NoticiasPersonas

14 de marzo de 2021

Niño de 12 años ayudó a 1650 personas a obtener su turno para la vacuna contra el COVID

Compartir
FacebookTwitterLinkedInEmail

Publicidad

El niño se dio cuenta de que había muchas personas mayores sin conocimientos tecnológicos para hacer las citas por Internet así que decidió ayudarlas como proyecto de Bar Mitzvah.

Sam Keusch es un estudiante de secundaria que con tan solo 12 años de edad que se volvió noticia por un gran proyecto que creó para ayudar a personas mayores.

Todo inició cuando el niño vio a sus padres ayudar a unos vecinos a reservar unas citas por Internet para que pudiesen colocarse la vacuna contra el coronavirus.

Sam Keusch hablando de su iniciativa. │ Foto: Captura de Youtube/ CBS News

Publicidad

Esto coincidió con el hecho de que Sam debía pensar en un proyecto para su Bar Mitzvah el cual debía estar enfocado en una forma de ayudar a su comunidad.

Aunque en principio el niño había pensado en hacer una donación, luego se dio cuenta de que podría ayudar a más personas si hacía algo similar a lo que estaban haciendo sus padres.

Sam Keusch con su familia. │ Foto: Captura de Youtube/ CBS News

Publicidad

Sam decidió que la mejor forma para hacerlo era utilizando una plantilla de sitios web de Google en la que primero se determina si son elegibles para reservar una cita para vacunarse para que luego él pueda encargarse de separar sus turnos.

De acuerdo al niño, esta no siempre es una tarea sencilla, ya que aparentemente las citas se pueden habilitar y ocupar en cuestión de segundos.

Mujer vacunándose. │ Foto: Captura de Youtube/ CBS News

Publicidad

“No puedo garantizar que voy a conseguir una cita, pero haré todo lo posible para conseguirla”, dijo, resaltando que con velocidad y persistencia se puede lograr.

Hasta ahora Sam ha logrado ayudar a 1650 personas, siendo en su mayoría ancianos a los que les cuesta realizar todo este proceso por sí mismos.

Página web del proyecto de Sam Keusch. │ Foto: Captura de Youtube/ CBS News

Publicidad

“Hay gente que me dice que por fin puede ver a sus nietos por primera vez. Y eso es increíble, porque no poder ver a tus nietos es duro”, comentó.

Sam expresó que entiende que la vacuna puede ser lo único que salve a las personas, especialmente si estas forman parte de la población más vulnerable a esta enfermedad.

Hace poco también se dio a conocer la hermosa historia de unos niños que venden corazones para ayudar a pagar el trasplante de un compañero. Para leer más al respecto, ingrese aquí.

Publicidad

En AmoMama.es hacemos todo lo posible para brindarte las noticias más actualizadas sobre la pandemia de COVID-19, pero la situación cambia constantemente. Alentamos a los lectores a consultar en línea las actualizaciones del CDС, WHO y los departamentos locales de salud para mantenerse actualizados.¡Cuídate!