Oficiales de policía de Missouri hallan a niña flotando en un estanque congelado

Un hombre de Greenwood se entregó a la policía alegando que había ahogado a su hija de seis meses en un lago helado.

La manera en que dio su declaración fue sin emociones, la policía inmediatamente entró en acción y trató de salvar a la bebé antes de que fuera demasiado tarde.

Ser un oficial de policía puede ser un trabajo agotador. Además de las largas horas, existen diferentes y terribles tipos de delitos a los que se está expuesto, y un funcionario de Missouri recientemente experimentó eso con este caso.

Esta fue una situación desgarradora donde los oficiales pusieron su temple a prueba. Pero entendiendo que es parte del oficio que tan abnegadamente desempeñan día a día.

BEBÉ DE HELADA

El padre había abandonado a su pequeña hija en el estanque, cuando la policía llegó a la escena, encontraron a la bebé flotando inconsciente en el frío lago.

Afortunadamente, la bebé solo había estado en el agua diez minutos antes de que llegara la policía, lo que le dio una oportunidad de sobrevivir.

La policía contactó a los paramédicos que llegaron poco después,a la niña se le envolvió en mantas y se realizó RCP, ella rápidamente comenzó a respirar normalmente de nuevo.

La bebé fue llevada al hospital para ser vigilada, su padre fue arrestado y acusado de asalto doméstico en primer grado. Afirmó que no pudo mantener a su familia, como la causa del intento de asesinato.

OTRO BEBÉ ASESINADO

En otro caso lamentable, una madre de 25 años, Kimberly Martinez, fue declarada culpable de asesinar a su hija de 17 meses y fue condenada a 30 años de prisión.

Kimberly confesó haber envenenado a la bebé con una sobredosis de sal y fue arrestada cuando su hija fue llevada al hospital. La bebé murió cinco días después.

La madre dijo que había matado a la niña para que su marido volviera a casa. El hijo de Kimberly y la hermana gemela de la bebé asesinada están bajo custodia de servicios sociales.

"PAPÁ, POR FAVOR, NO LO HAGAS"

Como ella, un padre, Gerald Brink, ha sido condenado por asesinar a su hija de siete semanas. Gerald, de 38 años, pasará 50 años en prisión.

La bebé murió como resultado de un traumatismo craneal por fuerza bruta que causó daño cerebral, en el juicio, salió a la luz que Gerald tiene varios trastornos mentales que le impiden pensar lógicamente.

Gerald había sido condenado previamente por cargos relacionados con robo y delitos no violentos.

Hechos como este provocados intencionalmente son terribles, pero otros accidentales son tan difíciles de digerir como estos, así como el caso de Felipe, que lo reportaron desaparecido y fue encontrado muerto en su casa luego de caer dentro de la lavadora. 

ⓘ AMOMAMA.ES no promueve ni apoya violencia, autolesiones o conducta abusiva de ningún tipo. Creamos consciencia sobre estos problemas para ayudar a víctimas potenciales a buscar consejo profesional y prevenir que alguien más salga herido. AMOMAMA.ES habla en contra de lo anteriormente mencionado y promueve una sana discusión de las instancias de violencia, abuso, explotación sexual y crueldad animal que beneficie a las víctimas. También alentamos a todos a reportar cualquier incidente criminal del que sean testigos en la brevedad de lo posible.

Artículos relacionados
Personas Mar 13, 2019
Lágrimas congeladas en su cara: 38 años después, resuelven misteriosa muerte de bebé recién nacido
Dec 14, 2018
Padre arrojó a su pequeña hija del techo durante enfrentamiento con la policía
Jan 22, 2019
Niña aterrada desciende de auto con las manos arriba tras ver a policía esposar a su padre
Feb 12, 2019
Niña de 2 años falleció porque su padre la dejó en el porche y se olvidó de ella con -7ºC