logo
Una mujer mirando algo | Fuente: AmoMama
Una mujer mirando algo | Fuente: AmoMama

Mi futura suegra me excluyó de todas las cenas y fotos familiares - No tardó en probar su propia medicina

Jesús Puentes
28 may 2024
05:15

La madre de mi prometido siempre ha hecho todo lo posible por excluirme de las ocasiones familiares. Su mantra era claro: me aceptarían como parte de la familia una vez que Joaquín y yo nos casáramos y ni un momento antes. Sin embargo, pronto se dio cuenta de que su trato hacia mí era contraproducente. De repente, cambió.

Publicidad
Una mujer con su marido y su hijo | Fuente: Getty Images

Una mujer con su marido y su hijo | Fuente: Getty Images

La madre de mi prometido me decía a menudo a la cara: "Cuando te cases con Joaquín, serás de la familia". Básicamente insinuaba que, hasta que sonaran las campanas de boda, yo solo era un elemento temporal.

Una mujer mayor susurrando a una más joven | Fuente: Getty Images

Una mujer mayor susurrando a una más joven | Fuente: Getty Images

Publicidad

Era difícil no sentirse marginada. Sin embargo, no me sentí marginada, ya que la novia del hermano de Joaquín sufría la misma frialdad. A pesar de las acciones de mi futura suegra, nunca le guardé rencor porque, francamente, parecía tener miedo: miedo a perder a sus hijos ante sus parejas.

Madre e hijo hablando | Fuente: Getty Images

Madre e hijo hablando | Fuente: Getty Images

Solía ser muy reservada con su "niñito" -sí, ese es mi prometido-. Lloró literalmente durante días cuando nos fuimos a vivir juntos, ¡e incluso fingió un infarto cuando él me propuso matrimonio! ¿Te lo imaginas? Estábamos flotando en las nubes, y de repente, drama.

Una pareja de recién prometidos abrazándose | Fuente: Getty Images

Una pareja de recién prometidos abrazándose | Fuente: Getty Images

Publicidad

Incluso después de que Joaquín me propusiera matrimonio, la actitud de su madre no cambió. Durante tres años no me invitó a las cenas familiares, ni siquiera en Acción de Gracias o Navidad. Su razón entonces era la misma; era porque yo era "solo la prometida" y se suponía que era "solo para la familia".

Una mujer mayor hablando con una chica | Fuente: Getty Images

Una mujer mayor hablando con una chica | Fuente: Getty Images

No me hagas hablar de las fotos familiares; siempre me dejaban fuera. Me sentía bastante mal por estar allí de pie, viéndoles tomar fotos, sabiendo que no era bienvenida a salir en la foto. Sinceramente, habría sido estupendo que hicieran una foto de familia y otra con la pareja.

Varias fotos polaroid | Fuente: Pexels

Varias fotos polaroid | Fuente: Pexels

Publicidad

Pero, ¿sabes qué? Hace poco, todo cambió cuando de repente empezó a suplicar que la incluyeran en nuestros planes. Así que la futura suegra se enteró (gracias al chismoso de Joaquín) de mis planes de comprar el vestido de novia.

Vestidos de novia en percha | Fuente: Getty Images

Vestidos de novia en percha | Fuente: Getty Images

La compra del vestido de novia fue un momento íntimo, solo para chicas, con mi madre y mi hermana. Me llamó, suponiendo que estaba invitada. Cuando le dije que solo íbamos a estar nosotras, se hizo un silencio sepulcral.

"Hola Claudia, he oído que la compra de tu vestido de novia será este fin de semana. ¿Dónde y a qué hora debo ir?"

"Sí, este fin de semana. Solo iremos mi madre, mi hermana y yo. Es solo para la familia, seguro que lo entiendes".

Publicidad
Una mujer al teléfono | Fuente: Getty Images

Una mujer al teléfono | Fuente: Getty Images

Mi futura suegra tardó un minuto en hablar. Al cabo de un rato, por fin dijo: "Oh, vale. Me tengo que ir. Adiós".

Joaquín, su hermano y la novia de su hermano no paraban de reírse cuando se enteraron. Pensaron que había dado en el clavo con lo de "solo para la familia". Sin embargo, el hermano menor de Joaquín pensó que estaba siendo demasiado dura con su madre, diciendo que debería haber tenido en cuenta sus sentimientos, ya que no tiene hijas con las que compartir estas cosas.

Una novia ajustando su vestido de novia junto a su madre | Fuente: Getty Images

Una novia ajustando su vestido de novia junto a su madre | Fuente: Getty Images

Publicidad

Lo entiendo, pero después de tanta exclusión, solo quería un día sin dramas. Después de todo, nunca me trató como a una hija, así que ¿por qué iba a incluirla?

Poco después, intentó hacer una jugarreta y le envió a Joaquín una lista de vestidos "apropiados" para mí. Básicamente era una lista de vestidos que no le gustaban. Algunos incluían no llevar tirantes, no llevar escote halter, no llevar escote corazón, no llevar aberturas altas, no llevar transparencias, no ir demasiado ceñida y no llevar demasiado escote. Quería que tuviera "clase".

Una mujer hablando con su hijo | Fuente: Getty Images

Una mujer hablando con su hijo | Fuente: Getty Images

Joaquín se negó a tolerarlo y se enfrentó a su madre. Le dijo que dejara de meterse con el vestido de novia porque ella no era la novia, ni siquiera la madre de la novia. Me abrazó fuerte y me dijo que no hiciera caso a su madre.

Publicidad

"Me entra por un oído y me sale por el otro", me dijo. Me aseguró que el día de nuestra boda se trataba de nosotros y de nuestra felicidad. Incluso bromeó diciéndome que eligiera el vestido que me hiciera sentir más guapa, sin importarle las "normas" de su madre.

Una pareja abrazándose | Fuente: Pexels

Una pareja abrazándose | Fuente: Pexels

Mientras tanto, su madre se revolvía en su propio jugo, ansiosa por lo que yo había elegido. Sus intentos de controlar la situación mediante una lista de "normas" sobre el vestido no hicieron sino avivar mi determinación.

Llegó el día de nuestra boda, y fui al altar vestida con todo lo que ella odiaba. Llevaba un vestido sin tirantes que mostraba un poco de escote. Aun así, era elegante. Mi vestido era entallado en la parte superior y fluido en la falda. Aunque mi vestido de novia no tenía una abertura alta, mi vestido de recepción sí.

Publicidad
Una novia con su vestido de novia | Fuente: Pexels

Una novia con su vestido de novia | Fuente: Pexels

Sentía sus ojos clavados en mi vestido. Era una mezcla de asombro, incredulidad y, me atrevería a decir, un poco de realización. El momento fue eléctrico.

Pero realmente, al caminar hacia el altar, me sentí como si me hubiera tocado la lotería. Me sentí hermosa y como la mujer más afortunada del mundo mientras caminaba hacia el hombre de mis sueños. Puede que mi suegra no me caiga tan bien, pero me encanta su hijo.

Una pareja de recién casados | Fuente: Getty Images

Una pareja de recién casados | Fuente: Getty Images

Publicidad

En el banquete, mi prometido se empeñó en hacerse muchas fotos conmigo, en las que aparecía en medio de su familia. Era su forma sutil de demostrar que yo formaba parte de la familia, a pesar de lo que su madre había insinuado antes. Nos aseguramos de hacer unas cuantas fotos glamurosas, los dos solos, mostrando el vestido en todo su esplendor.

Una pareja bailando el día de su boda | Fuente: Getty Images

Una pareja bailando el día de su boda | Fuente: Getty Images

Más tarde, cuando el ambiente se había caldeado tras unos cuantos bailes y brindis, mi suegra se acercó a mí. Me preparé para un enfrentamiento, pero en lugar de eso, me hizo un cumplido en voz baja.

"Estás preciosa", admitió, con voz grave. No era una gran disculpa, pero en aquel momento sus palabras me parecieron una pequeña victoria. "Bienvenida a la familia", añadió.

Publicidad
Una novia abrazando a su suegra | Fuente: Getty Images

Una novia abrazando a su suegra | Fuente: Getty Images

Y aquí está el giro: después de la boda, la actitud de mi suegra empezó a cambiar. Quizá el hecho de ver a su hijo realmente feliz y la alegría del día la ablandaron.

O quizá se dio cuenta de que sus payasadas podrían alejarla no solo de uno, sino de todos sus hijos si seguía por ese camino. Poco a poco, empezamos a verla más inclusiva, e incluso mi futura cuñada mencionó que ella había empezado a tratarla un poco mejor.

Una pareja de ancianos abrazando a sus hijos | Fuente: Pexels

Una pareja de ancianos abrazando a sus hijos | Fuente: Pexels

Publicidad

Así que esa es la primicia. Cambiar las tornas era un poco arriesgado, pero parece que ha valido la pena. ¿Fue demasiado duro? Quizá un poco, pero a veces hay que defenderse.

La madre de Claudia no es la única a la que han pillado desprevenida durante una boda. Una novia acusó a sus padres de tacaños tras recibir su regalo de boda.

Nuestra hija nos acusó de tacaños tras abrir nuestro regalo de boda y se arrepintió después de saber la verdad

Nunca pensé que tendría una hija desagradecida con la que comparto una agria relación. Sin embargo, hace poco nuestra hija mayor, Lucy, hizo imposible que no nos peleáramos.

Un poco de historia: Soy una ama de casa a tiempo completo, muy implicada en nuestra comunidad. Gracias al enorme éxito profesional de mi marido, pude disfrutar de este privilegio. Mi esposo y yo llevamos casados más de tres décadas. Tenemos tres hijas maravillosas. La mayor, Lucy, se casó la semana pasada.

Un novio con esmoquin gris | Fuente: Pexels

Un novio con esmoquin gris | Fuente: Pexels

Publicidad

Lucy se casó con su novio de la universidad, Brian. Se conocieron durante su último año en la universidad y desde entonces están juntos. Por desgracia, nuestra familia no ha pasado tanto tiempo con Lucy desde que se fue a la universidad. Solo hablábamos una vez a la semana más o menos.

Como puedo ver, Lucy y yo no compartimos los mismos intereses. Ella es una mujer de carrera, una persona ambiciosa. Parecía que quedarse en casa no era su opción. Por el contrario, eso era mi trabajo y mi felicidad a tiempo completo. Aun así, la apoyé en lo que quería y siempre fui amable con su futuro marido. Sabía que cuidarían el uno del otro y se tratarían bien.

Una mujer y un hombre mientras trabajan en un portátil | Fuente: Pexels

Una mujer y un hombre mientras trabajan en un portátil | Fuente: Pexels

Su boda fue preciosa, llena de alegría y celebraciones, como deben ser las bodas. Nuestra familia pagó la mayor parte de los gastos de la boda. Además, les hicimos un regalo de boda. Para nuestro regalo, mi marido y yo decidimos dar a Brian y Lucy algo verdaderamente significativo: la llave de nuestra casa de campo. Esta casa de campo era un lugar muy querido para nosotros, impregnado de recuerdos familiares y amor. Ha pertenecido a nuestra familia durante años.

Publicidad
Una pareja de novios el día de su boda | Fuente: Shutterstock

Una pareja de novios el día de su boda | Fuente: Shutterstock

Al día siguiente de la boda, Lucy nos llamó. Era la primera vez que nos hablaba con un tono que me pilló desprevenida. Me dijo:

"Gracias por vuestro regalo, pero, sinceramente, esperaba algo más caro que esta choza. Probablemente os la devolveremos".

Una mujer enfadada al teléfono | Fuente: Getty Images

Una mujer enfadada al teléfono | Fuente: Getty Images

Publicidad

Me quedé sin habla, pero conseguí responder: "No hay problema, querida". Antes de que terminara la llamada, Lucy insinuó que nuestro regalo era bastante barato, sin ningún signo de gratitud. No esperaba tales palabras de alguien a quien había criado y me quedé desconcertada. Tuve que hacer una pausa para digerir sus palabras y decidir cuál era la mejor manera de abordar esta situación.

Una mujer enfadada al teléfono | Fuente: Getty Images

Una mujer enfadada al teléfono | Fuente: Getty Images

Ayer invitamos a todas nuestras hijas y a sus cónyuges a la casa de campo. El plan consistía en mostrarle a Lucy el verdadero valor de esa supuesta "choza" que tan fácilmente desechaba. La casita había sido reformada recientemente, mejorando su encanto y comodidad y conservando al mismo tiempo los recuerdos que albergaba. Por supuesto, Lucy no lo sabía.

Publicidad

Lucy ni siquiera quería ir a la casita y tenía cara de fastidio cuando nos reunimos todos en una gasolinera cercana. Al llegar, todos quedamos sorprendidos por la belleza y la transformación del lugar, pero la reacción de Lucy fue la más dramática. Cuando vio la cabaña reformada, se quedó LITERALMENTE boquiabierta.

Esta obra está inspirada en hechos y personas reales, pero se ha ficcionalizado con fines creativos. Se han cambiado nombres, personajes y detalles para proteger la intimidad y mejorar la narración. Cualquier parecido con personas reales, vivas o muertas, o con hechos reales es pura coincidencia y no es intención del autor.

El autor y el editor no garantizan la exactitud de los acontecimientos ni la representación de los personajes, y no se hacen responsables de ninguna interpretación errónea. Esta historia se proporciona "tal cual", y las opiniones expresadas son las de los personajes y no reflejan los puntos de vista del autor ni del editor.

Suscríbete a AmoMama para leer las mejores historias del espectáculo y el mundo en un solo lugar.

Publicidad
Publicidad
Publicaciones similares

3 increíbles historias de vida sobre lo que las suegras se atrevieron a hacer con los vestidos de novia de sus nueras

03 de marzo de 2024

Mi suegra arruinó nuestra boda después de que mi marido y yo la echáramos de la lista de invitados - ¿Qué debemos hacer?

09 de abril de 2024

Me dijeron que mi boda fue cancelada una semana antes del gran día

04 de abril de 2024

La suegra de la novia le exige que pague su peinado, maquillaje y vestido - La mamá de la novia la escucha y la confronta

04 de marzo de 2024

Mi hija reveló accidentalmente un plan despiadado que arruinó a mi familia

15 de abril de 2024

Compré el mejor vestido que podía permitirme, pero mi suegra no me dejó ponérmelo

27 de marzo de 2024

Gente comparte sus peores historias con su suegra

01 de febrero de 2024

Grité "¡No acepto!" en mi propia boda tras una conversación con la madre del novio cuyo plan casi salió bien

26 de abril de 2024

Mi corazón se detuvo al ver lo que mi suegra le hizo a mi hijo en su 2º cumpleaños

20 de febrero de 2024

Oí susurrar a mi marido y a su madre por la noche y me cambió la vida por completo

25 de marzo de 2024

Descubrí el oscuro secreto de mi marido en nuestra primera noche de bodas

29 de marzo de 2024

Mi madre arruinó nuestra fiesta de revelación de sexo de 9.000 dólares

03 de abril de 2024

Mi cuñada me regaló el vestido de novia de su familia – Su hijo pequeño me hizo saber que era una trampa

13 de mayo de 2024

Mujer ve a su hermana quemar su vestido el día de la boda, pero le da las gracias cuando descubre el motivo

22 de mayo de 2024