logo
Shutterstock
Fuente: Shutterstock

Niño le hace RCP a un indigente: 23 años después recibe una carta sobre ser su heredero - Historia del día

Un niño de nueve años realiza RCP a un indigente y le salva la vida. Veintitrés años después, el indigente lo localiza y le envía una carta.

Publicidad

Kevin y sus amigos estaban jugando en el parque un día cuando un hombre vestido con harapos salió de entre la vegetación pidiendo ayuda. El chico, que acababa de correr hacia los arbustos para recuperar su pelota, quedó aterrorizado al verlo.

“¡Kevin, corre! No le hables”, gritaron sus amigos mientras huían, pero había algo en el hombre que hizo que el niño se congelara.

Unos sobres sobre un felpudo en la entrada de una vivienda. | Foto: Shutterstock

Unos sobres sobre un felpudo en la entrada de una vivienda. | Foto: Shutterstock

Publicidad

"¡Por favor, ayúdenme!", suplicó el hombre con dificultad para respirar. Se veía terrible y olía muy mal, pero Kevin notó rápidamente que el hombre no podía respirar correctamente.

Sin embargo, debido a la apariencia andrajosa del individuo, el chico tenía miedo.

“Voy a llamar a alguien. Por favor espere”, le gritó Kevin mientras intentaba alejarse, pero el hombre lo agarró de la mano y tiró de él.

“Por favor, llama a una ambulancia ahora. No puedo respi...”. El hombre de repente colapsó y cayó al suelo.

Lee más: Indigente se protege del frío en viejo auto abandonado: un día lo prenden fuego con él allí - Historia del día

Publicidad

Kevin miró a su alrededor. No vio a ningún adulto y sus amigos lo habían dejado solo. “¿Qué hago ahora? ¿Debo ir a casa y llamar a mamá?”. De repente, el niño recordó la lección de primeros auxilios que había aprendido en la escuela y cómo hacer RCP.

El padre de Kevin, Andrés Wilches, era médico de oficio y le había enseñado a su hijo que, en una emergencia, era fundamental ayudar a la persona o moriría.

Por eso el chico no perdió mucho tiempo buscando ayuda. Se arrodilló, colocó sus pequeñas manos sobre el pecho del hombre y comenzó el procedimiento.

Niños practicando reanimación cardiopulmonar en la escuela. | Foto: Unsplash

Niños practicando reanimación cardiopulmonar en la escuela. | Foto: Unsplash

Publicidad

Kevin inicialmente intentó solo las compresiones torácicas, las cuales no fueron efectivas, pero Kevin no se dio por vencido.

Continuaba con las compresiones torácicas mientras realizaba la respiración boca a boca. Continuó haciendo eso por un minuto. Después de algunos intentos, el hombre despertó sobresaltado y, en ese momento, otra persona en el parque notó a Kevin.

“¿Qué pasó? ¿Están bien?”, preguntó el hombre preocupado mientras se acercaba al chico y al pobre hombre.

El niño negó con la cabeza. “¿Podría llamar a una ambulancia para él? Está enfermo”.

Publicidad

Preocupado por la salud del pobre señor, el hombre llamó a emergencias y enviaron una ambulancia al parque.

Mientras lo subían al vehículo, el pobre hombre le indicó a Kevin que se acercara a él. “Gracias”, le dijo en voz baja al chico. “Ayudaste a un indigente y nunca lo olvidaré. ¿Cómo te llamas?”.

“Mi nombre es Kevin Wilches”, respondió el niño. “Por favor, mejórese pronto”.

El hombre le sonrió al chico y cerró los ojos. Kevin nunca volvió a verlo ni a encontrarse con él después de ese día.

Hombre sin hogar recostado sobre el suelo. | Foto: Pexels

Hombre sin hogar recostado sobre el suelo. | Foto: Pexels

Publicidad

Habían pasado 23 años. Kevin tenía 32 años. Tenía esposa e hija. Pero, a diferencia del pasado, cuando fue alabado por su heroica hazaña al salvar a un indigente, ahora solo lo citaban como un mal ejemplo.

Kevin era un abogado en apuros que no había obtenido ni una sola victoria en ninguno de los casos que había representado. Sin duda, eso había dañado su reputación y, en un momento, ¡no tuvo casos durante todo un año!

Su esposa, que era dentista, era el principal sostén de la familia y los ingresos de Kevin eran casi insignificantes, pues solía pasar meses sin ganar nada.

“Algún día, verás, seré un abogado famoso”, decía, a lo que su esposa Casandra lo miraba con severidad y respondía: “Claro, Kevin. Espero que suceda antes de que todos nos vayamos al más allá”.

Publicidad

Kevin se sentía terrible cuando Casandra se burlaba de él de esa manera, pero nunca respondía porque admitía que era su culpa.

Una mañana estaba sentado frente a la mesa del comedor para desayunar cuando sonó el timbre.

“Kevin, ¿puedes ver quién toca la puerta?”, dijo su esposa desde la cocina mientras estaba ocupada batiendo huevos para unas tortillas.

Mujer cocinando una tortilla de huevos. | Foto: Pexels

Mujer cocinando una tortilla de huevos. | Foto: Pexels

Publicidad

“Sí, cariño, iré a ver”, dijo el hombre, caminando hacia la puerta y abriéndola. Pero no había nadie. “Debe haber sido algún niño del vecindario que salió corriendo después de tocar el timbre”, dijo mientras se giraba para ir adentro.

Pero luego notó que había un sobre en el felpudo de la entrada. Tenía un sello de “URGENTE”.

Kevin lo recogió y se dio cuenta de que iba dirigido a él, aunque el sobre no tenía identificación del remitente.

“Kevin, ¿por qué tardas tanto?”, preguntó Casandra mientras se acercaba a la puerta principal.

Lee también: Mujer se convierte en multimillonaria después de besar a un mendigo - Historia del día

Publicidad

“Alguien me envió una carta, cariño”, respondió el hombre, “Pero no hay remitente”.

“Debe ser algo relacionado con un caso. Ahora date prisa. El desayuno se está enfriando”.

Kevin tenía curiosidad, así que abrió la solapa del sobre. Dentro había una carta y una tarjeta de presentación de un hombre llamado Jaime Andrade. Cuando abrió la carta y comenzó a leerla su pasado pasó ante sus ojos.

Hombre escribiendo una carta a mano. | Foto: Pexels

Hombre escribiendo una carta a mano. | Foto: Pexels

Publicidad

Estimado Kevin,

Espero que estés bien. No sé si me recuerdas, pero yo nunca podré olvidarte. Eras un niño cuando me salvaste la vida. ¿Recuerdas al indigente al que le diste resucitación cardiopulmonar? Sí, ese era yo.

Gracias a ti, Kevin, no morí ese día y viví una vida feliz. Pero si recibiste esta carta, significa que ya no estoy vivo.

Yo era un hombre de negocios muy rico y mi socio me engañó y me robó todo, dejándome sin hogar. Mi esposa y mis hijos tuvieron que soportar muchas dificultades.

Desafortunadamente, mi esposa no pudo soportar la tensión, enfermó y falleció. Después de su muerte, sus padres tomaron la custodia de mis hijos porque me culparon por la muerte de su madre.

Publicidad

Estaba solo y agotado. Perdí la esperanza y comencé a vagar por las calles como un indigente. Solía ​​creer que nadie se daría cuenta si moría. Pero el día que me salvaste me enseñaste que todavía hay personas bondadosas en este mundo.

No sé cómo agradecértelo, Kevin. Como me salvaste ese día pude rehacer mi vida. Construí mi negocio desde cero e incluso reclamé todo de mi socio traicionero.

Ahora tengo una herencia multimillonaria y todo mi patrimonio te pertenece a ti. ¡Eres el heredero absoluto! Podría habérselo dado a mis hijos, pero sé que prefieren el dinero a su padre.

Espero que no rechaces mi regalo. Debes haber encontrado el contacto de mi abogado. Por favor, llámalo cuando hayas leído esta carta.

Publicidad

Su nombre es Jaime Andrade. Dejaré su tarjeta de presentación en el sobre. Me alegro de haber podido pagar tu bondad.

Atentamente,

Jefferson Lucumi.

Hombre con rostro preocupado sentado en un sofá. | Foto: Pexels

Hombre con rostro preocupado sentado en un sofá. | Foto: Pexels

Publicidad

Al leer la carta, Kevin llamó al Sr. Andrade de inmediato para preguntar por Jefferson y se enteró de que ya no estaba vivo. Resultó ser que le habían diagnosticado cáncer y solo le quedaban unos meses de vida.

En sus últimos días, estaba decidido a encontrar a Kevin y devolverle su favor, por lo que contrató a un detective privado que tardó varios meses, pero finalmente dio con su paradero.

Hasta la fecha, Kevin nunca ha olvidado cómo lo ayudó Jefferson. Lo primero que hizo con el dinero que le dejó fue establecer Lucumi y Asociados, un bufete de abogados dedicado al hombre que lo había ayudado.

Abrir la empresa resultó ser un amuleto de la suerte para Kevin. Después de eso, comenzó a obtener mejores casos e incluso contrató a un equipo de abogados bajo su mando para que lo ayudaran con los casos.

Publicidad

Ahora es un abogado famoso y está eternamente agradecido con Jefferson por su ayuda.

Hombre vestido de traje sentado frente a un escritorio y otras personas en una elegante oficina. | Foto: Pexels

Hombre vestido de traje sentado frente a un escritorio y otras personas en una elegante oficina. | Foto: Pexels

¿Qué podemos aprender de esta historia?

Publicidad

La bondad engendra bondad. Kevin salvó la vida de Jefferson y este salvó la carrera y el futuro de Kevin brindándole asistencia financiera.

Nunca dudes en ayudar a alguien que lo necesite. La forma en que Kevin ayudó al indigente cuando ninguno de sus amigos lo hizo es un excelente ejemplo de cómo nunca debemos ignorar las solicitudes de ayuda de nadie.

Comparte esta historia con tus amigos. Podría alegrarles el día e inspirarlos.

Lee más: Pobre madre soltera alberga a indigente: al día siguiente él desaparece y deja maleta con $100.000 - Historia del día

Publicidad

Este relato está inspirado en la historia de un lector y ha sido escrito por un redactor profesional. Cualquier parecido con nombres o ubicaciones reales es pura coincidencia. Todas las imágenes mostradas son exclusivamente de carácter ilustrativo. Comparte tu historia con nosotros, podría cambiar la vida de alguien. Si deseas compartir tu historia, envíala a info@amomama.com.

Puedes dejar tu mensaje en la sección de comentarios y suscribirte a AmoMama para leer las mejores historias sobre el espectáculo y el mundo en un solo lugar.

Publicidad
info
¡Por favor, ingresa tu correo electrónico para que podamos compartir contigo nuestras mejores historias!
Al suscribirse, usted acepta nuestra Política de Privacidad
Publicidad
info

La información contenida en este artículo en AmoMama.es no se desea ni sugiere que sea un sustituto de consejos, diagnósticos o tratamientos médicos profesionales. Todo el contenido, incluyendo texto, e imágenes contenidas en, o disponibles a través de este AmoMama.es es para propósitos de información general exclusivamente. AmoMama.es no asume la responsabilidad de ninguna acción que sea tomada como resultado de leer este artículo. Antes de proceder con cualquier tipo de tratamiento, por favor consulte a su proveedor de salud.

Publicaciones similares

Indigente halla el diario personal de una chica en el basurero y corre a ayudarla - Historia del día

08 de marzo de 2022

Mujer huérfana cree que los padres de su novio están muertos hasta que los conoce accidentalmente - Historia del día

11 de marzo de 2022

Hijo en duelo guarda foto de su madre fallecida: accidentalmente ve mensaje en el reverso y se da cuenta de que no es ella - Historia del día

23 de mayo de 2022

Niña toma la mano de indigente para ayudarlo a subir escaleras: su madre enferma recibe $530.000 para cirugía como recompensa - Historia del día

22 de mayo de 2022

Abuela oye a su nieto burlarse de niño que vive en una camioneta y usa ropa vieja - Historia del día

17 de mayo de 2022

Niño encuentra enorme caja en la puerta en invierno: oye un grito fuerte desde el interior - Historia del día

10 de febrero de 2022

Niño llora en la tumba de su madre diciendo "llévame contigo" hasta que siente la mano de una mujer en su hombro - Historia del día

10 de mayo de 2022

Mesera nota a hombre con un niño en el restaurante: el chico luce pálido y no quiere comer - Historia del día

11 de abril de 2022

Hermana hereda mansión: hermano recibe casa abandonada y encuentra un piso oculto allí - Historia del día

25 de marzo de 2022

Pobre señor que limpia aeropuertos ve un bolso roto en avión abandonado: halla dinero y una nota adentro - Historia del día

22 de abril de 2022

Hombre le hace RCP a mujer sin hogar: días después se despierta siendo millonario - Historia del día

03 de abril de 2022

Millonario llama a la policía por indigentes durmiendo en su calle: su hija se entera y se marcha rápidamente - Historia del día

18 de marzo de 2022

Viudo pobre que lucha por alimentar a sus trillizos adoptados recibe una carta de Santa - Historia del día

09 de mayo de 2022

Juez oye a su hijo burlarse de niño cuyo padre es el albañil que les construye su mansión - Historia del día

10 de febrero de 2022

logo

AmoMama crea contenido interesante y útil para mujeres. En Amomama recogemos y contamos historias de gente de todo el mundo.

Creemos firmemente que la historia de cada ser humano es muy importante y ofrece a nuestra comunidad una oportunidad para que ninguna mujer se sienta sola en sus sueños, creencias y sentimientos. Nuestro contenido toca los corazones y no deja indiferente a nadie.

InstagramFacebookYoutube
© 2023 AmoMama Media Limited