NoticiasPersonas

12 de abril de 2021

Historia del día: una mujer le quiere poner a su bebé el mismo nombre que la hija de su amiga

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail

Publicidad

El nombre que le damos a nuestros hijos es un tema sumamente sensible. El día de hoy, te traemos una interesante historia que involucra un conflicto entre amigas por un nombre específico.

¿Recuerdas el momento en el que decidiste el nombre de tus hijos? Es un momento muy especial para toda madre. Para algunas, ocurre en el momento en el que ven a sus bebés por primera vez.

Para otras, es un proceso que comienza mucho tiempo antes. Pero, ¿qué harías si una querida amiga tiene en la mira el mismo nombre que tú escogiste?

Mujer embarazada toca su vientre. | Foto: Shutterstock

Publicidad

Andrea, una joven de 25 años, quedó felizmente embarazada de su primer bebé. Fue una noticia maravillosa, pues ella siempre quiso ser mamá. Tras descubrir que esperaba una niña, supo inmediatamente el nombre que quería darle: Nora.

Nora era el nombre de una mujer que fue amiga de su familia por muchos años, cuando ella era apenas una niña. Nora era amiga de su mamá, aunque era un poco mayor. A medida que la mujer fue creciendo, se fue haciendo también muy amiga de Nora.

Andrea y Nora eran ambas personas muy sensibles, con una pasión por el arte y el lado más filosófico de la vida. Pasaron mucho tiempo juntas, e incluso viajaron juntas.

Publicidad

A medida que Nora fue envejeciendo y perdiendo facultades, Andrea comenzó a cuidar de ella. El único hijo de Nora era un alcohólico que siempre estaba entrando y saliendo de rehabilitación, por lo que nunca estaba allí para ella.

Andrea fue como una hija, o quizás nieta, para Nora. Tras una fuerte crisis de salud, Nora falleció poco antes de que Andrea supiera que estaba embarazada. Decidió que llamarla Nora era la forma perfecta de honrar a su gran amiga.

Tumbas en cementerio. | Foto: Shutterstock

Publicidad

Andrea se emocionó con la idea, y decidió comenzar a hacer tarjetas con el nombre y mostrárselas a sus amigas más cercanas. Todo iba de maravilla, hasta que Susana la contactó.

Susana es una de las mejores amigas de Andrea. Luego de ver las tarjetas, le pidió en privado a Andrea que reconsiderase el nombre. Su hija menor se llama Norah (como la cantante estadounidense Norah Jones).

Todos sus hijos tienen nombres inspirados en músicos o cantantes, y Susana cree que no es justo que las dos niñas tengan el mismo nombre. Teme que su hija sienta que la bebita le roba la atención, o incluso, su identidad.

Andrea quedó anonadada. Ella estudió con otras dos Andreas, y nunca le pareció gran cosa. Así que decidió explicarle a Susana la situación: que Nora fue alguien muy especial en su vida, y que quiere rendirle tributo.

Publicidad

Sin embargo, Susana no cede ni un milímetro. Cree que Andrea debió como mínimo consultar el nombre con ella, y que debería considerar nombrar a su hija en honor a alguien más, como su difunta abuela.

Andrea señaló que ya van a usar el nombre de su abuela, como segundo nombre, pero que Nora le parece perfecto como primer nombre. Por mucho que moleste a Susana, Andrea insiste en que es el nombre que le dará a su hija.

Mujer escucha a amiga con mala cara. | Foto: Shutterstock

Puede parecer un tema banal, pero cuando son tus hijos, el mundo entero está en juego. Y, según los psicólogos, los nombres podrían tener cierta influencia en la vida de las personas.

Y tú, ¿qué crees? ¿Tiene razón Andrea en defender su decisión? ¿O debería haber al menos consultado a Susana? Cuéntanos tu opinión sobre esta historia. 

Publicidad