían sus hijos. Para ella, la familia era muy importante porque creció viviendo en un hogar roto después de que sus padres se divorciaran cuando era una niña.

Aunque su madre le dijo una vez que su padre las había dejado para irse a trabajar a un país lejano, descubrió cuando era mayor que él en realidad le había sido infiel a su madre.

Lee más: Esposa escribe carta de agradecimiento a la amante de su marido - Historia del día

Desde entonces, prometió que no le sucedería lo mismo y que se esforzaría para tener una vida familiar ideal. Amanda estaba viviendo esa vida: eran la familia perfecta. Su esposo era médico y sus hijos eran estudiantes sobresalientes.

Publicidad

Todas las mañanas, ella se despertaba para preparar el desayuno para toda la familia. Todos bajaban a la cocina y discutían las noticias de la mañana y sus planes para el día antes de ir a la escuela y al trabajo.

Unas personas sentadas frente a una mesa comiendo. | Foto: Pexels

Unas personas sentadas frente a una mesa comiendo. | Foto: Pexels

Publicidad

Amanda disfrutaba de la vida que estaba viviendo y estaba feliz de que su familia adorara la comida que preparaba: era todo lo que siempre había querido.

Su esposo, Julián, era un cirujano muy respetado. Era el médico más confiable para realizar operaciones complejas en su ciudad, y la gente volaba desde otros estados para ser tratada por él.

Mientras tanto, Amanda estaba feliz de quedarse en casa y esperar a que sus hijos y su esposo regresaran. Cuando no estaba limpiando o preparando comidas, estaba en el estudio de yoga para su clase diaria o en la cafetería con otras amas de casa en su vecindario.

Un día, se sorprendió cuando su esposo no llegó a casa a tiempo para la cena. Él no le había dicho que llegaría tarde, así que esto la molestó.

Publicidad

Julián llegó a casa una hora más tarde de lo habitual. Amanda y sus hijos ya habían terminado de comer. Él lucía cansado y desarreglado, así que ella le preguntó qué había pasado. “¿Estás bien? Pareces exhausto”, le dijo.

Un trabajador de la salud luciendo cansado. | Foto: Pexels

Un trabajador de la salud luciendo cansado. | Foto: Pexels

Publicidad

“Fue un día duro en el trabajo. Tuve que quedarme hasta tarde por un caso raro”, explicó antes de devorar la comida en la mesa.

Siendo la mujer meticulosa que era, Amanda no estaba convencida por la respuesta de su esposo. Ella sintió que algo andaba mal, pero decidió no decir nada.

Sin embargo, al día siguiente, durante el desayuno, la mujer notó que el teléfono de su esposo se iluminó con un mensaje que decía: “¿Vendrás hoy?”. Cuando Julián la vio mirando el teléfono, inmediatamente lo volteó hacia abajo.

El presentimiento de Amanda le decía que su esposo la estaba engañando. Sin embargo, ella optó por no discutir con él, pues no estaba lista para enfrentar la verdad en caso de que confirmara que él estaba saliendo con alguien más.

Publicidad

En cambio, esa noche esperó a que Julián saliera del hospital donde trabajaba. A las 6:00 p.m., él salió puntual, como todos los días. Se subió a su auto y se alejó, y ella se subió a un taxi para seguirlo.

Una computadora portátil y un teléfono celular sobre un escritorio. | Foto: Pexels

Una computadora portátil y un teléfono celular sobre un escritorio. | Foto: Pexels

Publicidad

Un par de minutos después, su auto se detuvo frente a un motel. En este punto, el corazón de Amanda estaba acelerado y temblaba incontrolablemente. Se bajó del taxi y se escondió cerca de la entrada.

Su esposo entró al motel donde una mujer salió y lo saludó. Entraron juntos en una habitación. Amanda estaba desconsolada. No podía creer lo que veía. Tenía muchas ganas de golpear algo.

Lee también: Mi esposo fingió tener una discapacidad para divertirse con su amante - Historia del día

Una hora más tarde, Julián salió y Amanda, enojada, corrió hacia él. "¡Me estás engañando!", gritó. “¿Cómo pudiste hacerme esto a mí? ¡¿Cómo?!”, preguntó ella, golpeando el pecho del hombre con sus manos.

Publicidad

“Amanda, cálmate”, le dijo Julián a su esposa, tratando de contenerla. “Déjame explicarte”.

La tomó de la mano y la llevó al interior del motel. Abrió la puerta de la habitación en la que estaba y ella se sorprendió por lo que vio.

Motel frente a una carretera. | Foto: Pexels

Motel frente a una carretera. | Foto: Pexels

Publicidad

La mujer vio a un hombre acostado en la cama, con las piernas incapacitadas. Julián explicó que se trataba de un viejo paciente y un veterano del ejército que ahora no podía permitirse el lujo de recibir tratamiento en el hospital.

“Verás, la rehabilitación es bastante costosa, por lo que este hombre ya no podía permitirse el lujo de ir. Quedó incapacitado tratando de luchar por nuestro país. Le debemos mucha gratitud, así que decidí tratarlo gratis. Vengo aquí varias veces a la semana”, explicó el médico.

“No podía decirle a nadie sobre esto porque nuestro hospital no permite el trabajo gratuito, así que lo he estado haciendo en secreto. Lamento haberte hecho dudar de mi fidelidad hacia ti, Amanda”, se disculpó. “Te amo, y nunca te engañaría”.

Publicidad

La mujer se puso a llorar, abrumada por la emoción. Se dio cuenta de que su esposo no era lo que ella se imaginaba que era, era mucho más.

Una mujer furiosa gritando. | Foto: Pexels

Una mujer furiosa gritando. | Foto: Pexels

Publicidad

¿Qué podemos aprender de esta historia?

No te apresures a sacar conclusiones precipitadas. Fue fácil para Amanda asumir que su esposo la estaba engañando después de una serie de eventos, pero al final, se sorprendió al descubrir que él estaba haciendo algo noble y admirable.

Haz cosas buenas, incluso cuando nadie te vea. Julián era un médico muy respetado al que a menudo le pagaban mucho por tratar a las personas. Sin embargo, decidió tratar en secreto a un veterano debilitado de forma gratuita, ya que sabía que era lo correcto.

Comparte esta historia con tus amigos. Podría alegrarles el día e inspirarlos.

Publicidad

Lee más: Marido ve a su esposa con un hombre que tiene la mitad de su edad - Historia del día

Este relato está inspirado en la vida cotidiana de nuestros lectores y ha sido escrito por un redactor profesional. Cualquier parecido con nombres o ubicaciones reales es pura coincidencia. Todas las imágenes mostradas son exclusivamente de carácter ilustrativo. Comparte tu historia con nosotros, podría cambiar la vida de alguien. Si deseas compartir tu historia, envíala a info@amomama.com.

Puedes dejar tu mensaje en la sección de comentarios y suscribirte a AmoMama para leer las mejores historias en un solo lugar.

Publicidad
info
¡Por favor, ingresa tu correo electrónico para que podamos compartir contigo nuestras mejores historias!
Al suscribirse, usted acepta nuestra Política de Privacidad
Publicaciones similares

Vecinas juzgan a embarazada de 50 años a sus espaldas hasta que se enteran del nombre del padre del bebé - Historia del día

04 de mayo de 2022

Hijo humillado por su familia adoptiva encuentra cartas que le escondieron – Historia del día

29 de marzo de 2022

Esposa ve a su marido millonario visitando a mujer con trillizas y se entera de que ellas heredarán su mansión - Historia del día

25 de abril de 2022

Mujer lleva a indigente a casa: él desaparece por la mañana y su esposo le pide el divorcio - Historia del día

11 de junio de 2022